¿Felicidad en fin de año?

Yanelys Nuñez Leyva

Foto: Irina Echarry
Foto: Irina Echarry

HAVANA TIMES — Se acerca el fin de año y es como si se acabara el mundo. Los cubanos se aprestan a comprar con sus pocos o muchos ahorros, la mayor cantidad de comida posible.

Si, porque tener un plato caliente, sabroso, apetitoso, añorado, es lo que convierte a estos días en una verdadera festividad.

Tampoco debe faltar la botellita de ron, ni las sonoras felicitaciones, aún entre gente que en algún momento se fue “desconociendo”[1].

Los rencores, las intrigas y las riñas, no forman parte del lenguaje de fin año. (Aunque con los tragos se llegue a alguna que otra trifulca).

La gente llama a amigos y familiares que en los 365 días ni se acordaba que existían, pero todo es permitido y perdonado, pues es, fin de año.

También debe haber música en todas partes, y júbilo, y alborozo, y es un pecado no estar alegre, y uno se siente mal de no estar sonriente, pues todo el ambiente te grita que debes estar contenta, y tú simplemente desentonas.

Mejor quedarse solo en casa (siempre que se pueda, en Cuba es un tanto complicado conseguirlo) si uno tiene un estado de ánimo inferior dentro del límite de lo establecido.

Pues uno debe evitar molestar a los que sufren la fiebre de fin de año, una pandemia que contagia a todos o a casi todos, “que no es lo mismo pero es igual”[2].

Recuerdo que cuando era niña y hasta bien entrada la adolescencia, el fin de año era el tiempo de viajar al campo, visitar a los abuelos y reunirse con los miles de primos en medio de variados platos que preparaban con una devoción de religiosos los padres de mi papá.

¿Había una alegría real en esos momentos? Pienso que sí o por lo menos así quisiera recordarlo. Aunque creo que se debía a condiciones especiales de mi familia y de mi vida.

Pero de un tiempo a esta parte todo ese revuelo me parece tan vacío.

¿Qué sentido tiene montar todo un teatro en la última semana del año si en su transcurso nos han faltado tantas cosas esenciales?
—–
[1] Tomo prestado este término de un amigo, que algún momento sufrió ese desconocer de parte de un colega.

[2] Vuelvo a tomar prestado, y ahora se trata de una pequeña frase de una canción del cantautor Carlos Varela.

Yanelys Nuñez

Yanelys Nuñez Leyva: Escribir es exponerse, desnudarse ante la mirada inquisitiva de todos. A mí me gusta escribir, no porque haya desarrollado una verdadera afición por el nudismo, sino porque me fascina componer palabras, pensarme historias, frases que conmuevan, imágenes que provoquen disímiles sensaciones. Aquí tengo un espacio donde hablar de arte, de la vida, de mí. Al final, sentirse bien con lo que uno hace es lo que importa; ya sea con ropa o sin ella.


7 thoughts on “¿Felicidad en fin de año?

  • el 30 diciembre, 2014 a las 8:36 am
    Permalink

    Para que el 2015 sea mejor vamos hoy a la Plaza a decir @YOTAMBIENEXIJO un feliz 2015 para todos los cubanos de aqui y de allà

  • el 29 diciembre, 2014 a las 10:15 pm
    Permalink

    Yanelis:

    Cuando caemos en cuenta de que “antes” era mejor, sucede que o realmente en la acualidad la pasamos de Caín, o estamos envejeciendo prematuramente. Y viendo ese rostro casi adolescente calculo que esas fiestas previas ocurrieron en el pico del Período Especial.

  • el 29 diciembre, 2014 a las 6:11 pm
    Permalink

    …..las festividades “oficiales” o “programadas” son relativas segun cada persona este donde este y viva donde viva….recordar que en los dias feriados o festivos tambien se enferman y mueren personas…familiares,amigos,conocidos y su recuerdo incide en la cantidad y tipo de celebracion …las celebraciones son distintas segun los estados de animo,los recuerdos familiares,la salud y hasta la situacion y recursos economicos….muchas veces tambien se cometen excesos en esas celebraciones y se gasta de mas o se gasta en “celebraciones” lo que seria mejor utilizar en asuntos mas importantes…tambien hacemos celebraciones y gastos solo por quedar bien con familiares ni tan familiares o amigos ni tan amigos…..pero como todo….cada cual se maneja y hace las cosas como mejor le parezca …si todo se hace con moderacion y de la forma en que uno personalmente de verdad celebre pues mucho mejor….

  • el 29 diciembre, 2014 a las 5:32 pm
    Permalink

    Carlos Varela usa esa frase original de Silvio en el final del tema Foto de Familia que dice “…que no sirvió de nada, de nada, de nada, o casi nada, que no es lo mismo, pero es igual”

  • el 29 diciembre, 2014 a las 4:21 pm
    Permalink

    Yanelis:

    En mi opinión la celebración del fin de año en Cuba es la catarsis de todas las carencias de los días que le antecedieron al 31 de diciembre. Los cubanos, sobre todo los más humildes, con meses de antelación se van preparando para ese día especial; quien no tiene otra cosa mejor a la cual echar mano ese día para cocinar pues guarda los pedazos de pollo de octubre, noviembre y diciembre para asarlos ese día, aprieta su economía al máximo para comprar los frijoles negros y la yuca (al precio de los bandidos del agro) y una botellita de ron. Otros, con un mejor presupuesto se preparan una fiesta son todas las de la ley. Precisamente esa preocupación y ocupación es símbolo de esperanza, repetida una y otra vez durante largos años, como lo es también salir a dar vueltas con una maleta vacía justo a las 12 de la noche (con mucho cuidado por los cubazos de agua), así como los abrazos, besos y deseos de cosas buenas. Dios bendiga a todos los cubanos, estén donde estén, Dios bendiga a nuestra Patria.

    FELICIDADES A [email protected] ACÁ EN HT, LES DESEO MUCHA SALUD Y EXITOS A USTEDES Y SUS FAMILIAS Y, POR SUPUESTO, QUE EN 2015 NOS REENCONTREMOS NUEVAMENTE AQUI. UN ABRAZO.

  • el 29 diciembre, 2014 a las 1:46 pm
    Permalink

    Yanelys la alegria y la esperanza es lo unico que no pueden quitarle a los cubanos ni dentro ni fuera de Cuba. Esa es nuestra principal coraza que nos protege de todos los males que como bien dices estan presentes durante todo el año y yo agregaria que ya hace demasiados años. Se feliz ahora que eres joven y no dejes que la nostalgia pesimista te consuma, que tu generacion sera la protagonista de los grandes cambios que necesita Cuba. Si no te gusta la rumba al menos sientate a disfrutar de una buena pelicula acompañada de un buen licor y cuidate de los cubos de agua a las 12 de la noche jajajajaja. Un lindo 2015 te deseo de todo corazon.

  • el 29 diciembre, 2014 a las 8:38 am
    Permalink

    Yanelis creo que la canción no es de Carlos Varela sino de Silvio Rodriguez, “Pequeña serenata diurna” en una parte dice: “Amo a una mujer clara que amo y me ama sin pedir nada, o casi nada que no es lo mismo pero es igual, -y sigue-, “y si esto fuera poco tengo mis cantos…”
    Efectivamente uno debe hacer el fin de año lo que le plazca y si no está de ánimo pues no lo está y punto.Uno cumple con las convenciones sociales cuando no queda de otra, pero si también hay que ponerse contento en fechas determinadas por la sociedad, pues ya es el colmo.
    Feliz fin de año para tí y también un próspero 2015. No porque te lo desee tienes que estar contenta. Te lo deseo de todo corazón.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *