Matemos, que la Patria nos lo agradecerá

Yordanka  Caridad

Podría hablar de la incitación a la violencia en los textos del antiguo testamento, base primera de lo que es, desde hace muchos siglos, la religión más difundida, para ser más explícita la religión más poderosa.  Pero no son esos los textos que en este momento me llaman la atención, quizá sí más adelante.

Ya sabemos que la violencia es, sino el más terrible, uno de los peores males  que tiene la humanidad .   Todos, en un momento u otro, nos quejamos de su influencia, de lo que provoca.   Pero no dejamos de cantarle.

Uno de los modos de cantar a la violencia – nosotros, gente común, que no tenemos el poder de decidir contra quiénes guerreamos o no –  son los himnos nacionales.

¡Blasfemia!  Esta loca se va a atrever a mancillar la patria, la base donde se sustentan el principio, la moral, el honor de cada pueblo, o sea: su símbolo representativo, con el que todos en un país están de acuerdo sea cual sea su filiación política (aunque algunos gobiernos corten estrofas de los himnos a su conveniencia particular).

Es muy difícil crear valores  en contra de la violencia en un niño o niña que, cuando va a la escuela  debe aprender, entre las primeras cosas que aprenden todos los escolares, la letra del himno de su país.

La mayoría de los himnos a los que les he prestado atención – incluido el de mi país –  contienen una carga para nada sublime de violencia: sangre, fiereza, combate, armas, muerte.   Todo en nombre de la patria.

El himno de México reza así: ¡Guerra, guerra sin tregua al que intente/De la patria manchar los blasones!/¡Guerra, guerra!  Los patrios pendones/En las olas de sangre empapad.

El de Francia me provoca horror: Marchemos, hijos de la patria,/Que ha llegado el día de la gloria.  El sangriento estandarte de la tiranía/Está ya levantado contra nosotros (bis)
¿No oís bramar por las campiñas/A esos feroces soldados?/Pues vienen a degollar
A nuestros hijos y a nuestras esposas.  (…) ¡A las armas, ciudadanos!/¡Formad vuestros batallones!/Marchemos, marchemos,/Que una sangre impura/Empape nuestros surcos.

En Azerbaiyán encontré menos sangre, pero igual: ¡Azerbaiyán!  ¡Azerbaiyán!
Tierra querida de hijos valientes,/todos nosotros listos para dar nuestras vidas por ti./Todos nosotros potentes para derramar nuestra sangre por ti./Vivo felizmente con tu tricolor.

En los Estados Unidos el asunto de la “defensa” les viene de muy atrás según: ¡Oh así sea siempre, en lealtad defendamos/Nuestra tierra natal contra el torpe invasor!/A Dios quien nos dio paz, libertad y honor,/Nos mantuvo nación, con fervor bendigamos./Nuestra causa es el bien, y por eso triunfamos./Siempre fue nuestro lema “¡En Dios confiamos!”

Cabo Verde tiene un himno desde 1996, me gusta mucho
Canta, hermano
Canta, mi hermano
Que la libertad es himno
Y el hombre la certeza.
Con dignidad, la semilla entierra
En el polvo de la isla desnuda;
En el despeñadero de la vida
La esperanza es el tamaño del mar
que nos abraza
Centinela de los mares y los vientos
Perseverante
Entre estrellas y el Atlántico
Entona la canción de libertad.
Canta, hermano
Canta, mi hermano
Que la libertad es himno
Y el hombre la certeza.

En nombre de la patria, de la libertad, nosotros, la supuesta especie más inteligente que habita en la tierra, nos la hemos pasado matándonos unos a otros (no voy a hablar de las plantas y animales).

Lo más terrible es que resulta un enorme y vicioso círculo ese asunto de siempre andar liberándonos de un “invasor” de un “tirano.”

Si hay que quitar del camino (o sea, despojar de la vida) a cinco, 2 mil,  a un solo ser humano en nombre de la “libertad,” en nombre de la “patria,” entonces no vale mucho esa “visión” que se tiene sobre la patria y la libertad.  Entonces hay que buscar otro modo de verlas, al menos uno que no exija tanta sangre en nuestras manos.

Caridad

Caridad: Si tuviera la oportunidad de escoger cómo sería mi próxima vida, me gustaría ser agua. Si tuviera la oportunidad de eliminar algo de lo peor del mundo borraría el miedo y de todos los sentimientos humanos prefiero la amistad. Nací en el año del primer Congreso del PCC en Cuba, el día en que se celebra el orgullo gay en todo el mundo. Ya no vivo al este de la habana, intento hacerlo en Caracas y continúo defendido mi derecho a hacer lo que quiero y no lo que espera de mí la sociedad.


6 thoughts on “Matemos, que la Patria nos lo agradecerá

  • el 22 diciembre, 2010 a las 8:50 pm
    Permalink

    Es precisamente por nuestra naturaleza irracional que nos cuesta trabajo trascendernos. El artículo de Caridad habla de ideales, de humanismo, y parece que luego de miles de años hablando de lo mismo no han bastado para comprender. Los humanos no somos precisamente los que más nos merecemos una doctrina que nos defienda por encima de todas las cosas.
    ¿Hemos dejado de ser animales? ¿Nos exime la conciencia del instinto de violencia que compartimos con el resto de las especies? Creo que más bien hemos utilizado la inteligencia para perfilar nuestros impulsos violentos, y en eso sí que nos vamos por encima.
    Este mismo comentario, así como los demás que aparecen más abajo, demuestra nuestra beligerancia innnata, hasta en el uso de las palabras. Ese belicismo ha evolucionado, aunque todavía parezcamos monos peleandonos por una fruta verde, sino, porqué el planeta se destruye entre nuestras manos y la humanidad, como conjunto, no consigue tomar ninguna medida enérgica? Es como si fuéramos el cerebro de un gigante cuyo cuerpo no podemos gobernar. ¿Anarquía imperceptible?

  • el 15 diciembre, 2010 a las 5:58 pm
    Permalink

    LEE A MARTÍ

  • el 6 noviembre, 2010 a las 11:44 am
    Permalink

    Segunda parte…Los Himnos son “mensajes Subliminales”,que “penetran” en tu Suconciente,que hace que te “identifique” con Alguna Cosa(en este caso Tu pais),si miras en los eventos deportivos,los atletas lloran cuando oyen el Himno de su pais(si es que ganan por supuesto)…tambien parte del himno,estan los colores de la bandera(los colores tambien tienen Efectos en el Subconciente”) envian “mensajes”! que te “identifica” con el pais de Origen..los jugadores Nacional de Beisbol cubano,llevan los colores de la bandera,y es igual en la mayoria de los paises del mundo!…asi…como dices! te “enseñan” a AMAR CUBA!,tambien la mayoria de los paises hacen lo mismo…nosotros .que salimos del pais por una causa u otra..”sentimos ese Orgullo de ser cubanos” lo mismo lo sienten los demas que abandonan sus paises….para concluir….Las GUERRAS SIEMPRE HAN TENIDO CARACTER ECONOMICO!!!…saludos

  • el 6 noviembre, 2010 a las 11:26 am
    Permalink

    Los himnos..son “canciones”,que como bien escribe irina,despues con el tiempo …se “convierten” en simbolos de la patria,junto a la Badera(que tambien simboliza algo),y por supuesto el “escudo nacional”..las 2 ultimas,representan a los paises,en Consulados,Naves Mercantes ,aviones ETC….de Cantar el himno en las escuelas,es propio de America en General,porque aqui en Europa(por lo menos en Alemania) no lo cantan,tampoco “usan uniformes”,cada quien va a la s escuelas como le da la gana,tampoco exigen que debe estar “con el pelo corto)…aqui las escuelas publicas “tambien son gratis” y “obligatorias”….hasta 2,000 euros de multa recibe un padre por no enviar a un hijo a la escuela…segun los Alemanes,porque el Himno “alienta” el Odio y las Guerras!! como paso en la epoca de Hitler!! ellos tienen su himno…pero en si solo lo oigo en los eventos deportivos,principalmente en el futbol…..La primera vez que viaje a Colombia…me quede “pasmado”..en Bogota…todas las emisoras tanto de Radio Y TV a las 6 de la mañana Trasmiten El Himno Nacional colombiano!! pero aparte de eso Bogota tiene otro Himno “particular” creo que se titula Santa Fe! que tambien lo trasmiten…Las guerras?…uhhh! habia leido un articulo en un periodico aleman ,que es de “izquierda”..que en toda la Historia de La Humanidad…solo ha habido cerca de 200 años de “PAZ” aunque no lo creo! y si,nos remitimos a La Biblia “como “referente” Historico!! siempre ha habido Guerras!!..desde “que DIOS .echo del “paraiso” a Adan y a Eva! Ya “empezaron los conflictos!..y Hoy “seguimos” con lo mismo!!

  • el 1 noviembre, 2010 a las 6:30 pm
    Permalink

    Los himnos fueron compuestos en una época determinada, con un objetivo preciso, exacerbar el deseo de combatir. Creo que de lo que se trata es de intentar no matar a nadie en nombre de nada, pero es algo muy difícil para los humanos…

  • el 30 octubre, 2010 a las 12:20 am
    Permalink

    Si para despojar el planeta de la violencia hubiera que matar cinco mil personas violentas ¿Tampoco valdría la pena esa visión?

    ¿Deberíamos entonces matar cinco mil personas violentas en nombre de la no violencia?

    Si para liberar Cuba del esclavismo hubiera que matar cinco mil esclavistas ¿Tampoco valdría la pena esa visión?

    ¿Deberíamos entonces matar cinco mil esclavistas en nombre de la libertad?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *