El New York Times pide derogar la Ley de Ajuste Cubano

Cubanos en Costa Rica. Foto: ticotimes.com
Cubanos en Costa Rica. Foto: ticotimes.com

HAVANA TIMES (dpa) — El diario estadounidense “The New York Times” pidió hoy en un editorial al Congreso de los Estados Unidos que derogue la Ley de Ajuste Cubano y la política de “pies mojados- pies secos”, al considerar que son las causantes de la crisis migratoria de cubanos en Centroamérica.

“El Congreso debería derogar la Ley de Ajuste Cubano de 1966” y la política de “pies secos – pies mojados”, pidió el editorial del “New York Times”, que considera que esas legislaciones son “una reliquia de la Guerra Fría que están impidiendo la normalización de relaciones entre Washington y La Habana”.

El diario neoyorquino consideró que si el Congreso no lo deroga, la administración Obama debería negociar “un nuevo acuerdo con el gobierno cubano para hacer que la inmigración ordenada sea la norma”. Y propone que “aquellos cubanos que lleguen a Estados Unidos sin autorización sean devueltos a no ser que demuestren un miedo creíble de persecución”.

El “New York Times” también pidió derogar el “Programa de Parole para Profesionales Médicos Cubanos”, establecido por el gobierno del republicano George W. Bush en 2006, que permite entrar a Estados Unidos a los profesionales sanitarios de la isla que participen en misiones internacionales del gobierno cubano.

El gobierno de Raúl Castro y el exilio cubano de Miami también coinciden con el “New York Times” en la necesidad de derogar la Ley de Ajuste Cubano y la política de “pies secos-pies mojados”, al considerar que alimentan la inmigración ilegal.

Pero el gobierno de Barack Obama se resiste ante el temor de que el anuncio del fin de esta medida provoque una avalancha de inmigrantes cubanos antes de que cambie la ley.

La Ley de Ajuste Cubano de 1966 ofrece a los cubanos que llegan a Estados Unidos, independientemente de si lo han hecho legal o ilegalmente, una vía rápida a la residencia legal -un año y 1 día después de llegar al país- y más tarde a la ciudadanía estadounidense.

Según la política de “pies secos-pies mojados”, Estados Unidos repatria a todos los cubanos que intercepta en el mar (“pies mojados”) intentando entrar de forma irregular al país. Los que pisan suelo norteamericano (“pies secos”) pueden tramitar un permiso de residencia permanente.

Además, al igual que otros refugiados, los cubanos pueden recibir cupones de alimentos y beneficiarse de Medicaid, la sanidad pública para los pobres, y de Medicare, para los mayores de 65 años.

El deshielo entre Washington y La Habana ha puesto en cuestión los privilegios de los que disfrutan los inmigrantes cubanos en Estados Unidos.

El resto de inmigrantes pueden tardar décadas en conseguir la residencia legal y, si han entrado en el país sin documentos, se arriesgan a ser deportados. En Estados Unidos es prácticamente imposible encontrar indocumentados cubanos.

Estados Unidos y Cuba restablecieron formalmente relaciones bilaterales el pasado mes de julio, después de más de medio siglo de ruptura y enfrentamiento ideológico.


10 thoughts on “El New York Times pide derogar la Ley de Ajuste Cubano

  • el 11 enero, 2016 a las 9:27 pm
    Permalink

    Esta ley es un absurdo en estos tiempos acaso yo les pregunto a los cubanos durante 50 años no han sido capaces de traer abajo a un régimen como los Castro muchos gobiernos dictatoriales en Sudamérica el pueblo mismo los hizo sucumbir pero uds que les pasó miraron al sur de la Florida como su única salvación y les voy a decir una gran verdad la mala fama q tienen de q nos les gusta trabajar viven del gobierno de los beneficios de este país dicen estar huyendo del régimen cuando pasa un año un día vuelven a su isla como turistas a gozar de lo q no pudieron cuando estaban allí supuestamente en esa famosa carcel llamada Cuba no señores esto se tiene q acabar y uds mismos puedan buscar su libertad uniéndose como país y recuperar su legado q no es la Florida sino esa isla llamada Cuba

  • el 25 diciembre, 2015 a las 11:57 am
    Permalink

    Ya se conoce al colombiano encargado de los editoriales del NYT para el tema Cuba – USA. El personaje incluso estuvo invitado en La Habana con atenciones de rey.

    Yo creó que esta petición de eliminar la Ley de Ajuste forma parte del show del cierre de la frontera de Nicaragua para llamar la atención internacional y después meter el periodicaso e influir en el Congreso.

    Realmente no se esta tomando en serio el escenario próximo de la tormenta perfecta de la caída de Maduro y Dilma. Al final de una forma u otra serán los USA los que tendrán que asumir la estampida similar a la crisis de los balseros o la implosión interna dentro de Cuba con los Castro disparen al pueblo tirado para la calle.

    En mi opinión todos los editoriales y la comunidad internacional debería presionar seriamente a Raúl Castro para que levante el bloqueo interno al bienestar del pueblo cubano. Así como lo están haciendo para que Maduro respete la voluntad del pueblo venezolano.

  • el 24 diciembre, 2015 a las 8:04 am
    Permalink

    Javier:

    Yo soy de los que coincide en que hay que revisar la ley, porque está bueno ya de descaro; y sí sé que parte del exilio está de acuerdo con eso; ahora bien, llenarse la boca para decir que el exilio está de acuerdo en derogarla, al igual que la dictadura, me parece, cuando menos una grosera invención, la diga el NYT, o la diga quien la diga.

  • el 23 diciembre, 2015 a las 3:13 pm
    Permalink

    Por lo que se, el NYT esta bien, pero bien lejos de ser un periodico “comunista” y muchisimo menos de ser un vocero del “Granma” o de los gobiernos de Cuba o Venezuela.
    Hay un monton de compatriotas que han abusado y siguen abusando de la Ley de Ajuste y eso lo sabe la mitad de Miami. Ya incluso se estan alzando voces que cuando menos, hay que revisarla.
    Y soy tan cubano como cualquiera que escribe aqui pero al Cesar lo que es del Cesar. Son otros los tiempos que corren y al que no le guste el NYT, que se suscriba al Nuevo Herald si es que quieren una opinion “non biased” (que lo dudo mucho).

  • el 23 diciembre, 2015 a las 11:44 am
    Permalink

    Javier:

    Con pararme en cualquier esquina de Miami y preguntarle al que pasa, ya tendría para demostrar milveces que eso que cito es una mentira descomunal, además, una bofetada al sentido común. Hay que tener mucho desprecio a la inteligencia del cubano.

    ¿A quién le cabe en la cabeza que a los cubanos se les ocurra pedir que les quiten un privilegio como ese que nadie más tiene, a quién? Esto no es serio, y publicarlo de esa manera, menos seri todavía cuando no hay una encuesta que lo avale ni de lejos.

    Todavía no he visto a un extranjero protestar por la ley de inversiones que los privilegia a ellos completamente sobre los ciudadanos cubanos (Cosa que sí es denigrante, bochornosa, inconstitucional y todo lo que venga detrás); ¿Por qué los cubanos entonces sí tienen que protestar por sus privilegios?

    Parece que el NYT en este caso creyó que los cubanos son retrasados mentales, cosa que me da un tufillo a asesores castristas, que no engaña a nadie.

  • el 22 diciembre, 2015 a las 6:40 pm
    Permalink

    El NYT tiene de serio, la misma seriedad que tiene el Granma, Cubadebate, Maduro, Sean Penn, la que tenía García Márquez, y Aruca, ¿se le podrá llamar seriedad a todos los que le hacen el juego a la dictadura?. Un periódico que sea bias, no es serio, el NYT se presta mas bien ha ser un testaferro de la dictadura castrista . Eso nos tiene sin cuidado al que sepa la verdad cubana. ¿dónde está la encuesta de éste periódico, quiénes son los que participaron en ella?.

  • el 21 diciembre, 2015 a las 7:39 pm
    Permalink

    “Pies secos.., pies mojados”: Una despiadada burla al pueblo cubano.

    Hermanos Cubanos, sinceros saludos, es profundamente lamentable y totalmente incomprencible la existencia de una ‘ley’, que en su esencia contradice el supuesto objetivo que persigue., O sea que dicha ley persigue amparar a las victimas del regimen, sin embargo estas son consideradas como tales no en dependencia de la represion sufrida, sino en dependencia del estado de sus pies, secos o mojados, “le zumba la berengena”, luego Nuestros Hermanos son sometidos a pruebas de la dignidad humana en un pais democratico precisamente al arrivar a el, como lo es por ejemplo el “bautizo” de Miami, algo parecido hoy dia on-line en la Web, muchos han tenido que “secarse los pies dentro del agua” para llegar a ese bautizo, despues de haber atravezado el infierno maritimo, todo esto es tristesa, dolor y bochorno para todo el que de verdad se sienta Cubano, y en tal condicion rechazamos rotundamente tanto la propia ‘ley’, como a los arquitectos y promotores de tan inmoral y polpulista proyecto, “Siempre he predicado que la no violencia exige que los medios que utilizamos deben ser tan puros como el fin que perseguimos. He intentado dejar claro que está mal utilizar medios inmorales para alcanzar un fin justo. Pero debo afirmar ahora que también está mal, todavía peor, utilizar medios morales para preservar un fin inmoral”. Martin Luther King.

    (y) PAZ (y) TOLERANCIA (y) FE y <3 ENTRE CUBANOS (y) DIALOGO (y)

    B| **********Que Dios bendiga Nuestra Patria********** B|

    Autor: Cuba – Queremos Frente Ciudadano.
    Email: [email protected]
    Jose Miguel Lamoru Turro = Boris Cuba Moscu

  • el 21 diciembre, 2015 a las 3:19 pm
    Permalink

    Jorge Alejandro, asumo que el NYT es un periodico serio y no creo que publiquen cosas por publicar. Puedes escribirles y pedirles que se retracten, o mejor aun, reunir firmas entre cubanos enojados y mandarle una carta protestando por sus afirmaciones. Tambien puedes ponerles una demanda por publicar mentiras (en el paraiso de las demandas, eso es musica para los oidos de los abogaduchos).Buena suerte!

  • el 21 diciembre, 2015 a las 3:11 pm
    Permalink

    EL NYT se me parece cada vez más a Cubadebate. Sospechoso un órgano de prensa tan sesgado a favor de los intereses del gobierno cubano y en contra de la población cubana.

  • el 21 diciembre, 2015 a las 12:48 pm
    Permalink

    “El gobierno de Raúl Castro y el exilio cubano de Miami también coinciden con el “New York Times” en la necesidad de derogar la Ley de Ajuste Cubano y la política de “pies secos-pies mojados”, al considerar que alimentan la inmigración ilegal”.

    En lo que al exilio respecta, esto es una mentira rotunda. No sé de dónde rayos saca el NYT. semejante disparate, a no ser que los lamebotas de CAFE y otros grupitos de neocastristas disfrazados de exiliados sean los que los asesoren.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *