Coalición revive el espíritu de lucha de abril en Nicaragua

Los principales movimientos opositores de Nicaragua anunciaron este viernes la creación de la Coalición Nacional, para “cambiar la forma de hacer política”, como una alternativa al sistema establecido por el sandinista Daniel Ortega, al que consideran una “dictadura”. EFE/Jorge Torres.

Convocan a una organización política nacional para salir de la dictadura, llaman a trabajadores del Estado, exiliados, y a la diáspora

Por Carlos F. Chamorro  (Confidencial)

HAVANA TIMES – La oferta política de la Coalición Nacional, presentada este viernes por la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia y la Unidad Nacional Azul y Blanco, para sacar del poder a Ortega y desmantelar el régimen dictatorial, apunta a un “cambio de cultura política” para reconstruir Nicaragua.

El llamado de la Coalición es a la inclusión de todas las fuerzas democráticas para unirse en la lucha cívica contra la dictadura, por los derechos humanos, la libertad de los presos políticos, reformas electorales y la restauración de Nicaragua.

“Por eso hicimos un énfasis en invitar y convocar a todas las fuerzas políticas nicaragüenses para que la conformen. Hemos tenido pláticas con organizaciones políticas, principalmente partidos políticos, para que se vayan incorporando en este proceso que esperamos sea lo más corto posible para definir bien qué es la Coalición Nacional, pero el diseño básico ya lo trabajamos en reuniones bilaterales”, indicó Juan Sebastián Chamorro, director ejecutivo de la Alianza.

El plazo político para la conformación de la Coalición Nacional es el 25 de febrero, sin embargo, esta no es una fecha límite. Si bien se escogió este día por el simbolismo político de la derrota electoral del FSLN en 1990 por la Unidad Nacional Opositora que llevó a la presidencia a Violeta Barrios de Chamorro. Lo importante, según el director ejecutivo de la Alianza, es tener solidez en la conformación de esta organización.

“Si es posible tener la Coalición antes, se va a hacer antes. Lo que queremos es que la Coalición alcance el objetivo de la inclusión máxima posible. No queremos generar una camisa de fuerza de hacerlo antes ni hacerlo después. Lo importante es que sea una Coalición sólida, representativa, incluyente y democrática”, externó el vocero de la Coalición.

Félix Maradiaga junto a Juan Sebastián Chamorro, ambos de la Coalición Nacional. Confidencial

La Coalición no se limitará al tema electoral. También insistirá en que, la raíz de las violaciones a los derechos humanos, persecución de presos políticos, opositores y excarcelados, ocurren porque el orteguismo usurpa el poder de un “Estado que no es democrático”.

“No estamos abandonando en ningún momento la lucha por las libertades y por la justicia transicional. A la par de la Nicaragua nueva que nosotros vamos a reconstruir, se requiere organización política nacional”, expresó Félix Maradiaga, miembro del Consejo Político de la Unidad Nacional y también vocero de la Coalición.

Sobre la elección de candidatos a cargos populares, en caso de que se produzca un adelanto de elección o unos comicios transparentes, Chamorro afirmó que dicha selección no será al dedazo, sino a través de un proceso democrático, pero hasta que se incorporen los demás actores a la Coalición Nacional.

“Este va a ser un tema a discutir, y va a ser un tema acalorado, porque tenemos que asegurar la legitimidad de un proceso democrático en las condiciones actuales, porque debemos tomar en cuenta de que es difícil hacerlo, aunque sea un proceso de elecciones primarias. Una situación compleja desde el punto de vista político, pero es un tema —dijo— que se va hablar cuando estén conformados todos los demás miembros”.

Comisiones en municipios y departamentos

Chamorro y Maradiaga explicaron que, si bien la Alianza Cívica y la Unidad Nacional tienen una sola voz dentro de esta nueva coalición, conservarán la identidad de cada una de las partes, así como sucederá con el resto de movimientos que se adhieran en las próximas semanas.

Maradiaga enfatizó que ni la Unidad Nacional ni la Alianza Cívica por sí solas van a “halar la carreta de la reconstrucción de Nicaragua”. Insistió en que el proceso es necesariamente inclusivo y apuestan a que ciudadanos que no han pertenecido a ningún partido político ni han formado parte de la plataforma de estas dos organizaciones, puedan participar en este proceso de construcción de la Coalición.

“En el espacio territorial van a haber comisiones de trabajo que van a incorporar a las personas que quieran ser parte. En resumen, este es un reconocimiento pleno de que la reconstrucción de Nicaragua requiere de la mayoría de los nicaragüenses”, consideró Maradiaga.

Por su parte, Chamorro agregó que aquellas personas que están afiliadas a los distintos partidos políticos también podrán ser parte de la Coalición. Consideró que no se debe quitarles la posibilidad a los ciudadanos de pertenecer a ella por el hecho de que un líder de esa organización haya cometido un acto que “históricamente ha sido reprobable”.

“Lo queremos hacer más incluyente, por eso estamos insistiendo mucho en el concepto de reconstruir Nicaragua. La dictadura destruyó la institucionalidad y el sistema electoral, por eso estamos proponiendo reformas. La dictadura destruyó la economía, el sistema social, entonces la idea de esta Coalición es cambiar la cultura política en Nicaragua y reconstruirla hacia una cultura incluyente”, manifestó.

Demandan reformas electorales creíbles

La semana pasada, la Asamblea Nacional anunció una reforma a la Ley Electoral. El diputado Gustavo Porras advirtió que esta solo será discutida con el Consejo Supremo Electoral (CSE), afín al Gobierno, y los partidos políticos que tienen representación en el Parlamento, excluyendo de esta manera a los movimientos sociales y políticos organizados tras la Rebelión de Abril.

El experto constitucionalista, Gabriel Álvarez, miembro del Grupo Pro Reforma, presenta la propuesta. Foto: Carlos Herrera.

Durante la presentación de la agenda legislativa 2020, Porras aseguró que la reforma electoral se realizará con el objetivo de “fortalecer el voto popular, el sistema de partidos políticos, la organización electoral y el sistema técnico electoral dirigido por el Consejo Supremo Electoral”. Luego, enfatizó: “Le vamos a dar seguimiento para que nadie en este país siga diciendo que los diputados no hacen nada”.

Chamorro consideró que, ante una reforma que trastoca la posible solución a la crisis nacional, la dictadura debería realizar una consulta lo más amplia posible, si no se convertiría en una reforma “cosmética” que no tendría legitimidad, pues solo estaría tomando en cuenta a una “falsa oposición” y no a la que está representada por la Alianza Cívica y la Unidad Nacional, que se organizó tras la masacre orteguista contra las protestas ciudadanas que se alzaron contra el Gobierno.

Maradiaga explicó que en las conversaciones que han tenido con la Organización de Estados Americanos (OEA) y otras instancias internacionales, existe un reconocimiento mutuo de que sin una reforma electoral que le regrese la confianza al sistema y que sea realmente sustancial, no habría ninguna credibilidad en unos comicios presidenciales.

“La comunidad internacional nos ha asegurado de que están vigilantes y de que están conscientes que una reforma electoral que el régimen negocie a espaldas de la gente y solamente con partidos colaboracionistas, es una reforma electoral que no dará la garantía ni llevará un reconocimiento internacional del régimen”, indicó.

Sobre el impacto que tiene la creación de la Coalición en el entorno internacional, Chamorro manifestó que, al hacerse la convocatoria, se organizó una reunión con los embajadores acreditados en el país, para explicar la naturaleza de la organización.

“Con relación a las sanciones solo te puedo decir que va a ser el actuar dictatorial de los gobernantes lo que va a levantar o no estas sanciones y, a como va la cosa, solo puedo decir que pareciera que las sanciones se van a recrudecer y que no van a entrar a compás de espera”, especificó.

Llamado a trabajadores del Estado, exiliados y diáspora

La Coalición se pronunció ante el clima de incertidumbre que prevalece entre los funcionarios públicos por la crisis de la dictadura. Juan Sebastián Chamorro, de la Alianza Cívica, aseguró que el llamamiento a integrar la Coalición también es para los servidores públicos; a los oficiales de la Policía Nacional y a todos esos trabajadores que ha desarrollado su labor en bien del servicio público y que han cumplido su misión sin entrar a cometer ningún ilícito. “Ellos tienen cabida en la nueva Nicaragua”, aseguró.

Una de las principales preocupaciones de la Coalición es la recuperación de la productividad del país y de la confianza que han perdido los inversionistas para venir a Nicaragua. Maradiaga enfatizó que, cuando se refieren a “reconstrucción de Nicaragua”, el principal objetivo es reiniciar económicamente con el pie derecho.

“Se han perdido más de 400 000 empleos; el exilio es una realidad que está conectada al régimen. En ese sentido hay una conversación bastante avanzada de un contrato social que no es retórico, que está enfocado en recuperar la productividad y confianza en el país. Insistimos en que la principal sanción que tiene Nicaragua es el régimen de Daniel Ortega, el régimen que ha causado desempleo, el que está causando la falta de confianza internacional en el país para atraer inversión de calidad”, reiteró Maradiaga.

Para los más de 80 000 exiliados que están en Costa Rica y la diáspora nicaragüense, Chamorro explicó que la Coalición pretende que estos formen una parte fundamental en todo el proceso, pues sin ellos “esta fotografía de la Nicaragua” que quieren construir no podría estar completa.

“Es evidente que estas agrupaciones van a tener un espacio en la Coalición, un lugar fundamental, el voto en el exterior es una de las demandas históricas de los nicaragüenses en el exterior, así como su representación en la Asamblea Nacional, que pueda haber diputados que representan a los nicaragüenses en el exterior”, aseguró.

Juan Sebastián recordó el espíritu de unidad que copó Nicaragua en abril de 2018, cuando los ciudadanos salían a las calles y no se preguntaban si eran de un partido político o de determinada agrupación. “Que retraiga ese espíritu de inclusión, de pertenencia a un cambio, es lo que queremos revitalizar con el lanzamiento y la convocatoria de esta Coalición”, insistió.

El panorama económico

Aunque la situación económica no apunta a una mejoría, algunos analistas alegan que la recesión se está normalizando y que la gente se está acostumbrando a vivir en esta situación. El Gobierno continúa imponiendo más impuestos y reduciendo subsidios sin que esto genere un brote de protesta como la ocurrida en 2018.

Chamorro argumentó que no hay protestas porque la Policía Nacional se ha impuesto por la vía del terror, el asedio y la agresión cada vez que la ciudadanía ha intentado realizar una movilización. Aunque los expertos apuntan a un acostumbramiento de las personas, el directivo de la Alianza Cívica, reitera que la situación va a peor.

“En esta semana casi un centenar de personas fueron despedidas de instituciones financieras y es un elemento que lo vamos a estar viendo más y más de cerca. El hecho de que la crisis económica se haya de alguna manera estancado no significa crecimiento, es decir, realmente se dio una caída enorme en los meses de 2018 y ha quedado en un estado muy deprimido”, expresó.

A la imposición de reformas tributarias y eliminación de subsidios hay que sumar, según Chamorro, la eliminación de programas públicos de apoyo a la pobreza y la falta de financiamiento externo, para darnos cuenta que la estabilidad que algunos perciben es a un nivel muy inferior comparado con años anteriores.

El exdirector de Funides no cree que vengan nuevos inversionistas a Nicaragua y tampoco que aumente la actividad económica si no existe una solución al problema político que se puede alcanzar si se realizan elecciones libres y transparentes y se recupera la institucionalidad.

“(Si no se soluciona el conflicto político) los inversionistas no van a venir, los empleos se van a seguir perdiendo, las exportaciones van a seguir cayendo, la crisis económica se va a recrudecer y el Gobierno va a tener que cortar más subsidios y aumentar los impuestos”, argumentó.

Un “celeste cielo” invadió redes sociales

Desde el jueves por la noche, las redes sociales amanecieron copadas con perfiles que tenían como foto principal o de portada, una imagen de color celeste cielo. Las cuentas de la Alianza Cívica y de la Unidad Nacional se apropiaron de los colores y en Twitter y Facebook todos hablaban de un posible anuncio de unidad. En efecto. A eso de las 10:30 de la mañana del viernes, en el salón de un hotel capitalino, se anunció la creación de la Coalición Naciona

“Lo que hemos tratado de hacer es inspirar, y motivar con el de que la nueva Nicaragua no le pertenece a una Coalición Nacional. Nosotros queremos recuperar ese respeto a la bandera azul y blanco, en el sentido de que ningún partido político está por encima de la bandera, por eso decidimos escoger un color neutral como un signo de humildad y de inclusión en el sentido de que esta lucha no la podemos librar solos, va a requerir de todos los nicaragüenses sin ningún tipo de exclusión ideológica”, explicó Maradiaga.

Hace unas semanas la Alianza Cívica y la Unidad Nacional anunciaron una “separación” para redefinir los roles de ambas organizaciones, que desencadenó un sinnúmero de especulaciones de una ruptura de la oposición. El error de comunicación fue subsanado con el anuncio de la Coalición, sin embargo, dejó algunas experiencias.

“El error que cometimos con el tema de la supuesta separación nos hizo reflexionar mucho sobre la importancia de tener un programa comunicacional, claro, preciso, que le diga a la gente qué es lo que quiere esta Coalición, qué es lo que nosotros ofrecemos a las nuevas generaciones y las generaciones existentes”, detalló Chamorro.

Maradiaga: “Queremos recuperar ese respeto a la bandera azul y blanco, en el sentido de que ningún partido político está por encima de la bandera”.

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *