Artistas cubanos brindan su apoyo a la comunidad LGBTIQ+

Por Irina Echarry

HAVANA TIMES – Una declaración bajo el título: Sensibilizar, reflexionar y multiplicar la solidaridad con la comunidad LGBTQ+ en Cuba, espera por tu firma en la plataforma Change.org. Respaldada por varios artistas e intelectuales cubanos, es un llamado contra los extremismos, y a favor de las luchas por un mundo mejor.

A partir de la consulta popular sobre el anteproyecto de Constitución, que tuvo lugar en 2018, se ha vivido en el país un auge de expresiones y manifestaciones fundamentalistas de parte de sectores religiosos que se oponen al matrimonio igualitario.

Esa oposición se hizo notar en el espacio público con campañas abiertamente en contra del artículo 68 (eliminado después) que consideraba al matrimonio como la unión entre dos personas, preparando el terreno legal para el matrimonio entre personas del mismo sexo.

También las redes sociales son un espacio de expresión, y no siempre con el tono ni el conocimiento adecuado. Por eso este texto sirve para aclarar varios puntos, pues no se debe confundir “la sexualidad con las relaciones sexuales, la identidad de género con la sexualidad”, ni presentar “la orientación sexual y los feminismos como ideologías”.  

Explica también la distancia que existe entre homosexualidad y pedofilia para desterrar la confusión sobre el tema: “La orientación sexual pertenece a la vida privada de cada persona y debe respetarse como tal. Ninguna persona adulta debería ser juzgada, despreciada o discriminada por amar a otra persona adulta, ni por querer constituir una familia con ella. Mientras, el abuso sexual infantil es un acto delictivo y no una expresión de amor libre”. 

Los firmantes dejan claro que Cuba es un país laico, por lo tanto debe existir separación entre Iglesia y Estado: “Las iglesias no pueden pretender incidir de manera alguna en el funcionamiento jurídico de una república, como tampoco que sus creencias regulen los derechos y deberes del Estado y de los ciudadanos. A la ciudadanía cubana le corresponde expresarse a favor de una Cuba en la cual la fe mayor sea la de un país verdaderamente inclusivo”.

Con el fin de evitar la promoción de discursos de odio y la discriminación de grupos históricamente violentados, la declaración  “exhorta a todas las figuras públicas, cuya voz tenga un alcance social relevante por el trabajo que realizan, a actuar con responsabilidad a la hora de compartir información en sus redes sociales o espacios públicos”.

Además, invita a defender siempre el derecho de todas las personas a ser tratadas por igual, “sin importar su orientación sexual, identidad de género, color de la piel, lugar de procedencia, ideología, religión o poder adquisitivo, y esto significa que deberíamos respetar que todas tenemos iguales derechos. Los derechos humanos son universales y no se plebiscitan”.  

Notables artistas como Haydée Milanés, Daymée Arozena, Fernando Pérez, Nelda Castillo,  Kelvis Ochoa, Luis Alberto García, Eme y Equis Alfonso, Jorge Perugorría, Jacqueline Arenal, Juan Carlos Cremata, hasta sumar más de mil personas, han dado ya su firma en apoyo a  “las luchas por la emancipación de las mujeres y contra la violencia de género y por el reconocimiento de los derechos de las personas LGTBIQ+, condenando así todas las expresiones de fundamentalismo religioso que atenten contra el bienestar social.  



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.