El espíritu de Mandela: Obama estrecha la mano de Raúl Castro

Por Isaac Risco y Kristin Palitza

HAVANA TIMES (dpa) — Un gesto inédito en casa del icono de la reconciliación: Barack Obama se acercó hoy en el funeral de Nelson Mandela a estrechar por primera vez la mano de Raúl Castro, en una imagen no vista en décadas entre presidentes de Estados Unidos y Cuba.

La imagen dio rápidamente la vuelta al mundo. Fue un saludo breve pero cortés, y de un enorme simbolismo. Obama tendió la mano a Castro mientras se dirigía al estrado para pronunciar su discurso en homenaje a Mandela. El hermano menor de Fidel Castro aceptó el saludo y le sonrió. Ambos intercambiaron además unas pocas palabras.

Washington y La Habana rompieron vínculos diplomáticos hace más de medio siglo tras el triunfo de la revolución de Fidel Castro, y mantienen una enconada enemistad ideológica desde entonces.

Los mandatarios de ambos países no se han encontrado en décadas y se han evitado siempre en cumbres internacionales. Sobre todo Estados Unidos prestaba atención a impedir imágenes que mostraran a un inquilino de la Casa Blanca cerca a los hermanos Castro, la “bestia negra” para los electores en Florida, donde vive una gran comunidad anticastrista de origen cubano.

La última vez que dos presidentes en ejercicio de ambos países se saludaron fue en 2000 durante una cumbre de la ONU en Nueva York, según la cadena BBC. Entonces, sin embargo, no hubo fotos y la Casa Blanca negó inicialmente el saludo entre Bill Clinton y Fidel Castro.

Fue el líder cubano el que se acercó al presidente estadounidense, reconocieron después. También el ex mandatario Jimmy Carter se ha fotografiado junto a Fidel Castro en La Habana, aunque sólo tras dejar el cargo y cuando era ya más conocido como activista de ideas progresistas.

Obama y Raúl Castro fueron dos de los líderes extranjeros escogidos para el especial honor de pronunciar un discurso en homenaje a Mandela. Ambos simbolizan quizá como pocos los polos opuestos de los admiradores de Madiba, el político que reconcilió al que era quizá el país más desigual del mundo, dividido por el muro racial.

Pese al acercamiento, Obama y Castro dejaron también patentes sus diferencias en Johannesburgo. “Hay muchos líderes que claman solidaridad con la lucha por la libertad de Madiba, pero no toleran la disidencia de su propia gente”, dijo el estadounidense entre aplausos, quizás en una alusión al régimen cubano.

Mandela es reconocido como símbolo “de consagración inclaudicable a la lucha revolucionaria por la libertad y la justicia”, dijo por su parte Castro.

Cuba fue un temprano aliado de los movimientos de emancipación en África y mandó tropas a luchar en Angola, entre otros contra las fuerzas del Apartheid sudafricano.

Mandela agradeció siempre el gesto a Fidel Castro, al que calificaba como un “amigo” y al que no volvió nunca la espalda pese a las críticas internacionales por la situación de los derechos humanos en la isla.

Obama ya había hablado recientemente de la necesidad de cambiar las políticas de Washington hacia la isla, después de más de medio siglo de sanciones económicas estadounidenses. El embargo, el más largo de la historia moderna, es ampliamente criticado a nivel internacional.

Se “empiezan a ver cambios” en Cuba, aseguró Obama a comienzos de noviembre en la capital del exilio cubano, Miami, como una forma de reconocer las reformas de mercado del castrismo. El presidente estadounidense pidió a la vez un enfoque más “creativo” en la política frente a Cuba.

Uno de ellos podría ser la imagen que lo muestra por primera vez tendiendo la mano a Castro, pese a la fuertes diferencias que los separan. Simbólicamente, el lugar elegido fue el funeral de Mandela, convertido en el icono de la reconciliación en el mundo entero.


15 thoughts on “El espíritu de Mandela: Obama estrecha la mano de Raúl Castro

  • el 16 diciembre, 2013 a las 8:46 am
    Permalink

    Miranda:

    Sólo déjame argumentarte algo: aquí no hay trolls. Cada cual opina según su brújula. Lástima que te hayan bloqueado, ahí no puedo hacer nada. Y en cuanto a disparates, permíteme decirte que en las dos orillas abundan y de todos los colores. Creo que son parte de la cubanía.

  • el 15 diciembre, 2013 a las 11:59 am
    Permalink

    Ja!!!, Uno de los mas plurales?, No es asi y hasta se contradicen , a mi me han bloqueado y hasta han sido modificados mis comentarios aun cuando han estado ajustados a todas las estipulaciones requeridas por el blog, solo, me imagino yo por haberse encontrado las verdades demasiado duras de refutar, sabiendo Circles que siempre podra contar con uno de ustedes que aunque se salga con el disparate mas grande del mundo, pero siempre saldran a la palestra. Si tu supieras que una de las razones por las que yo tambien comento aqui es, no porque creo en que “algun dia”, sino que ya mismo en este momento todos los cubanos si podemos estar en el mismo sitio, aunque pensemos diferentes, o si no cuando es que empezaremos a comportarnos democraticamente civilizados?. Saludos.

  • el 14 diciembre, 2013 a las 4:52 pm
    Permalink

    Oppiano:

    No tengo idea de que habrás dicho para ser “baneado”. En todo caso hay que respetar y atenserse a la línea editorial del sitio, del cual sigo pensando que es uno de los más plurales que hay en la red sobre temas cubanos.

    Debo exhortarte a que me leas de nuevo, porque no dije que Obama debía disculparse con Cuba, sino con Sudáfrica, pues EEUU mantuvo a Mandela hasta 2008 en su lista negra de terroristas. Evidentemente esperaron más de la cuenta, vaya uno saber por qué razones realmente.

    En cuanto a lo que afirmas del millón de cubanos en la Florida, no debes perder de vista que en la Isla también debe haber al menos otro millón (un poco más, me atrevo a afirmar) que decidieron a favor de otro rumbo, y también son cubanos, además de que siguen en el suelo patrio. Me dirás que aunque sea una minoría, los primeros merecen respeto y vivir en su patria, y en eso concuerdo contigo. Una de las razones por las que comento acá, es porque pienso que en algún momento todos podremos estar en el mismo sitio, al margen de diferencias. Sólo que no creo que con presiones externas se va a lograr eso, pues de continuar la injerencia, esos dos millones seguiremos mirándonos con mala cara per secula seculorum…

  • el 14 diciembre, 2013 a las 4:40 pm
    Permalink

    Jorgealejandro:

    Yo estoy claro en todo eso que comentas. Por algo Mandela sigue siendo hasta el día de hoy una de las pocas personalidades internacionales que logra poner de acuerdo a su favor a tanta gente distinta. Ahora, como bien admites, EEUU lo tuvo en la dichosa lista por demasiado tiempo. Para 2008 (¡14 años después de que Mandela asumiera la presidencia!) ya todos los poderes de la nación del Norte debían haber estado más que convencidos de que el hombre no era un terrorista. Pero nada, ahí lo mantuvieron. Ahora, también sería loable que analizáramos por qué siempre en Washington se demoraban tanto en admitir ciertas realidades respecto a Sudáfrica, como sucedió en tiempos de Ronald Reagan, cuando tras el pretexto del “constructive engagement”, siguieron ayudando a perpetuar el régimen del apartaheid, el cual, dicho sea de paso, siempre practicó un enérgico terrorismo de Estado contra todo aquel que amenazara el status quo de la segregación racial, así que, en tal caso, bien podríamos hablar de terrorismo versus terrorismo. El individual contra el institucionalizado Y objeciones al sistema político aparte, creo conveniente recordar que Cuba fue un factor sine qua non para sentar a los sudafricanos a la mesa de negociaciones. Que le pregunten si no a Chester Crocker.

  • el 12 diciembre, 2013 a las 1:02 am
    Permalink

    Bueno, ni soy estadista , y de haberlo sido ,y de la nación más poderosa del mundo, yo jamás me habría dejado arrobar , por la memoria de ningún buen difunto, y darle la mano , a mi ENEMIGO. Pero, el mundo no funciona como yo quisiera, porque en ese caso, no existiría, el régimen de La Habana…

    En lo personal, me molestó verlo saludar, tan amistosamente, …saludar protocolariamente, se puede,
    pero amistosamente, no creo que lo debió hacer, pero ya pasó y no importa que me inconforme, ya es historia…y me pregunté, pero cómo puede el espíritu de Mándela, revolotear, e influir a Obama, y este extenderle la mano, al enemigo histórico… y ese mismo espíritu, no influenció, al otro, …y el recién 10 de diciembre, día internacional de los DD.HH., toda manifestación fue reprimida (todos ya hemos visto las fotos que han circulado).

    Cosas del mundo espiritual, pero me imagino que Mándela, desde donde está, debió desaprobar tal acción,contra y más, porque Cuba , acaba de ser “incomprendidamente” premiada con una curul, precisamente en la O.N.U, para velar y hacer cumplir LOS DERECHOS HUMANOS…

    ISIDRO, bueno es la tercera vez que posteo y no me publican,me banean, pero,lo voy a decir, de un modo que espero no moleste a HT, ¿crees realmente, que Cuba merece esa disculpa que mencionas, y merece ser removida, de esa lista.?

    Que Mándela, descanse en paz, con la vista puesta en SUDÁFRICA, …si mira a las Antillas, no descansará.

  • el 11 diciembre, 2013 a las 8:41 pm
    Permalink

    Obama , será recordado, por su ambivalencia,su mano temblorosa, para “castigar” el régimen de la Habana, entre otras cosas, además por afroamericano, algo que no volverá a suceder (un presidente negro en USA) pero ese no es el asunto,el asunto es este: “Obama estrecha la mano de Raúl Castro”; habrá quién lo haya visto bien, y hasta lo justifique , pero lo cierto es que hay en EE.UU. una enorme comunidad de exiliados cubanos, dignos exiliados cubanos, que se sintió, incomodo, traicionado (también fuera de USA) sintieron que también habían caminos “diplomáticos, para evitar este encuentro,este saludazo” y de inevitablemente tener que producirse,mínimo, menos cortesia, algo de frialdad, o al menos tener la dignidad de Angela Merkel , y su “saludo” en la Cumbre que se celebró en Chile. Las razones , son miles, y de todos conocidas, …y si no lo son, bastaría con hurgar un poquito, en el estrecho de la Florida, y encontraríamos, millones de ellas (tumbas anónimas de cubanos), para que este saludo, no se hubiera producido.
    Isidro y no creo que eso que dices sobre “disculparse”, con el régimen (por estar en la lista de países terroristas), tenga ningún fundamento, muchas menos, que para este amistoso saludo, y no hace falta ni que yo lo argumente, pues bastaría un “paseito” por la red, para darnos cuenta, lo sustentado que está esa inclusión en tal lista.

  • el 11 diciembre, 2013 a las 5:03 pm
    Permalink

    Isidro:

    Mandela no fue siempre el gran lider humanista que admiramos hoy. Hubo un Mandela joven que coqueteaba hasta con el terrorismo; ese fue el que estuvo en la lista (Verdad es que demasiado tiempo): El Mandela de antes de la carcel. Hubo otro Mandela durante y despues de la prision, el Mandela admirable que paso por un proceso de maduracion politica y etica, donde se dio cuenta de que muchas de sus estrategias de lucha no eran las correctas. De ese proceso salio un gran lider que, sobre todas las cosas no uso de su prestigio ni de su autoridad moral para erigirse en amo de una nacion; no para imponer un sistema politico, ni para desunir a los sudafricanos (Y pudo haberlo hecho, y sugerencias de venganza y represalias no deben haberle faltado) sino que supero todas las miserias humanas que caracterizan a loos gobernantes cubanos y logro una nacion unida y democratica. Sobre todo abandono el poder cuando considero necesario hacerlo, Leccion que muchos que se dicen admiradores de su obrsa ignoran a conveniencia por completo; y pretenden eternizarse en tronos levantados a base de la desunion de sus naciones, de la exclusion de los ciudadanos, de la represion al disenso; y de la tergiversacion de la realidad lograda a partir de coartar las libertades y los derechos civiles..

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *