La esperanza está en Cuba

Verónica Vega

Necesitamos una realidad sin mascaras. Ilustración: Yasser Castellanos

HAVANA TIMES — La verdad que los cubanos no se atreven a decir públicamente dentro de su propio país, se ha expresado continuamente en un éxodo que ha durado tanto como la revolución cubana.

El número de exiliados que prefieren emprender viajes suicidas por mar, insertarse en redes clandestinas de migración, desertar mientras cumplen misiones oficiales en otros países, o fingir sentimientos para lograr matrimonios con extranjeros, delata el grado de desconfianza que tienen los cubanos sobre un futuro de prosperidad y libertad en su país de origen.

La fe que el mandato de Fidel puso a prueba durante diversas formas de crisis, se quebró ante las imprecisas reformas raulistas y miles aprovecharon la magra dosis de libertad (los cambios en la ley de vivienda), para vender sus casas y aventurarse en un viaje azaroso con destino a Estados Unidos.

La repentina invalidación de la ley “pies secos, pies mojados”, los ha dejado atascados a medio camino. Hacinados en refugios temporales en países extraños, sin propiedades en su patria y con la deportación pendiendo sobre ellos, se sienten desesperados. Algunos de los que llevan tiempo en esta situación están reaccionando: cuestionan, protestan… en Panamá, 18 cubanos retenidos en un albergue se declararon en huelga de hambre.

El ayuno político ha sido ancestralmente el recurso extremo de la dignidad y la autonomía. Y no deja de sorprender que apelen a él los mismos cubanos que eligieron partir por no “señalarse” (estigmatizarse) políticamente, expresando sus inconformidades dentro de la Isla.

La primera vez que escuché hablar de un huelguista de hambre fue de Orlando Zapata Tamayo. Yo trabajaba como guionista en Radio Metropolitana, y en mi presencia se le dijo a una escritora que debía redactar una nota saliéndole al paso a “un preso común que había decidido no comer para que le pusieran en su celda, un teléfono e internet”.

Cualquiera sabe lo horrible que es abstenerse de ingerir alimentos, así que las razones de esa autoinmolación me parecieron, más que insuficientes, absurdas. Pero la escritora se sentó a escribir su diatriba sin cuestionar la información que le daban.

Para los que conocieron la noticia según la versión oficial, esta explicación fue también suficiente. En mi entorno y mucho menos en mi centro de trabajo, logré encontrar a nadie que se interesara en saber qué estaba pasando con esa persona que terminó muriendo de hambre, mientras se difamaban sus verdaderos reclamos.

En este detalle está la clave de lo que resulta incompatible con la actitud repentinamente civil de los cubanos, una vez fuera de Cuba.

No el que elijan no apoyar a un disidente, sino el que acaten una campaña de descrédito, por irrisoria que sea, sin conocer la contraparte. Tenemos el derecho innato de buscar la verdad, y de apoyar o rechazar conociendo a cabalidad qué estamos sosteniendo o refutando.

Es triste que haya cubanos varados en medio de un exilio frustrado, abortado, y que hayan quemado las naves del retorno vendiendo lo poco de valor que se puede acumular en Cuba. El giro inesperado en la política migratoria de Estados Unidos demuestra que el exilio ha sido un sistema de drenaje que solo ha aplazado la solución del gran problema cubano: construir en nuestra patria la sociedad que buscamos en otras tierras. Los riesgos no son peores que la destrucción de la que hemos sido testigos por tantos años.

 

 

Veronica Vega

Verónica Vega: Creo que la verdad tiene poder y la palabra puede y debe ser extensión de la verdad. Creo que ese es también el papel del Arte, y de los medios de comunicación. Me considero una artista, pero ante nada, una buscadora y defensora de la Verdad como esencia, como lo que sustenta la existencia y la conciencia humana. Creo que Cuba puede y debe cambiar y que sitios como Havana Times contribuyen a ese necesario cambio.

Veronica Vega has 193 posts and counting. See all posts by Veronica Vega

2 thoughts on “La esperanza está en Cuba

  • Veronica, muy bien expresado tu punto de vista, pero te hare una pregunta : el articulo esta inspirado en Erasmo Calzadilla ?? Quizas, sea pura coincidencia….pero creo el fue el Muso de inspiracion…de todas formas son muchos los casos….Gracias !

  • Me encanta como escribes y coincido con todo lo que he leído de ti.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *