Eta se degrada a depresión tropical y sale de Nicaragua

Fotografía de una vivienda que fue abandonada por sus habitantes debido a las lluvias por la proximidad del huracán Eta, en Bilwi, // Foto: EFE

Eta se encuentra en territorio hondureño. Gobierno advierte que lluvias persistirán en el Pacífico de Nicaragua, especialmente en Rivas

By Confidencial

HAVANA TIMES – La tormenta Eta se degradó en una depresión tropical este miércoles al cruzar la frontera entre Nicaragua y Honduras y se mantendrá como tal durante su paso por este último país hasta alcanzar nuevamente las aguas del Caribe rumbo a Cuba otra vez fortalecida.

No obstante, la bajada significativa de sus vientos máximos, que ahora no pasan los 55 km/h, el Centro Nacional de Huracanes (NHC) de Estados Unidos alertó que las inundaciones “repentinas” y “potenciales” continuarán en varias zonas de Centroamérica.

En la madrugada de este jueves el centro de Eta fue localizado a unos 150 kilómetros al sur de La Ceiba, Honduras.

Aunque de momento no hay advertencia costera alguna, Nicaragua y Honduras deben continuar monitoreando el progreso de este sistema, avisa el NHC. Lo mismo deben hacer a partir de ahora Belice, el oeste de Cuba y las Islas Caimán.

Lluvias seguirán en Nicaragua

El Sistema Nacional para la Prevención, Mitigación y Atención de Desastres (Sinapred) informó a las 6:45 p.m que Eta, ya convertida en depresión tropical, salió del territorio nicaragüense.

El director general de Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales (Ineter), Marcio Baca, explicó que tras el paso de Eta seguirá lloviendo en varias regiones del pacífico del país, pero con mayor incidencia en el sur, especialmente en el departamento de Rivas.

“Ya Eta como un sistema fuera del territorio nacional, lo que nos queda son los efectos indirectos, que está ocasionando producto de la enorme energía que este sistema presentó”, declaró.

Sin embargo, las autoridades de Nicaragua advirtieron la persistencia de lluvias en todo el país y la saturación de suelos en distintas partes del territorio nacional, principalmente en el Caribe Norte de Nicaragua.

Eta dejó en el territorio nicaragüense un rastro de graves pérdidas y las precipitaciones se espera que se extiendan hasta el siete de noviembre. El fenómeno marcó su ruta por el Triángulo Minero aún como un huracán de categoría 1, luego se enrumbó como tormenta tropical hacia San José de Bocay y Wiwilí, Jinotega, saliendo hacia Honduras como una depresión tropical.

Los daños ocasionados por el paso de Eta en Nicaragua, según el reporte de comunitarios y del Sinapred, se registraron principalmente en las zonas de Bilwi, Wawa Bar, Haulover, Sandy Bay, Siuna, Bonanza y Rosita.

Entre las principales incidencias se encuentran caídas de árboles,tendido eléctrico, derrumbes, desprendimientos de techos, viviendas parcial y totalmente destruidas, dos personas soterradas, unas 30 mil personas refugiadas, daños en la infraestructura en centros de estudio y hospitales, puentes colapsados por la crecida de ríos y propiedades inundadas.

Su curso

Los efectos de Eta, tanto por lluvias asociadas como por vientos con fuerza de tormenta, podrían afectar en los próximos días a Jamaica, el sureste de México, El Salvador, el sur de Haití e Islas Caimán.

En la trayectoria prevista se espera que el centro de Eta se mueva por Honduras hasta el jueves por la tarde, y previo giro hacia el noreste emergerá sobre el golfo del país centroamericano mañana por la noche.

Se pronostica que la depresión se fortalezca una vez ingrese a las aguas del Caribe y se acerque como tormenta a las Islas Caimán y al oeste de Cuba este fin de semana.

Recuerdos de Mitch

Eta generaría precipitaciones “con las mismas características” del huracán Mitch

El paso del huracán Eta ha traído a la memoria de los nicaragüenses al devastador huracán Mitch, que según las cifras oficiales en 1998 dejó un total de 2863 personas fallecidas en Nicaragua. El agrometeorólogo Agustín Moreira afirmó, en una entrevista con Esta Noche y CONFIDENCIAL, que el huracán Eta (ahora depresión tropical) -aunque hasta el momento no registra un gran número de fallecidos- es igual al Mitch por la cantidad de precipitaciones que está y seguirá generando en los próximos tres días.

“Tiene las mismas características que lo que sucedió con el huracán Mitch, porque nos están generando condiciones de grandes precipitaciones. La única diferencia es que Eta se dio en una topografía totalmente diferente”, afirma.

Moreira explica que, pese a la diferencia en la velocidad de los vientos y la zona de impacto, el huracán Eta y el Mitch tienen presiones barométricas similares, es decir, una extrema acumulación de agua. Además, ambos tuvieron velocidades de traslación menores a los 20 kilómetros por hora.

“El huracán Mitch tuvo 902 milibares de presión barométrica y el huracán Eta tuvo 934 milibares… Sin embargo, en la primera ocasión las afectaciones la tuvimos en la zona de occidente donde tuvimos el percance del volcán Casita, pero ahorita lo tenemos en la zona norte, donde hay una topografía totalmente diferente con montañas que están generando las condiciones actuales como son las inundaciones, derrumbes y desbordes de ríos”, explica.

Guillermo González, director del Sistema de Nacional de Prevención, Mitigación y Atención de Desastres (Sinapred), afirmó a medios oficiales que las características de Eta son más parecidas a las del huracán Joan o Juana, registrado en octubre de 1988, con una categoría 4 y vientos de 240 kilómetros por hora. Según el reporte oficial, el fenómeno ocurrido hace 32 años dejó 121 personas fallecidas, 19 desaparecidos y más 220 000 damnificados.

Lea más reportajes en Havana Times.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *