Ser cultos para no ser libres

Verónica Vega

Revolucion
Revolución. Foto: Juan Suárez

HAVANA TIMES — Un reciente debate entre amigos revolvió un tema candente: ¿valió la pena la revolución cubana sólo por emprender una cruzada contra el analfabetismo, fundar escuelas y hospitales gratuitos?

¿Valió la pena la educación que masificó la “cultura”, omitiéndonos gran parte de la herencia nacional, universal, que nos dictaba (y dicta) qué pensar, y sobre todo qué decir?

Me encantaría poder afirmar que en la escuela, apenas tuvimos el entendimiento necesario, nos dijeron, y nos recalcaron que (no la revolución, sino el hecho de haber nacido en “el primer territorio libre de América”), nos concedía:

-El derecho a la vida, a la libertad, y a la seguridad de nuestra persona

-El derecho a circular libremente por el estado cubano y elegir nuestra residencia en cualquier lugar de ese estado

-A salir de nuestro o de cualquier país y regresar, sin ser privados arbitrariamente de nuestra nacionalidad

-El derecho a no ser sometidos a tratos inhumanos o degradantes

-O arbitrariamente detenidos, presos ni desterrados

-Ni objeto de ataques a nuestra honra o reputación…

-El derecho a la propiedad, individual y colectiva

-El derecho a la libertad de pensamiento, de conciencia y de religión

-A la libertad de reunión y de asociación pacíficas

-El derecho a no ser molestado a causa de nuestras opiniones

-El de investigar y recibir informaciones y opiniones, y el de difundirlas, sin limitación de fronteras, por cualquier medio de expresión…

Pero sólo puedo atestiguar cómo nos repetían que debíamos ser buenos estudiantes, revolucionarios, leales y agradecidos a la patria socialista.

Aún tres décadas después, cuando mi hijo comenzaba su vida escolar, su escuela, como muchas otras en Alamar, fue reparada, y el colofón de todas, una vez pintadas, era un “¡Gracias, Fidel!”, estampado en grandes caracteres, en la fachada.

Ese ambiente de gratitud y comunitarismo forzado, de adjetivos fijos y consignas (a veces agresivas), de tácita paranoia, de verdades a medias o mentiras a toda voz, y críticas en susurros, fue el mundo de mi infancia.

Cuando en 2011 caminé frente a la editorial del periódico Le Monde, en París, sentí la tranquilidad y la libertad que no he sentido en mi natal Habana cada vez que paso frente a la editorial del Granma, donde custodios uniformados de verde olivo vigilan y controlan la entrada.

Que se puede llamar “cultura” lo que recibimos, es ampliamente cuestionable. Que valió la pena el conocimiento a cambio del derecho de cuestionar y exigir, también. El precio de la gratuidad y masividad fue un pueblo que puede leer y escribir pero es jurídicamente analfabeto, mayormente inconsciente de sus derechos civiles, masivamente temeroso de reclamarlos.

En lo personal, no puedo editar el mal para ver el bien. Pienso que la intención de una acción determina a la larga su resultado. El despertar, el arrancarnos la mordaza (a la luz pública o en la intimidad de nuestras casas), ha sido un proceso demasiado largo y doloroso, que ha vaciado el país.

Cuando converso con jóvenes universitarios, me sorprende cómo no sienten ninguna responsabilidad con Cuba. Entrenados en la doble moral, saben justificar su apatía con sofisticados argumentos que apenas encubren su indolencia por la sociedad en que viven, pero con la que no se identifican. La máxima es sacar a las opciones aún disponibles de educación el mayor provecho, pero para ejercer en el extranjero. Muchos de los que eligieron carreras como la medicina, (con o sin vocación), tienen la aspiración de salir en una misión internacionalista y desertar.

Ellos, como las generaciones precedentes, que de esa educación recibida se profesionalizaron en las reglas de la supervivencia, si algo aprendieron muy bien, es que en esa cultura y salud que se nos dio y se nos da aún gratis, la palabra libertad es una de las que más cuesta.

Veronica Vega

Verónica Vega: Creo que la verdad tiene poder y la palabra puede y debe ser extensión de la verdad. Creo que ese es también el papel del Arte, y de los medios de comunicación. Me considero una artista, pero ante nada, una buscadora y defensora de la Verdad como esencia, como lo que sustenta la existencia y la conciencia humana. Creo que Cuba puede y debe cambiar y que sitios como Havana Times contribuyen a ese necesario cambio.


42 thoughts on “Ser cultos para no ser libres

  • el 30 marzo, 2015 a las 8:55 pm
    Permalink

    Gracias Tony y Miranda, y al resto, por sus comentarios. Aqu? hablo ajust?ndome s?lo a la frase del t?tulo, porque mi aspiraci?n personal a la libertad es algo inmensamente m?s grande. Erasmo, nunca he escrito en ning?n post ?Abajo los Castro? ni ?Viva el capitalismo?. No te atribuyas el derecho a decirlo en mi nombre. Es muy f?cil empujar y quedarse en la sombra. Si la posici?n de izquierda es tan peligrosa, ?por qu? son los opositores que no se autodenominan de izquierda los que reciben los golpes? No dudo que te busques enemigos, pero no por ir contra la corriente, sino por la forma en que irrespetas a las personas que no piensan como t?, incluso a aquellas que te han mostrado aprecio.

  • el 29 marzo, 2015 a las 6:50 am
    Permalink

    Entiendo que Verónica ha exaltado la necesidad de la Revolución por la descripción de las propias consignas del gobierno.Los estandartes hoy prácticamente virtuales han sido la educación la salud y la cultura y el deporte “gratuitos”. Creo que es a eso a lo que se refiere el excelente post de Verónica.En cuanto a los procedimientos para llegar a las estadísticas que le exigen a Verónica me da mucha risa. Eso es vivir en el pueblo y no ver las casas con intencionalidad expresa.
    Los invito a buscar en todas las estadísticas de los organismos internacionles en las que aparece Cuba,¿Dónde a parece el índice de pobreza en Cuba? Les adelanto que no lo encontrarán y de pobreza extrema tampoco.
    No existen estadísticas fiables y actualizadas ni económicas ni sociales ni culturales dadas por el gobierno cubano. Los sociólogos y especialistas tampoco pueden acceder a una información que es secreta, si es que existe. Esto ocurre hace más de cuarenta años en el país. Hablar hoy de las estadísticas oficiales es un chiste.
    Todas las cifras manipuladas que se ofrecen por el gobierno cubano y sus organismos nacionales forman parte de una propaganda que insiste en ocultar aspectos esenciales de la realidad del país. Esta falta de transparencia informativa es una consecuencia del gobierno totalitario. Algunos datos formales que nada dicen y mucho “secretismo”
    Pedirle a Verónica que haga un trabajo que no puede hacer, me parece otra manipulación más.
    El presidente/general Raúl Castro decía en los años 80: “Reconocemos los esfuerzos, pero premiamos los resultados”. Creo que el post de Verónica resume magistralmente el pensamiento”olvidado” del actual presidente del país.

  • el 28 marzo, 2015 a las 6:25 pm
    Permalink

    HOLA A TODOS REALMENTE MUCHOS DE UDS ME RECUERDAN LA FRAE DE NUESTRO APOSTOL,SOLO LOS AGRADECIDO VEN LA LUZ DEL SOL LOS DESAGRADECIDO VEN SUS MANCHAS,PORRR FAVORRRR SABEN QUE EN CUBA LA EDUCACION ES GRATUITA NO CONFUNDAN LOS QUE VIVEN AFUERA SABEN QUE TIENEN QUE PAGARLOS TODO LO QUE ESTUDIAN TANTO CON CONOCIMIENTOS O SIN ELLOS,ACA EN CUBA LO UNICO QUE CUESTA LA EDUCACION ES EL SACRIFICIO PERSONAL DE CADA CUAL,LO DEMAS SON GASTOS DE NECESIDADES PERSONALES NO SE OLVIDEN DE ESO CABALLERO……VIVA CUBA

  • el 28 marzo, 2015 a las 12:36 am
    Permalink

    cubamiami,
    No sé que tendría que perdonarle, si dice que en este blog: “le da gusto ver como cubanos con distintas opiniones -contrarias en ocaciones-pueden debatir con respeto”,
    1ro. lo del respeto déjaselo a Circles que es el conductor del blog y pasa los comentarios que el estima aceptables.
    2do. está Ud. pecando de lo mismo que critica de estos que ha mencionado, y además cito lo que acaba de decir:
    “le sugiero”, “a mi juicio”,
    ja!, ¿cómo se hace ud [email protected] del juicio correcto?, ¿quién dijo que la sugerencia suya es valida?

    Hummm, creo que el que desentona aqui es Ud. Por no estar apto a la democracia.

    Me da pena que tenga Ud que pasar tan mal rato comiendo lunch o aun peor una comida en ese lugar que menciona, me lo imagino!, y si gusta le sugiero el Deli o el Bistro donde yo voy, le aseguro no va a entender nada de lo que estan hablando.

    De los programas que le disgustan, ya eso es cuestión del derecho que tiene ud. a la democracia de éste país que es lo que yo deseo para Cuba. Si ud lo tiene que aprender apréndalo, que mucha falta le hace.

  • el 26 marzo, 2015 a las 5:22 pm
    Permalink

    Es un excelente foro y me dado gusto ver como los cubanos con distintas opiniones -contrarias en ocasiones-pueden debatir con respeto .Eso es algo que todos queremos dentro y fuera de Cuba! Realmente la situacion de los que viven dentro de Cuba es muy similar a los que estamos fuera . No hay dialogo! Dentro de Cuba todos lo reconocemos . Y que me dices de Miami? Ve al canal 41, o 48, o 20 ,o cualquiera y mira a ver si Cao,Maria Elvira,o cualquier otro te permite emitir criterios que no esten de acuerdo con el ‘discursito’ programado. Llegate a Versailles y mira a ver si puedes decirles que lo que dicen es mentira y exageraciones.Con perdon de Miranda,no quisiera que se sintiera mal ,ella es la unica que a mi juicio desentona . Le recomiendo que no siga reuniendose en Versailles o haciendo caso de las consignitas acunadas ahi. Trate de apartarse de mentiras repetidas que en este ejemplar foro,nunca tomaran visos de verdad. Los felicito a todos y los demas, vamos a aprender de ustedes. Mucha falta que nos hace!

  • el 26 marzo, 2015 a las 4:45 pm
    Permalink

    Veronica

    ¿Que es ser culto? ¿Que es ser libre?
    En pocas palabras; un pueblo culto es aquel que tiene una educación balanceada entre las humanidades y las ciencias, además de tener educación formal, moral y cívica. Libre; aquel que puede escoger a sus gobernantes en elecciones partidista, con opciones para escoger entre distintas propuestas.

    El objetivo principal de la revolución ( o rebelión) era derrocar a Batista. Esto llevaría a unas elecciones libres con el propósito de acabar con la corrupción política del país y establecer toda una serie de medidas sociales que el país necesitaba. Había dos tendencias; una, elecciones lo mas rápido posible, otra, hacer leyes revolucionarias de carácter temporal y después elecciones generales. La segunda era mayoritaria. Y vinieron todas una series de leyes como; La Recaudación de Bienes Malversados, la Campaña del Alfabetizaron, La Primera Ley de Reforma Agraria, La congelación de los precios de los alquileres en la vivienda, La ley de Reforma Urbana, etc. Todas de periodo revolucionario y pre-elecciones. Pero lo que nunca se dijo fue, (Sorpresa!), lo de “Elecciones ¿para que?” lo de “en silencio a tenido que ser” y lo de “soy marxista-leninista desde mis primeros años de juventud y seguiré siendolo hasta el ultimo día de mi vida”.

    Un pueblo tiene que escoger su propio destino y sobre todo escoger como se va a distribuir el presupuesto nacional. Mencionas París. Lo que a mi me llama la atención es ver en los museos de esa ciudad, entrar a una clase de no mas de 12 niños y niñas con una maestra, a veces con dos, (una asistente), y sentarse delante de los cuadros para darle una explicación. En Francia, en los primeros años de educación hay un numero limitado de alumnos por maestra. Ponen el dinero en esa área. Se dirá lo que quiera de los Franceses, pero que son un pueblo culto, lo son. En EEUU las clases son de 30, 40 y mas niños y una sola maestra.
    Los Estados Unidos llevan décadas gastándose mas del 50% en Defensa. No hay ejercito mas poderoso y sofisticado; misiles, bombas inteligentes, aviones invisibles y últimamente hasta soldados invisibles, (o semi invisibles), etc. Si usted invierte en lo que sea y el dinero esta bien administrado, usted logra resultados. No tiene nada que ver con capitalismo o socialismo.

    Participe en un estudio en 1971 en Miami donde se media los conocimientos de los jóvenes que acababan de llegar de Cuba ese año. No podían haber estado ni un día en la escuela americana. Se les examino con el “General Educacion” Test que se realiza en EEUU a nivel nacional a los alumnos de secundaria. El test tiene dos partes, una de educación general y otra de Ciencia, (matemática, geometría, etc). En la parte de Ciencia, los cubanitos tenían un promedio superior a la media nacional de Estados Unidos. En la reunión de análisis de resultados, el director del estudio lo resumió diciendo; “Si usted invierte casi el 30% del presupuesto nacional en Educación durante 10 años, usted logra resultados”
    El problema en Cuba es que la Educación esta completamente escorada. Mucha técnica y poca educación general y cívica. Convencido estoy que si usted le pregunta a un francés o a un norteamericano como tiene la ” bilirrubina” o algo parecido, no saben de que diablos le están hablando. El cubano sabe si la tiene alta o baja. Pero no le preguntes mucho de Historia Universal o de la mismísima Historia de Cuba. De Moral y Cívica, menos que menos.

    La respuesta al titulo del articulo es no. Al cabo de 55 años, no somos ni cultos ni somos libres.

    Si sabemos la cantidad de médicos, enfermeras y terapeutas que han abandonado las misiones internacionales; son cerca de 5,000. A mi me parece muy alta. No se si habrá una estampida entre las nuevas generaciones, pero si creo que el gobierno tiene mucha culpa de esta situación.

  • el 26 marzo, 2015 a las 3:02 pm
    Permalink

    Ah bueno, si vamos a estar asumiendo “lo que pensaron” , te pudiera decir que si mi abuela tuviera ruedas, fuera bicicleta. Miles de los que se unieron al movimiento pensaron eso mismo que dices tú, sacar a Batista y poder establecer reformas sociales donde el guajiro no fuese desalojado, igualdad para todos y el resto del blablabla, y acabaitos de bajar de la Sierra los comandantes, que si pelearon, como Camilo, Huber Matos y cientos de muchos mas, se dieron cuenta que el jefe de la banda sin tirar un sólo tiro, estaba dejando claro sus intenciones dictatoriales, y como “el sueño para aplicar sus programas” el loco se los truncó. Desalojó a los guajiros de sus tierras y las desigualdades e injusticias y la falta de democracia estaban igual que las del régimen anterior. Pregúntale a Pedro Campos y a millones de cubanos mas, si ellos se unieron a los rebeldes para ver lo que se está viendo hoy.

    La educación tienes que ser servil y dependiente al estado o si no, no puedes estudiar, el buen sistema de salud está reservado para los extranjeros y el cuadro de funcionarios, el estado es el dueño de todos los recursos del país, el latifundista que explota a los campesinos y los tiene en la miseria y sin trabajo, y las viviendas dignas?, da verguenza que hayan miles y miles de familias cubanas hacinadas en albergues despues que las han perdido por un ciclon, o por derrumbes de casas con casi 60años sin reparar, mientras el gobierno vende casas a extranjeros y tiene cemento y ladrillos para edificar hoteles.
    Por favor EDUARDO que el país vive bajo la peor dictadura que ha tenido el país.

  • el 26 marzo, 2015 a las 5:20 am
    Permalink

    Ja, Ja, Ja. El tipo es libre por dentro, El hombre no se da cuenta que esa expresion la usan los presos, ja ja. El mismo se delata, increible!

  • el 25 marzo, 2015 a las 8:56 pm
    Permalink

    ….de acuerdo contigo pero los dueños de latifundio que contribuyeron financieramente seguro pensaron que eso les valia para mantener estos….asi paso con otros muchos que pensaron que era solo un cambio de gobierno y listo….

  • el 25 marzo, 2015 a las 7:54 pm
    Permalink

    No sé Julio, eso sería lo lógico y lo normal, pero como allá todo es ilógico y anormal, no me extrañaría nada, quién, con esa fama que tienen ellos me puede asegurar que el que vaya con un caso de parásitos, no le cambien el pronóstico por otro tipo de afección?. Ese regimen es experto en las marañas y mentiras.

  • el 25 marzo, 2015 a las 7:33 pm
    Permalink

    Sorry vecino, es que me tienen trastocada los luises (como nos enseño Isidro, jajaa) era con el de la pacotilla y la demagogia. Aunque al de la mayúscula que lleva la libertad en su interior le serviría igual.

    Saludos.

  • el 25 marzo, 2015 a las 12:53 pm
    Permalink

    Miranda en general no creo que se falsifiquen todas las estadísticas médicas pero si es posible que algún que otro indicador individual como por ejemplo la natalidad infantil etc se manipule para poder decir después que tienen mejores indicadores que naciones con muchos mas recursos lo cual es en efecto o imposible o una paradoja.

  • el 25 marzo, 2015 a las 11:33 am
    Permalink

    miranda, tu siempre confundiendo los luises, este en minuscula le contesta al primero , el de la mayuscula y de la pacotilla.

  • el 25 marzo, 2015 a las 10:02 am
    Permalink

    EDUARDO: la situacion de Cuba no es imaginaria para ningún cubano, sino que es muy real, bastantes recetas para los parásitos y para los piojos y para cuanta plaga tienen allá que nos mandan a pedir para podérselas quitár de arriba.

    Julio: los “records hospitalarios” en Cuba no se computan. Allá nada pasa, sobran los testimonios de los médicos cubanos para saber que las estadísticas se modifican y hacer creer lo contrario.

  • el 25 marzo, 2015 a las 9:43 am
    Permalink

    Luis, ¿a quien te refieres que ¿el gobierno le permite trabajar en el extranjero?, ¿quién es el demagogo que vive en Cuba trabajando en el extranjero y en una semana vuelve loco de contento a pasar sus vacaciones?”

  • el 25 marzo, 2015 a las 5:35 am
    Permalink

    Eduardo eso que digo de niños en esas condiciones lo vi en Cuba con la revolución en su mejor periodo los años 80 así que no me cabe la menor duda de que exista hoy en día .
    Sería fácil solo buscar en el récord hospitalario si hay casos de niños que han sido tratados por este tipo de afección .
    Recuerdo que siendo estudiante una profesora de comunismo llevo a su hijo a la escuela y no se como los muchachos se dieron cuenta que tenía una taenia saginata. También la playa de boca de galafre en la costa sur de pinar del río recuerdo ver niños con la misma situación. Yo tu no estaría tan seguro. Cuales pruebas tienes de que no es así?

  • el 25 marzo, 2015 a las 3:14 am
    Permalink

    Que bonito es como piensas cuando eres de los que el gobierno le permite trabajar en el extranjero. Asi como tu quisieran vivir muchisimos cubanos que son, para no menosprecisiarte, graduados y con conocimientos vastos como tu, siendo la unica diferencia contigo un Carnet del Partido o una diferencia de opinion. Esa opinion tuya es la opinion de una persona exactamente como la describe la periodista en este articulo. Usted es un demagogo. Un saludo

  • el 24 marzo, 2015 a las 6:32 pm
    Permalink

    Ja, Ja Isidro, verdad que ese ultimo parrafo le sirve a cualquier politico, !Que cosas tiene el lenguaje!. Creo que es muy valido lo que planteas, una retrospectiva de los motivos y las emociones que experimentaron los cubanos de la epoca , que al final es lo sustancial.

  • el 24 marzo, 2015 a las 4:01 pm
    Permalink

    Luis
    Si todo fuera tanto como eso, hasta yo viviria todavia en Cuba. El problema mayor es ver el vaso medio lleno, cuando en realidad esta con menos de un dedo. La filosofia del avestruz ha contribuido no poco a que el pais haya caido de la forma en que lo ha hecho.

  • el 24 marzo, 2015 a las 3:24 pm
    Permalink

    Eduardo:

    Al menos en mi caso, lejos estoy de aspirar a un “análisis” en lo que apenas llega al comentario al vuelo.

    Me parece que lo que tú describes es más bien una plataforma programática – posiblemente derivada del programa del Moncada -, mientras que yo hablo del hecho social que hizo confluir la voluntad de cubanos de tan diferentes orígenes de clase y visión política. Queda claro que no podían tener la misma aspiración el guajiro que sufría desalojo y tiempo muerto que el clase media que vivía en la habana y rechazaba a veces por pura ética los desmanes del despotismo entronizado en el poder, por citar dos ejemplos.

    NO debes pasar por alto que incluso muchos de esos dueños de latifundio que mencionas – por la causa que fuera -contribuyeron financieramente y con otros recursos materiales al triunfo de la insurrección ,y en un principio dieron su apoyo al triunfante ejército rebelde.

    Por otro lado, hubo militantes comunistas, que si bien incluían en sus aspiraciones temas de hondo arraigo popular como los que mencionas, no concordaban con la lucha armada que favorecían el 26 de julio el Directorio. Unos cuantos de sus cuadros incluso tomaron parte en las elecciones del 58, que además fue el año en que otros cuadros comunistas finalmente dieron su apoyo vocal a los alzados en la Sierra. O sea, que favorecían un vuelco “socialista”, pero no insurreccional. Sin embargo, cuando la insurrección triunfó, vieron los cielos abiertos para aplicar sus programas.

    En fin, que no nos podemos casar con una visión blanco y negro de los hechos. La historia del país – en su más amplio sentido- aún está por escribirse…

  • el 24 marzo, 2015 a las 3:06 pm
    Permalink

    Luis V:

    No te falta razón. Sólo llamo la atención que desde 1956 el cubano de pie que compraba bonos del 26 de julio a escondidas en la calle, lo hacía para contribuir a la “revolución”; en la jerga popular rebeldes fueron los que subieron a las lomas, pero revolucionarios todos los que apostaban por el derrocamiento de la dictadura por la vía insurreccional, que para muchos comenzaba por tumbar a Batista. La rebelión moraba intrínseca dentro de la revolución, siendo esta última el concepto globalizador del cambio, que cada cual interpretaba según sus intereses de clase o su capacidad intelectual.

    Observa cuán general resultaba el cierre de la Carta de México, firmada por Fidel y Manzanita:

    “para servir a Cuba en un programa de justicia social, de libertad y democracia, de respeto a las leyes y de reconocimiento a la dignidad plena de todos los cubanos, sin odios mezquinos para nadie, y los que la dirigimos, dispuestos a poner por delante el sacrificio de nuestras vidas, en prenda de nuestras limpias intenciones”.

  • el 24 marzo, 2015 a las 2:08 pm
    Permalink

    Y esos graves problemas y desigualdades llegaron a ser mas graves y aún mas desiguales, y ha durado 50 años por la fuerza, porque le tienen terror hasta a un micrófono.

  • el 24 marzo, 2015 a las 1:43 pm
    Permalink

    ….no se imagine….busque usted a esos niños cubanos con los estomagos crecidos y llenos de gusanos y ponga aqui una foto…o digale a alguno de los periodistas “independientes” que tanto hay en cuba que se la consiga….debe ser facil segun usted…

  • el 24 marzo, 2015 a las 1:37 pm
    Permalink

    humanista y pro spiritual !!! ja,ja,ja…si los EEUU no le hubieran aflojado los colmillos a los comunistas de ls URSS y de Cuba,digo…ya te hubieran mandado para Camaguey con tu espitualidad!!! mira que dicen boberias..usted no sabe erasmo que usted vive bajo una dictadura comunista?Siga el ejemplo de veronica que aunque esta medio perdida(como iba a estar una mujer nueva!!) al menos ve entre la niebla,el camino…Si todos los hombres y mujeres nuevos de cuba hoy,pensaran asi,ya habria algo de future Ganado.Que tiene que ver la dictadura comunista con la educacion y salud universal?? Por favor erasmo me puede explicar??Ah!! y quitense de la cabeza “gratuita”” bastante lo ha repetido su comandnte!!

  • el 24 marzo, 2015 a las 11:28 am
    Permalink

    Bueno y aqui llegamos al punto donde se fueron los que se fueron y esta elite ha hecho y deshecho en el país lo que ha querido y ….. Entonces vemos las consecuencias hoy en día.
    Están los cubanos mejor que en 1959?
    Aunque no es una comparación totalmente justa por la diferencia de adelantos tecnológicos creo que es posible acertar que los cubanos están peor hoy que en 1959.
    Cuba produce menos azúcar que lo que produjo no hay ningún reglon económico que sobresalga a menos que consideremos la exportación de cubanos como producto bruto de exportación y este si le ha producido al gobierno cubano dividendos.
    Todos o casi todos los que estamos fuera de alguna forma hemos contribuido económica mente con la revolución sea por una súper cara llamada telefónica a familiares o envió de dinero o cosas o viajes de visita. Y a pesar de toda nuestra contribución collectiva cuando vamos a la cuba real no a la Habana pero a los pueblitos apartados nos encontramos los niños descalzos en mi tiempo en Cuba los vi hasta con sus estómagos crecidos llenos de gusano. Y me pregunto no fue hecha esta revolución para eliminar todo eso?
    Es evidente que al tener un gobierno totalitarioque controla la prensa no veamos que estas cosas ocurrieron y no dudo que si se me permitiera encontraría lugares en Cuba donde hay niños descalzos y con sus vientres llenos de parásitos .
    Nos quitaron nuestras libertades y a cambio nos dieron miseria repartida por igual a todos excepto a aquellos que ocuparon o ocupan las posiciones altas de gobierno. Donde en realidad se ha traducido dinero por poder.
    Después de tantos errores y de la sistemática destruccion de la agricultura cubana hoy casi todo lo que pudiera producir cuba hay que importarlo y se tiene un gobierno que decidió abarcarlo todo pero ya sabemos que el que mucho abarca poco aprieta. Es así que de nuevo a pesar de todo lo socialista que alguna vez soñaron ser tienen que permitir los negocios privados por que sencillamente es trivial ver que la economía socialista no funciona de ninguna manera. Y si no funciona entonces lo que nos queda es una elite recarcitrantes enquistada en el poder. Que se dice a si misma como únicos posibles merecedores de ese poder que en realidad le pertenece al pueblo de Cuba .

  • el 24 marzo, 2015 a las 10:55 am
    Permalink

    Isidro; pero desde el punto de vista filosofico eso que tu planteas es una rebelion, una revolucion es cambiar las bases estructurales de la sociedad , y un viso de eso se dejo ver ya en la primera reforma agraria y despues en las nacionalizaciones. Yo si creo que Fidel Castro maniobro de la manera que pudo para llevar el pais al sistema comunista. No creo que alguien pueda convencer a casi todo un pais de hacer algo de tal envergadura si no esta convencido el mismo. Moraleja , no se puede tener una fe ciega en las teorias cientificas o filosoficas por muy evidentes que parezcan. Manana mismo , cualquier teoria puede ser falsa por muy futurista que parezca, ni tampoco se puede jugar con lo que la evolucion de la conciencia social le tomo siglos construir.

  • el 24 marzo, 2015 a las 10:47 am
    Permalink

    Mi querido Eduardo, sé que usted ha tenido que hacer un gran esfuerzo para dilucidar la forma de hacerse ganar hoy la javita. Yo a usted le entiendo perfectamente. Entiendo, también, que se le llame a vigilia cuando los grandes cafres que gobiernan Cuba le indican lo que debe pensar y decir. Sé, también, que no es voluntario por parte de usted, más bien se le ha inculcado a utilizar de forma “irracional” y sectaria su raciocinio. Todo ello es debido a una larga educación basada en el sometimiento y dogmatismo que hacen refrendar, como si se tratara de faraones, a los dictadores de turno. En fin mi querido Eduardo, una persona libre puede caminar tranquilamente por cualquier calzada del mundo, nadie lo amilana por tener ideas o creencias socialistas o comunistas o capitalistas. Nadie es cuestionado en su educación por ser de un partido político u otro, y eso al final dispone de eternos valores. Usted pone precio a la libertad al ser esclavo de un régimen dictador, cuando por principios y conocimiento debiera saber que la libertad es un valor intangible que tenemos al nacer y que nadie puede apoderarse de él. Bueno…….menos por esos individuos que gobiernan a Cuba de facto.

    Eduardo sólo un necio confundiría valor con precio……….. La articulista habla de valores y usted fue directamente a su precio….. lo dicho “a usted se le perdona por esa ignorancia adoptada (dogmatizada)”

    Saludos

  • el 24 marzo, 2015 a las 10:33 am
    Permalink

    …..los analisistas se quedan cortos y omiten hechos muy importantes ….la revolucion no solo se hizo para tumbar a batista y restaurar la constitucion del 40….se hizo para acabar con graves problemas y desigualdades que eran exigencias,deseos y aspiraciones de muchos cubanos…se hizo para dar educacion y salud a todos los cubanos,se hizo para dar un trabajo y vivienda dignas a todos los cubanos,se hizo para acabar con los latifundios que eran dueños de la tierra y explotaban y mantenian en la miseria a los campesinos cubanos, se hizo para acabar con los monopolios extranjeros que eran dueños de los recursos y servicios cubanos…se hizo para acabar con la dependencia y servilismo de los gobiernos cubanos que eran manejados por la politica de los usa….que muchos de estos objetivos se hayan cumplido en mayor o menor medida y que otros no se hayan cumplido por las causas que fueran seria importante analizar como tambien seria importante analizar el porque ese proyecto de revolucion ,con sus altas y bajas,aciertos y errores ha permanecido por mas de 50 años….como dije al inicio las causas de la revolucion eran mas profundas y las aspiraciones mucho mas amplias…la gran mayoria de los que pensaban que solo era tumbar a batista , restaurar la constitucion del 40 y que todo siguiera igual terminaron haciendo sus maletas y haciendo el viaje de las 90 millas….

  • el 24 marzo, 2015 a las 9:59 am
    Permalink

    La muestra de que todos sean posibles desertores es, que se les retengan los pasaportes a donde viajan, de que haya quién no quiera desertar, eso es verdad, como también es verdad que muchos de los que “no quieren desertar” es porque van como contingentes de perros guardianes para que nadie se quede y son los s que cdo llegan a Cuba reciben algún privilegio. No vengan con cuentos que con los atletas hacían lo mismo, el personal de seguridad era mayor que los que iban a competir, a otro perro con ese hueso.

  • el 24 marzo, 2015 a las 9:44 am
    Permalink

    Es cierto, que se hizo para sacar a Batista, restaurar la constitución del 40, y por fin reorientar el curso democrático. Pero, también es cierto que no se cumplió lo que se prometió y cierto también todo lo que ha dicho Verónica, de que vale que me enseñen a leer y a escribir para después prohibirme que lea y escriba?.

    Si vamos a hablar en serio, el estudio tiene que hacerse con estadísticas donde se compare a Cuba antes y después de esa tan odiada o amada Revolucion.

    Cuba es hoy por hoy un país depauperado, mas que nunca vapuleado a mas no dar por sus mismos gobernantes, lleno de desahuciados y gente hambrienta no solo de comida sino de libertades, donde se les ha coartado todos sus derechos, con una población sedienta de encontrar un respiro y verse obligada a que solo lo van a encontrar saliendo de su país.

  • el 24 marzo, 2015 a las 6:21 am
    Permalink

    Vero:

    Desencaminada, y mucho, comienzas si entiendes que la Revolución se hizo para “emprender una cruzada contra el analfabetismo, fundar escuelas y hospitales gratuitos…” La Revolución – y aquí me refiero al hecho avasallador que barrió la Isla literalmente de Oriente a Occidente – se hizo ante todo para sacar a Batista del poder y, en un primer momento, restaurar la Constitución de 1940 y con ella por fin reorientar el curso democrático, hasta ese entonces vapuleado a más no dar. Ese fue el elemento coagulador que juntó las voluntades de todas las clases sociales cubanas de la época. Tumbar a Batista era el grito de guerra, desde las mansiones del Laguito a los bohíos de la Sierra Maestra, desde la alta burguesía, a los partidos tradicionales desplazados del poder y una buena parte de los militares de carrera, cuyo pundonor les hacía insostenible la convivencia con la dictadura. Hubo, desde luego, medidas prerrevolucionarias que se granjearon simpatías adicionales, como la promesa de tierra para tanto aparcero y guajiro desahuciado, que ya venían materializándose desde las zonas rebeldes.

    Pero una cosa piensa el borracho y otra el bodeguero y, en consecuencia, desde el 59 comenzaron aflorar divergencias, de toda índole, incluso entre las fuerzas que propiciaron el derrocamiento del Gobierno.

    Hay mucho más, pero no voy a hacer la historia del tabaco. Sólo que si vamos a hablar en serio de la Revolución y qué nos acerca a ella o nos aleja y por qué, hay que cavar un poco más profundo.

  • el 23 marzo, 2015 a las 6:16 pm
    Permalink

    ….que ridiculo me parecio ese comentario de la “tranquilidad y libertad” que sintio la autora al pasar frente a la editorial de un periodico en paris….se habra sentido supermodelo al pasar frente a una tienda de algun famoso diseñador???…o millonaria al pasar frente a un banco???…lo demas no tiene mucho que comentar…no se pueden generalizar frustraciones,complejos,poca autoestima,ilusiones,deseos y esperanzas solo basados en nuestra experiencia personal….

  • el 23 marzo, 2015 a las 6:06 pm
    Permalink

    Erasmo.
    No es Veronica quien actualmente conduce a la nación cubana hacia el sistema capitalista. Cuba esta experimentado un proceso similar al que vivió Rusia luego de la caída de la URSS pero en cámara lenta. Los miembros de la élite política y su descendencia se están repartiendo la torta.

  • el 23 marzo, 2015 a las 5:51 pm
    Permalink

    Luis. Yo pienso que en Cuba no hay que cambiar muchas cosas. Solo se ha de cambiar una cosa. El gobierno.
    Quizás tu optimismo se deba al faster y a la pacotilla que pronto llevarás a Cuba. Digo quizás. El optimismo fue justificado y tenía sentido los primero 15 años, 25 máximo. A estas altura el que vea el vaso medio lleno o esta loco o es un … no digo mas.

  • el 23 marzo, 2015 a las 5:16 pm
    Permalink

    Luis dije lo de seguir órdenes sin creerlas por tu pronunciamiento más arriba. Más adelante nos dices en tu siguiente pronunciamiento que “pero sigo con la Revolución” y te pregunto que significa seguir con la revolución, sino seguir en el mismo status quo? No es eso seguir ciegamente la direccion dictada desde arriba? A pesar de que internamente te reveles y te des cuenta que hay montones de errores si no los manifiestan exteriormente entonces es como si no existieran. Si solo hablas para manifestar tu apoyo incondicional aunque sepas que es un error y callas cuando las cosas en tu opinión no son como deben ser entonces estas precisamente inconscientemente contribuyendo a la destrucción de eso que dices seguir. Pues aquellos que estan arriba han demostrado miles de veces que son capaces de cometer montones de errores. Pues son tan humanos como cualquiera de nosotros.

    El sistema cubano como seguro sabes es un totalitarismo donde los que estan arriba ordenan al pueblo en lugar de cumplir los deseos de este pueblo y en lugar de escucharles. Son montones de anos bajo esta existencia que yo llamaría miserable. Pues para mi no es posible concebir que alguien quiera vivir en un sistema donde hay que simular que a uno le gusta todo y si no lo haces o en el momento en que comiences a quejarte ya te andan mirando con los ojos medios virados y considerando un traidor y vende patria.
    Por que Luis esos que piensan así han confundido intencionalmente ese otro concepto abstracto de patria , con nación, y con gobierno. Como sabes todos son completamente diferentes. Se puede ser patriota sin estar con el gobierno de hoy y también se puede pertenecer al gobierno sin ser patriota.

  • el 23 marzo, 2015 a las 4:46 pm
    Permalink

    Erazmo , los que opinamos aqui en este foro no podemos ni aunque queramos tocar ni un cabello de Veronica, el unico que puede darle una paliza por decir lo que esta diciendo es el Gobierno de Cuba. Te puedo asegurar que no es lo mismo encararnos a nosotros que a un oficial de la seguridad del estado.

  • el 23 marzo, 2015 a las 3:49 pm
    Permalink

    Primero no uso seudonimos mi nombre es Luis, no doy mas datos pues esto es personal y punto, segundo Cuba no es el Gobierno de Fidel Castro, no la Revolucion, pero la influencia del “gobierno” sobre Cuba la marcado , moldeado para bien o para mal, asi que a veces me parece a veces que son lo mismo aunque se que no es asi.
    Yo no soy de los que sigo las ordenes aunque no las crea, no me conoces, yo si pienso que hay muchas cosas que cambiar en Cuba, que se perdió un poco el rumbo en el camino pero sigo con la Revolucion.
    Por ultimo retomando el tema de la cultura , yo diria mas bien de la instrucción pues somos muy instruidos pero poco cultos, me parece a mi (eso da tema para otro articulo) , el caso el que esa instrucción que nos ha dado el gobierno ha permitiodo que mucha gente sean lo que son hoy dentro y fuera del pais y porque no les ha dado mas libertad, creo que si algo sabemos los cubanos es pensar y llegar a conclusiones, me rebela que alguien piense que somos simples carneros.

  • el 23 marzo, 2015 a las 3:40 pm
    Permalink

    La pregunta de que si valió la pena la revolución cubana sólo por emprender una cruzada contra el analfabetismo, fundar escuelas y hospitales gratuitos
    … era valida antes de la caida del bloque sovietico

    Hoy por hoy ha quedado dramaticamente respondida.

  • el 23 marzo, 2015 a las 11:25 am
    Permalink

    Estimada Verónica
    Creo que casi todos en este foro estamos disconformes con la falta de libertad en Cuba; lo hemos planteado muchas veces y de infinitas maneras en este blog. Por favor, no te detengas ahí, sigue adelante.
    Lo novedoso sería el análisis de las alternativas. Otras veces has defendido implícita o explícitamente el capitalismo (un sistema tan antiespiritual) como camino a la libertad. Creo que como humanistas y pro espirituales que somos, deberíamos pensar y trabajar intensamente en pos de una alternativa no idealista, ajustada a nuestra realidad concreta, donde la libertad no cueste tan caro y no sea tan barata como la que se consigue vía capitalismo. Meterse en esos análisis es todo un lío: hay que profundizar en cuestiones escabrosas, dedicar horas nalgas al asunto y tener mucha imaginación y valor. Además, en cuanto te salgas del trillo: “abajo los castro, viva el capitalismo” vas a ganarte muchos enemigos, así es cuando se marcha contra la corriente.

    Orta cuestión, Verónica
    ¿A cuántos estudiantes de medicina consultaste para tu conclusión de que todos MUCHOS quieren desertar? ¿Podrías mostrarnos cómo escogiste la muestra, qué preguntas concretas hiciste y cuál fue el resultado en números concretos? Te lo digo porque, según tengo entendido, son muy pocos los médicos cubanos que desertan de la misión, el periodista Ravsberg escribió de ello en un trabajo reciente. Yo tengo una hermana médico cumpliendo misión y la muy loca no quiere desertar de ninguna manera; sus compañeros allá parece que tampoco. Sería burdo que a partir de ese dato personal que domino pasara a generalizar: “muchos no quieren desertar”.

    Y por último
    Hasta el otro día yo visité la editorial de Granma porque una amiga mía y conocida tuya trabajaba allí de fotógrafa y te juro que nunca vi custodios uniformados de verde olivo. Yo creo que tu paranoia te está jugando una mala pasada, los guardias que ves por la zona son los custodios del MINFAR, un edificio que queda muy cerca pero es totalmente independiente al del periódico Granma.

  • el 23 marzo, 2015 a las 11:19 am
    Permalink

    Luis creo confundes dos cosas diferentes país y gobierno. Se puede amar a un país y a su pueblo y no gustarnos su gobierno. Asumir que unos pocos puedan decidir por todos aun por muy ilustrados y bien intencionados que sean no les merita acumular para ellos mismos todo el poder. Los resultados de tal aberración son obvios.
    Tienes la opción de permanecer en silencio cuando sencillamente estés en desacuerdo pero las cosas solo cambian cuando mostramos que estamos en desacuerdo. Tu pareces ser desafortudamente de esa parte de la masa que sigue ordenes aunque no las crea.
    Me parece mejor lo que ha escrito Verónica pues ella ni siquiera se oculta para decir loque piensa bajo un pseudónimo.

  • el 23 marzo, 2015 a las 9:44 am
    Permalink

    Querida Veronica coincido con casi todo en tu artículo excepto con el último párrafo. La educación en Cuba no es gratis y el pago de ella es de costo colectivo. Los bajos salarios pueden explicarse parcialmente por el costo ya extraído por el estado antes de pagarles lo cual es una especie de impuesto personal.
    El otro costo adicional es ese trueque implícito que ocurre donde el estado te da educación pero a cambio de que sigas siegamente a la elite. El precio es entonces además la incondicionalidad y a falta de ella entonces la simulación.
    Cuando se dice la universidad solo para los revolucionarios !
    Es evidente ese trueque yo te doy A y espero B de ti. De nuevo esto me recuerda como la mafia funciona.

  • el 23 marzo, 2015 a las 9:08 am
    Permalink

    Te he leido varias veces y he llegado a la conclusion de que eres de las personas que ven el vaso medio vacio, que solo vez las manchas del sol, etctera, siento pena por ti y tu amargura, a veces me he topado con amigos que se van de Cuba y entran en una negacion en la que todo lo vivido en Cuba les parece mal, asi mas o menos estas tu. Yo vivo en Cuba, ahora estoy trabajando en el extranjero y en una semana regreso de vacaciones, y estoy loco por regresar a mi pais con sus virtudes y defectos, con la Revolucion que me formo en alguans cosas y en otras quizas me desformo pero creo que la suma es positiva, y la libertad como dicen los raperos en una cancion la llevo yo en mi inetrior y nadie me puede controlar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *