Caminar con un extranjero en La Habana ¿es un delito?

Yanelys Núñez Leyva

013
Calle de La Habana Vieja. Foto: Elio Delgado Valdés

HAVANA TIMES — Aún la molestia y la sorpresa no se me quitan.

Caminando por una calle de la Habana Vieja con un amigo extranjero un policía me paró para hacerme las preguntas más locas que he escuchado.

Como no quiero embellecer o metamorfosear los acontecimientos con una narración demasiado ficticia, quisiera transcribir, lo más fiel posible a mi memoria, la conversación que tuve con el agente de la PNR.

Oficial # 1: Buenas noches ciudadana, su Carnet de identidad, por favor.

Yanelys: Si, como no.

O: ¿Él es su esposo? -la pregunta la hace apuntando a mi amigo que se encontraba muy cerca, pero sin comprender mucho, pues no entiende el idioma español.

Y: No.

O: Entonces, ¿qué hace usted con él?

Y: Pues estamos recorriendo la ciudad ¿no está permitido?

O: ¿Usted es guía (turística)?

Y: No, soy historiadora del arte y él es artista, y en estos días estamos preparando un proyecto expositivo que se realizará muy pronto en Cuba.

O: ¿Y cómo yo sé que todo lo que usted me está diciendo es verdad? ¿No tiene ningún papel encima?

Y: Encima no tengo ningún documento, ni un carnet de estudiante, porque ya no lo soy, pero si usted desea puede ir a mi casa y le puedo enseñar mi título de licenciada. O quizás le interese pasar por mi centro de trabajo y confirmar todo esto.

O: (silencio)

Le pasa mi tarjeta de identificación a otro policía, el cual me repite la pregunta del inicio:

Oficial # 2: ¿Él es su esposo?

Y: No -seguidamente le cuento la misma historia que al otro-.

Trata de buscar en la Central de información -por radio- algún antecedente delictivo mío. Algo que le resulta infructuoso, pues había algún problema en las líneas.

Me devuelve mi identificación y yo me quedo a su lado esperando por alguna palabra suya, quizás una disculpa por hacerme perder mi tiempo, no sé, algo.

Pero nada, al ver que no me marcho, me dice que puedo continuar camino, algo así como ya no tengo nada que hablar contigo.

Yo me quedo perturbada, confundida, pienso que debo comenzar a leer más a fondo las leyes de mi país y comprobar cuánto derecho tienen ellos a cuestionar injustificadamente con quién camino o me relaciono.

 

Yanelys Nuñez

Yanelys Nuñez Leyva: Escribir es exponerse, desnudarse ante la mirada inquisitiva de todos. A mí me gusta escribir, no porque haya desarrollado una verdadera afición por el nudismo, sino porque me fascina componer palabras, pensarme historias, frases que conmuevan, imágenes que provoquen disímiles sensaciones. Aquí tengo un espacio donde hablar de arte, de la vida, de mí. Al final, sentirse bien con lo que uno hace es lo que importa; ya sea con ropa o sin ella.


44 thoughts on “Caminar con un extranjero en La Habana ¿es un delito?

  • el 8 diciembre, 2018 a las 5:45 pm
    Permalink

    Hola me llamo Stefani Guzman y me siento muy identificada con su historia.. hace alrededor de 5 meses me ocurrio esto… te cuento Mi padre vive en Alemania y un compañero del trabajo decidio tomar vacaciones en Cuba mi padre aprovecho y me envio un paquete con el. Yo lo contacto al segundo dia de haber llegado al pais me entrega mis cosas le doy las gracias y en el momento en el que me hiba a marchar me pregunta que donde pude encontrar un cajero automatico yo le digo la dirrecion y el me pregunta que si lo puedo acompañar..(todo esto en ingles) ..lo hice y antes de llegar al mismo me detiene un policia y mi pide mi carnet se lo doy y el compañero se asusta y me pregunta que pasa no entiende el español le digo espera y resumiendo la historia me trasladaron a la estacion por asedio al turismo lo cual no estaba haciendo pero de igual forma me llevaron y el no pudo hacer nada el policia ni le hacia caso ni siquiera lo entendia . tengo hasta una carta de advertencia por algo que no hice. no estoy de acuerdo con estas cosas porque me parece que salir o andar con un extranjero no es delito ni significa nada como asediante o prostituta nadie puede catalogar haci a alguien por salir con un turista pero desgraciadamente esas son las leyes estupidas de este pais. yo soy una persona social que vivo en la habana vieja en una zona turistica y se algo de ingles y muchos turistas me hacen preguntas las cual se responder y no lo hago por miedo a que me pase lo mismo. ahora me encuentro en una relacion con la misma persona y quiere venir y conocerme mejor estoy aterrada con la idea de q me pueda pasar algo malo. no se que hacer. Saludos Stefani

  • el 3 diciembre, 2015 a las 2:27 pm
    Permalink

    Creo que esos problemas pasan más en la Habana, por que en mi viaje a Santiago de Cuba, no solo como extranjera camine con los Cubanos, sino que convivi con ellos en casa, me subi a la “wawa” y tome mojitos, pagando en CUC y recibiendo cambio en Peso Cubano, disfrutando de una caminata y la fiesta de una noche cubana.

  • el 2 diciembre, 2015 a las 9:54 am
    Permalink

    El delito es entrar a un bar (venta de alcohol) con una chica de 15 años que ante la ley es una niña, así sea tu hermana o tu hija. Todavia no entiendes el problema?

  • el 30 noviembre, 2015 a las 9:52 am
    Permalink

    Javier, jineteros hay de todas las razas y colores en La Habana. No me atrevería bajo ningún concepto a decir si el porcentaje para tal grupo étnico es grande, chico o si hay una raza que se dedica más al jineterismo que otra y sabes por qué? Por esta sencilla razón: no cuento con cifras oficiales ni verídicas y no participé en encuesta alguna como para dar por sentado si una raza u otra tiene mayor incidencia en dicha actividad. Lo que sí me atrevo a decir es que como las apariencias engañan yo de mis ojos no me fío, precisamente para no estereotipar a nadie, o caer en generalizaciones desafortunadas. Sin embargo muy a mi pesar (viví toda mi vida en una zona turística de nuestro país antes de emigrar) he sido testigo de muchas conversaciones entre turistas y jineteros de raza blanca que precisamente pasan desapercibidos en su lucrativa actividad. ¿Alguien los está contando? cuántos son? ¿Lo sabe usted acaso? No. Precisamente porque pasan desapercibidos y nadie los molesta. Es injusto por lo tanto dar por sentado que un porcentaje grande de jineteros es de raza negra, cuando no sabemos si es a ciencia cierta así o si por el contrario afirmaciones de este tenor corresponden a estereotipos racistas que abundan en la calle, en nuestra Habana y hasta en la web. Slds!

  • el 29 noviembre, 2015 a las 1:55 am
    Permalink

    Isabella, efectivamente ese es un perfil en los que la policia se enfoca. Que puede ser un estereotipo, de acuerdo. Desafortunadamente, un porciento grande de jineteros (as) son de raza negra y son los que se ven mas frecuentemente alrededor de los turistas y no precisamente para tener una conversacion sana y desinteresada como la de Yanelis. Los policias no tienen mucho nivel cultural y en muchos casos tienen la mita de una neurona como cerebro. Ojo, que estereotipos hay en todas partes. Alguien que se llame Abdul, o Mohamed et al es muy probable que despierte sospechas en un aeropuerto de USA o Europa, no crees? Aunque sea el personaje mas inocente del mundo.

  • el 29 noviembre, 2015 a las 12:52 am
    Permalink

    Asi mismo es PolO Avilés, y solo lloriquean cuando les toca pasar por lo que pasan todos los cubanos.

  • el 28 noviembre, 2015 a las 7:47 pm
    Permalink

    Eso y más les pasa porque Uds. colaboran con la tiranía que los abusa, integrando sus organizaciones, “votando” en sus circos electorales, callando cuando abusan de otros. Uds. tienen lo que merecen.

  • el 27 noviembre, 2015 a las 11:16 pm
    Permalink

    Nada nuevo. Yo soy del Vedado y en la Universidad estudiaba con gente de toda la Habana. Una vez estaba yo en Centro Habana gritandole a un colega de la universidad para que me abriera la puerta de su edificio para entrar, subir a su apartamento y trabajar en la tesis. Me detuvieron dos policias y me pidieron el carnet, cuando vieron que era del vedado me preguntaron “Si tu eres del Vedado que haces aqui en Centro Habana?” En Cuba se vive la dictadura de a pie.

  • el 27 noviembre, 2015 a las 2:49 pm
    Permalink

    que pena, que pena, qué pena. que pésima imagen. :(

  • el 27 noviembre, 2015 a las 12:24 pm
    Permalink

    me puede decir usted donde esta el delito o es que no puedo salir con mi hermana a la calle y llevarla a donde quiera cuando voy a cuba de vacaciones

  • el 26 noviembre, 2015 a las 11:34 pm
    Permalink

    Esa es la ventaja de ser blanco, “rubio” y de ojos claros a lo cubano, las veces que he viajado a Cuba en el aeropuerto me preguntan a lo cubano…”de onde viene?…”….”bla, bla…en otro idioma ” me miran la maleta y me dicen….”welcome to Cuba….”

  • el 26 noviembre, 2015 a las 8:04 pm
    Permalink

    Yanelys pero aun crees que se ha acabado la dictadura en Cuba? Es muy ingenuo pensar que en Estado Policial se respeten las libertades, si siempre los agentes policiales por demas despotas , mal educados y altaneros han tratado al pueblo como basura.

  • el 26 noviembre, 2015 a las 7:05 pm
    Permalink

    Pues yo estaba en la Moderna Poesia y me puse a ojear un libro, se me acerco una empleada que sin mucha educacion me dijo que no podia ojear los libros, levante la vista y vi a varios extranjeros que hacian lo mismo, le pregunte por que no le decia lo mismo a los extranjeros y me dijo que ella no sabia idiomas, ahh, pues yo si, y en alta voz pregunté: Does anybody speak English here? Enseguida tuve algunas respuestas afirmativas, les dije que, segun la empleada, no se podian ojear los libros, hice lo mismo en alguno que otro idioma y la que se armo le amargó el dia a la mujer y luego a la administradora que terminó llamando a la policia, por suerte me escabulli antes de que llegaran, uno de los extranjeros me siguió para hacerme unas preguntas…y hoy soy la madre de sus hijos. Colorin colorado…

  • el 26 noviembre, 2015 a las 2:10 pm
    Permalink

    Alberto Romero, no se en qué país vive Ud, que eso que dice Atanasio le suena raro que se pueda hacer. Aquí en los EE.UU. si se puede hacer.

  • el 26 noviembre, 2015 a las 11:29 am
    Permalink

    Y por qué me voy a alegrar?, estaba en Cuba y no en los Estados Unidos. Supuestamente la revolución se hizo para evitar esas cosas. No me venga con lo mismo de siempre que si los enemigos, Posada Carriles y el embargo.

  • el 26 noviembre, 2015 a las 9:57 am
    Permalink

    Javier, y cuál es ese perfil? Ser una mujer cubana, joven y de raza negra quizá? Todo el que en Cuba no clasifique para ese “perfil” que busca la policía, que de gracias al cielo…no? no serán considerados sospechosos del delito o arbitrariedad que se les ocurra. Siguiendo el razonamiento el ser negro en Cuba y estar en tentativa de delinquir, es casi lo mismo no? Así estamos! y así nos va!

  • el 26 noviembre, 2015 a las 9:45 am
    Permalink

    Creo que libro de una buena por estar en Cuba, pues en muchos países eso es un delito penal.

  • el 26 noviembre, 2015 a las 9:40 am
    Permalink

    Muy bueno el post y excelentes respuestas de Yanelys. A mi me paso algo similar y término el interrogatorio callejero con risas pues el policía que revisó mi “cane ideitida” tenía nombre y primer apellido idéntico al mío.

  • el 26 noviembre, 2015 a las 8:58 am
    Permalink

    Oigame señor alegrese mucho, pero mucho, de que ese encuentro suyo con la policía no haya terminado como el de Walter Scott, o el de Michael Brown, o el deTamir Rice, o …. mejor no sigo

  • el 26 noviembre, 2015 a las 8:48 am
    Permalink

    Atanasio, yo quiero suponer que usted no vive en los Estados Unidos!
    Si asi fuera no sé como puede hacer ese comentario.

  • el 25 noviembre, 2015 a las 9:56 pm
    Permalink

    pues en Cuba no hay una organisacion que defienda a los cubanos, no te puedes quejar por que no hay donde ir, pues al ir tu a quejarte puedes ir preso, es dificil de entender pero es asi, en Cuba pasan cosas dificil de creer, cuando vine de Cuba en 1979 en la escuela empese a contar sobre la visisitud del cubano, en Cuba, la libreta tanto para comer y vestir y como funcionaba, pues me decian que nosotros los cubanos eramos muy esajerados.

  • el 25 noviembre, 2015 a las 9:39 pm
    Permalink

    Vale la aclaracion, ja ja, es que un bar es donde venden bebidas alcoholicas.

  • el 25 noviembre, 2015 a las 6:07 pm
    Permalink

    PARA LUIS V : haber estaba un sitio que se llama las Cuba notas en Camagüey ciudad.es algo así como un ditu o una cafetería de esas que le llaman rápido.Yo bebía una cerveza y mi hermana una tukola así que que no estaba en un puticlud ni nada parecido

  • el 25 noviembre, 2015 a las 5:41 pm
    Permalink

    Esa es la clase de Vanguardia que el Gobierno y el PCC están de la sociedad, según el compañero Armando Guerras viene aquí a decir que “nuestro gobierno ha impartido justicia como nunca antes se hizo en esta tierra” jajaja, que cara tan dura.

  • el 25 noviembre, 2015 a las 5:15 pm
    Permalink

    Por favor Cesar, como vas a ir a un Bar con una menor de edad, Que disculpa te van a dar ,tu eres el que debio disculparse.

  • el 25 noviembre, 2015 a las 12:55 pm
    Permalink

    Ja ja ja Justo, parece que lo de hacerle la vida un talco a los viejitos que venden cigarro es genetico en esta gente,

  • el 25 noviembre, 2015 a las 12:26 pm
    Permalink

    Pues eso no es nada yo fui a visitar a mi familia en cuba y sali con mi hermana que en ese entonce era menor de edad ,creo tenia 15 años y nos fuimos a un bar ,la dejo sentada en la mesa para ir al baño y sorpresa cuando vuelvo no estaba , se la habia llevado la policia y la tenian en una patrulla que se la llevaban detenida segun ellos por estar en un sitio donde habia un ambiente antisocial, en resumen fui me presente como el hermano y tal,enseñe su tarjeta de menor que la tenia yo y ni disculpa ni nada y la cara de mi hermana era un poema la pobre jajajaja :-)

  • el 25 noviembre, 2015 a las 11:20 am
    Permalink

    eran los tiempos aquello en que estaba prohibido a un cubano entrar a las diplotiendas (se acuerdan?), hasta las cerraban con cortinas para que el cubano de a pie no viese el capitalismo que dentro de las mismas existia (donde estaba el bloqueo?), y si tenias familiares fuera de cuba y te enviaban dinero tenias que ir con la persona que viaja a cuba para poder comprar en la diplotienda sino te metian preso por portar “divisas” ( recuerdan aquello?)
    llego al hotel Habana Hilton a esperar a la persona que me traia el dinero.
    me siento en el lobby de manera retirada para que no me noten.
    no pasan 10 minutos y se me acerca el seguroso, – que haces aqui?
    -estoy esperando a una persona que se hospeda aqui y tengo que verla.
    -tienes que esperarla afuera, dentro del hotel no puedes estar.
    eso no le llamaban apartheid si sucedia en sudafrica? y por que en cuba no?

  • el 25 noviembre, 2015 a las 11:14 am
    Permalink

    desgraciadamente nuestra policia (aun sin darles la orden de hacerte la vida un yogurt), se caracteriza por el bajo nivel intelectual, no se pretende que sean escritores o poetas, pero si que tengan la suficiente lucidez para distinguir donde esta el delincuente, y a falta de eso se dedican a hacer razzias, sobre todo si es una mujer, un viejito o otra persona que no pueda responderle con firmeza.
    Un caso conocido personalmente por mi: estando en la remodelacion del Mercado de Carlos III pedimos la colaboracion de la unidad de Castillejo para tener un infante por las cuatro calles circundantes ya que el robo estaba al tolete, pues en lugar de estar ocupandose de eso le estaban haciendo imposible la vida a los viejitos que se sentaban por Carlos III a vender su cuota de cigarros al menudeo. Resultado cancelamos el convenio de colaboracion con los compañeros de Castillejo

  • el 25 noviembre, 2015 a las 9:45 am
    Permalink

    Yanelis, te ha pasado lo que nos ha pasado a todos, generación tras generación.No existe ninguna ley ni capítulo de ley que prohíba tener relaciones ni pasear por la ciudad con un extranjero.El asunto es que es una prohibición de facto y si vas y denuncias el atropello no conseguirás absolutamente nada, porque no hay un tribunal de garantías constitucionales donde se castiguen los atropellos del estado.Te dirán que la autoridad tenía razón en llamarte y pedir tu carnet de identidad y además buscar tus antecedentes por radio.Eso es una dictadura, la arbitrariedad como ley.
    Por ejemplo, no hay ninguna ley que prohíba la manifestación pública ciudadana pacífica, sin embargo apalean todos los domingos a varias centenares de personas por marchar pacíficamente.Como ves es un problema de vivir en un estado policíaco que actúa al margen de la ley y con absoluta arbitrariedad.

  • el 25 noviembre, 2015 a las 9:37 am
    Permalink

    jajajaj Eso sucede muy a menudo, aveces como no se comunican entre ellos o aparentan no hacerlo, te detienen primero en esquina del malecon y despues en la otra, es una verdadera rareza de la naturaleza heheh, lo mas comico es cuanod te preguntan, de donde los conoces, o por cuanto tiempo los conoces, hahahaha la experiencia, lo ultimo es que como la mayoria de ellos no tienen ni p idea de idiomas te hacen preguntarle a la persona que va contigo en su idioma de hace cuanto se conocen o tonterias de este tipo. Es una locura hehehe me gustaria ver que esto sucediera en otro pais, jahaha que la policia te protega asi de sus nacionales hahaha

  • el 25 noviembre, 2015 a las 5:38 am
    Permalink

    La genesis de este fenomeno no viene del hecho que alguien este cometiendo un delito ; sino que viene de la epoca de los 60 y 70 donde quien andaba con un extranjero era sospechoso de no tener clara su “ideologia revolucionaria”. Aunque las leyes y los reglamentos cambien , las personas no cambian facilmente; todavia subconcientemente esos prejuicios estan ahi , al igual que el que hay contra los que emigran , que son considerados enemigos o no cubanos , apesar que han cambiado las leyes.

  • el 25 noviembre, 2015 a las 4:56 am
    Permalink

    Yo no soy negro y a mi me paso. Fue en el 1990. Me había operado de un ojo y una amiga española me había dado sus gafas para protegerme del sol. El día que ella regresaba a España fui al hotel Inglaterra a devolvérselo y por eso de los hoteles solo para extranjeros decidí esperar a que saliera, así que me arrime a una columna a esperar. Al rato un policía oriental con la misma cantaleta: que usted hace aquí? , le explique todo y su respuesta fue: abandone la zona porque usted no tiene ningúna relación con turistas, le repetí todo de nuevo y de nuevo la misma respuesta , le pedí su número de identificación y me dijo, así? , y llamo a un patrullero, me llevaron a la estación de Paula, allí un oficial me pregunto de nuevo y yo le dije que quería acusar al policía, entonces el oficial me monto de nuevo en la patrulla y me mandaron a la estación de Zanja para que hiciera la denuncia. Después de una hora allí vino un político a darme el teque de que pobrecito el policía, que era oriental y nuevo y que podría perder su trabajo, escucho todo mi desplayo y me dijo que los perdonara y ordenó que me regresarán al hotel en la misma patrulla. Mi amiga ya estaba volando a Madrid.

  • el 25 noviembre, 2015 a las 2:53 am
    Permalink

    UUUFFFF!
    En mi caso,que soy de la generacion que paso tremdendo trabajo para estudiar en los años noventa,pase por historias parecidas,con amigos españoles,venezolanos,noruegos.
    Yo estudiaba en la universidad de la habana,pertenecia a una agrupacion de teatro afiliada a la asociacion Hermanos Saiz,era,junto a otro integrante de dicha agrupacion,amigo mio,los unicos “negros,del grupo.Compartiendo con unos amigos españoles,que pertenecian a otra agrupacion cultural,recorriamos la habana vieja,lo tipico.
    Nos detuvieron dos policias a mi amigo y a mi y luego de tenernos aproximadamente media hora,haciendonos,preguntas sin sentido y estupidas,mi amigo,se canso,se impaciento y les pregunto a dichos agentes,si nos tenian alli,perdiendo nuestro tiempo por ser negros. Uno de los policias,molesto,le dijo que si, que el hecho de ser negros fue lo que motivo nuestra “detencion”sufiente para que casi nos llevaran para el sector mas cercano,tuvieron que intervenir nuestros compañeros,casi rogandoles,que por favor,que eramos estudiantes.
    Y todavia hoy que han pasado tantos años que no vivo en cuba,cuando voy me siguen parando los policias que me encuentro,con la diferencia que no doy explicaciones,enseño mis documentos y no pierdo mi tiempo en decir palabra alguna.

  • el 24 noviembre, 2015 a las 8:00 pm
    Permalink

    Hace un tiempo, pasando varios cursos en la Universidad de Montréal en mi grupo estabamos, apelano à la mémoria, un cubano, u peruano, dos venezolanos, un mexicano, una moldava, una ucraniana, 7 frances es, 3 canadienses, una colombiana, uno de BurundI, un marroqui, un argelino una colombiana y dos bulgaros. Cuando era el cumple de alguno, o habia algo que celebrar, saliamos juntos, à comer, à jugar bolos, à visitar un museo ô tomarnos un café ô algunas cervezas. Jamas ningun policia paro à los canadienses à preguntarles porque andaba con extranjeros. Por qué sera?

  • el 24 noviembre, 2015 a las 5:00 pm
    Permalink

    Antimperialista diste en el clavo!!! A finales de los 90 yo una que otra vez le alquilaba a extranjeros. Algunos me invitaron a salir para charlar un poco y terminabamos tomandonos un par de cervezas en algun lugar. Nunca la policia me molesto ni me pidieron CI. Y eso que transitabamos por la calle Obispo y el Parque Central. Tampoco nunca tuve problemas para entrar al lobby de un hotel si tenia que esperar por alguien.Los policias no siempre diferencian pero hay cada gente andando con extranjeros que hasta un niño de teta saben en que andan. Yanelis no digo que sea tu caso, pero tal vez tu presencia fisica esta en el perfil que la policia busca.

  • el 24 noviembre, 2015 a las 12:21 pm
    Permalink

    Bien por ti Ebert!

  • el 24 noviembre, 2015 a las 12:18 pm
    Permalink

    Concuerdo 100%% contigo Atanasio! Como pueblo tenemos una buena cuota de responsabilidad por ser tan políticamente correctos con esta gentuza. Es cierto que no es fácil, que en nuestro país persiste un estado totalitarista, que se reprime y castiga a aquellos que osan levantar la voz, pero hay cosas que hemos soportado y seguimos soportando que se pasan de castaño oscuro. Y ojo! que estoy plenamente consciente de que hablo desde el exterior, y detrás de una notebook con internet.

  • el 24 noviembre, 2015 a las 12:05 pm
    Permalink

    Lo que esta seguro es que si Yanelys y su amigo eran blancos los dos, nunca hubiera ocurrido al policía pararlos.

  • el 24 noviembre, 2015 a las 12:05 pm
    Permalink

    Y que mas paso?, te quejastes en la policia mas cercana?, tomastes el numero de identidad de la policia y lo denunciastes por abuso de poder?. Yanelys, suena muy feo escribir esto desde fuera del pais, pero si ustedes alli siguen dejandose pisotear ustedes alli seguiran siendo ultrajados. Nadie y solo ustedes ALLI pueden reclamar sus derechos y es hora que empiezen, de lo contrario se les ira la vida como a generaciones pasadas.

  • el 24 noviembre, 2015 a las 11:17 am
    Permalink

    Bueno, nada de que extrañarse en el Macondo del Caribe. No aprenden. Pobre Cuba.

  • el 24 noviembre, 2015 a las 11:15 am
    Permalink

    No, no es un delito, pero no esperes disculpas por la perdida de tu tiempo. Es la primera vez que te pasa? Esas historias son tan antiguas como el boom inicial del turismo en Cuba en los 90. Es peor cuando es una pareja es multiracial pero cubana. Por alguna razon del mestizaje de nuestro pais, yo soy mas blanco que el promedio cubano, y mi pareja durante los 90s es mulata. Cuando saliamos juntos muchas veces nos paro la policia, y siempre las preguntas eran a mi novia. Ya seguiamos la rutina, el dialogo muy similar al que le sucedio a Yanelys “Ciudadana su carnet de identidad” “Si, claro” “Ese es su esposo?” “No” “y por que anda con el?” “Porque es mi novio” “Ah y usted tiene un novio español/italiano/frances/europeo” “No, el no es español/italiano/frances/europeo” “Ah y de donde es” “Cubano!” “Cubano? Pero cubano de Miami?” “No, cubano de este pueblo” “A ver ciudadado (dirigiendose a mi que normalmente estaba aparte mirando el show) su carnet de identidad.” “Aqui esta,” Entonces el proceso de chequear los dos documentos demoraba su buena media hora. Al final no eran tan mal educados, como promedio. En fin, uno se acostumbra a eso y a mas en la Cuba socialista., Hasta a la discriminacion racial ….

  • el 24 noviembre, 2015 a las 10:52 am
    Permalink

    Buena historia. Saliste bien porque las cosas han cambiado un poquitico. Hace 37 anos, un amigo mio hablaba desde un telefono publico en el lobby Hotel Nacional, estaba en la piscina con su esposa e hijo y fue un momento a lobby a telefonear. Habia dos italianos haciendole preguntas al de la carpeta, preguntaban en italiano y el hombre no entendia ni a derechas. Mi amigo, que hablaba italiano, sin terminar su llamada y desde el telefono, les aclaro la pregunta, que eran unas direcciones que pedian. Cuando colgo, dos agentes de la seguridad se lo llevaron sin dejarlo siquiera decirle nada a su esposa e hijo que estaban en la piscina y que estuvieron media hora sin saber nada. Se enteraron cuando fueron al lobby a preguntar si lo habian visto y luego me llamaron a mi por telefono en estado de panico.. Estvo preso ocho horas.

  • el 24 noviembre, 2015 a las 10:49 am
    Permalink

    Típico.
    Y le explicaste demasiado. Normalmente respondo con monosílabos. Mi esposa es suiza. -Ud anda con una extranjera-, -No, yo ando con una persona- Asi le tuve que decir.
    Otro día me negué a abir mi mochila en la calle. Me costó dos horas en un calabozo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *