Almagro: Censura de Ortega costó vidas por Covid-19

El secretario general OEA señaló que las “fuerzas autoritarias” del hemisferio “aprovecharon” la pandemia para “aumentar la represión”.

Por Ana Lucía Cruz  (Confidencial)

Luis Almagro

HAVANA TIMES – El secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, denunció —en el marco del Día de los Derechos Humanos— que las dictaduras instaladas en Nicaragua, Cuba y Venezuela aprovecharon el contexto de la pandemia de la covid-19 para “aumentar la represión” y “aferrarse al poder”.

En el caso de Nicaragua, Almagro señaló que el régimen de Daniel Ortega impulsó “esfuerzos para censurar cualquier información sobre la pandemia”, lo cual denunció “costó vidas” al pueblo nicaragüense. Hasta la fecha, oficialmente, en el territorio nicaragüense se contabilizan 5 887 contagios y 162 decesos, mientras que la sobremortalidad de diversas enfermedades asociadas a la covid 19, como neumonía e infartos, proyecta más de 7 000 muertos.

El funcionario de la OEA asegura que en el país los individuos o medios de comunicación, que estén dispuestos a hablar abiertamente sobre la situación de la covid, son “apuntados”.

“Debemos tener cuidado de no minimizar las implicaciones de la pérdida de democracia en Venezuela, Nicaragua y en definitiva su pérdida de hace décadas en Cuba”, advirtió Almagro.

Durante la conferencia sobre “Derechos Humanos y Democracia en Cuba, Venezuela y Nicaragua”, Almagro apuntó que la pandemia ha enseñado que “el autoritarismo es un virus que cruza fronteras” y que “sus malas prácticas se extienden por fuera de sus condiciones nacionales”, a través la “corrupción, violencia y crimen organizado que propagan”.

En consecuencia, afirmó que “debemos ser más conscientes y más responsables para actuar y tener un hemisferio libre de dictaduras”.

En el evento virtual estuvieron presentes el expresidente de Costa Rica Luis Guillermo Solís, el opositor nicaragüense José Pallais, exviceministro de Relaciones Exteriores de Nicaragua; María Werlau, directora ejecutiva del Archivo de Cuba; Ana Julia Jatar, editora en jefe de El Planeta Media de Venezuela; y Carlos Ignacio Suárez, administrador adjunto en la Oficina de la USAID para América Latina y el Caribe (LAC).

“Persisten” violaciones de derechos humanos en Nicaragua

El expresidente de Costa Rica Luis Guillermo Solís recordó que en el caso de Nicaragua  y Venezuela, a través de diferentes organismos internacionales, se ha denunciado que estos han cometido “crímenes de lesa humanidad”.

“Estamos hablando de violaciones masivas a los derechos humanos, asesinatos políticos, verdadero terrorismo de Estado que se ha hecho en el caso de Venezuela y Nicaragua, claramente, con la intensión de intimidar a la oposición, de llevar miedo a la calle”, señaló.

Al respecto, Almagro aseguró que en el caso de Nicaragua y Venezuela “el aplazamiento de las instituciones, no solo de cooptación de los poderes” se han “visto” en “procesos lentos, graduales, procesos de los mil pasos, en los cuales va afirmándose una cooptación del poder del Estado y las instituciones, hasta estas dejan de responder a la Constitución de la República y a la ley, para erigirse en instrumentos de opresión”.

En tanto, el exdiplomático nicaragüense José Pallais resaltó que tanto Cuba, Venezuela y Nicaragua “siguen sometidos a regímenes totalitarios, bajo el mismo modelo de violaciones sistemáticas y masivas de los derechos humanos”.

Pallais detalla que en el caso de Nicaragua “hay un estado policial con el cierre de todos los espacios democráticos”, destacando que “todas las garantías constitucionales están restringidas”.

“El Estado lo controla todo, con quién te reúnes, a donde te diriges, qué hablas, incluso, se ha dotado de nuevas leyes para cortar la libertad de expresión en las redes sociales e impedir el financiamiento de las ONG’S que trabajan en la promoción de la democracia, en especial, en las dedicadas a la defensa de los derechos humanos”, señaló.

Pallais: régimen “no está dispuesto a colaborar con la OEA”

El opositor advirtió además que en el contexto de las elecciones generales, programadas para noviembre de 2021, en Nicaragua “no existen condiciones habilitante o un ambiente apropiado para considerar que son factibles unas elecciones justas, libres y competitivas”.

Pallais señala que el Gobierno de Nicaragua  sigue sin cumplir lo establecido en la resolución aprobada en la Asamblea General de la OEA, donde ese organismo llama a implementar reformas electorales necesarias para garantizar elecciones libres, justas y transparentes en 2021.

El opositor advierte que, contrario a lo solicitado por la OEA, el régimen de Ortega ha cercenado la oportunidad de la oposición para organizarse; incrementó el deterioro de las instituciones democráticas y los derechos humanos; y no se avizora el inicio de negociaciones inclusivas y oportunas sobre reformas electorales significativas y consistentes con los estándares internacionales.

El exviceministro nicaragüense asegura que el régimen de Ortega “no cree en la democracia, no está listo y no está dispuesto a colaborar con la OEA (en los puntos establecidos en la resolución de la Asamblea General) y dar pasos necesarios para que en 2021 salgamos de esta crisis en forma cívica y democrática”.

Pallais indica que “si no se condena seriamente su naturaleza y la consecuencia de sus políticas”, el régimen de Daniel Ortega podría implementar nuevamente “un fraude al mejor estilo del castrochavismo”, lo cual advierte traería al país “sufrimiento”, “mayor pobreza, violencia, impunidad, más crímenes de lesa humanidad y mayor inestabilidad de la región”.

El representante de la Oficina para América Latina y el Caribe de la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID, por sus siglas en inglés), concuerda en que el régimen de Ortega es “particularmente peligroso”, por lo que indicó que la situación de violaciones a derechos humanos que ocurren en el país está “en el radar de los Estados Unidos”.

Lea más noticias de Nicaragua en Havana Times.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *