Campesinos con nueva libertad de mercado

Por Circles Robinson

El Hotel Ambos Mundos en La Habana Vieja.

HAVANA TIMES, 22 nov. — El gobierno de Cuba permitirá a los campesinos individuales y colectivos comercializar directamente con la industria turística, un cambio dirigido a incentivar  la calidad de los productos y las entregas oportunas.

La  medida  entrará en vigor a partir del primero de diciembre, y los precios se establecerán por el mercado, en lugar de ser determinados por funcionarios, según reportó la prensa oficialista cubana, este lunes.

Durante el pasado, el largo camino de obstáculos entre los campos y las restaurantes de los hoteles ha sido una queja constante, tanto de la industria agrícola, como de la turística. Sin embargo, hasta la fecha había sido imposible romper con la inercia de décadas.

Las nuevas reformas económicas implementadas por el gobierno de Raúl Castro han acabado con restricciones, ahora llamadas innecesarias, relacionadas con la venta de vehículos y viviendas y las licencias para gran cantidad de pequeños negocios privados.

La flexibilización del régimen burocrático del gobierno de Raúl Castro en el sector agrícola es consistente con el objetivo de incrementar la producción y la oferta del mercado, buscando disminuir la factura de comida importada que es cada vez menos sostenible.

Reuters apunta que “los pobres servicios y la deficiente alimentación  son algunas de las razones que citan frecuentemente los turistas para no regresar a la isla”. Se espera que la nueva reforma, con una relación mucho más directa entre  el campesino y el comprador, mejore la situación.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *