Venezuela recorta divisas para viajeros y controla boletos aéreos

HAVANA TIMES (dpa) – El gobierno venezolano redujo hoy el monto de las divisas que autoriza para los viajes al exterior y las remesas y limitó sólo para residentes el pago en moneda nacional de los boletos aéreos, con lo cual espera ahorrar más de 1.500 millones de dólares al año.

El jefe del Centro Nacional de Comercio Exterior (CNCE), Alejandro Fleming, señaló que las medidas forman parte del nuevo esquema cambiario aprobado por el presidente Nicolás Maduro, que tendrá una tasa preferencial de 6,30 bolívares por dólar para estudiantes e importaciones de medicinas y alimentos y otra de 11,30 bolívares para el resto de las operaciones.

Señaló que con los ajustes, que extreman las normas dentro del control de cambios, las autoridades enfrentarán a las “mafias” que buscan adueñarse de las “divisas que son del pueblo”.

Los venezolanos que anteriormente recibían 3.500 dólares para sus viajes al exterior ahora recibirán de acuerdo al destino un máximo de 3.000, verán descontados unos 300 dólares de las compras por Internet y además los destinos tendrán montos diferentes.

Fleming dijo que los viajes a la ciudad de Miami, en Estados Unidos, se multiplicaron y calificó de “inconcebible” que Venezuela haya destinado en 2013 unos 40 millones de dólares sólo en remesas dirigidas a venezolanos residenciados en países en desarrollo.

Ahora las remesas tendrán un monto máximo de 166 dólares mensuales por persona para venezolanos en el extranjero.

Explicó que los viajeros a Aruba, Bonaire, Costa Rica, Curazao, Panamá, Perú y el estado de Florida, podrán solicitar divisas por 1.000 dólares para viajes de más de ocho días.

Asimismo, dijo que las líneas aéreas sólo podrán vender boletos en moneda local a venezolanos, al afirmar que “mafias” compraban pasajes a extranjeros que pasaban por Venezuela y pagaban los boletos en bolívares, los cuales eran cambiados a una tasa en el mercado paralelo, que es 10 veces el oficial.

“Hay mafiosos de otros países que venían, cambiaban las divisas a un dólar paralelo, que es ilegal, haciéndose de boletos que corresponden a los venezolanos. Queremos preservar para los venezolanos la posibilidad de acceder a un boleto de viaje”, alegó.

Fleming dijo que los cambios le permitirán ahorrar al país 1.576 millones de dólares, que fue el cálculo que se realizó sobre el monto que fue “defraudado” al país en 2013.

“Estamos en un proceso de racionalizar y ordenar el uso de las divisas para lograr avances en blindar todo el sistema de administración de divisas, para que las divisas estén protegidas de la mafias organizadas que buscan desestabilizar al gobierno”, aseveró.

Fleming dijo que a las líneas aéreas que soliciten divisas para repatriación de capitales sólo se le reconocerán los boletos vendidos a venezolanos y que no reconocerá los vendidos en bolívares a extranjeros.

“Una persona que no está legalmente residenciada en Venezuela no puede tener un boleto de ida y vuelta porque sería un inmigrante ilegal. Las aerolíneas deben respetar las normativas”, recalcó.

Las aerolíneas que operan en Venezuela reclaman una deuda de más de 2.500 millones de dólares. Algunas han dejado de vender boletos debido a los pérdidas que enfrentan.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *