El porqué del fracaso de Cuba

Verónica Vega

Hemorragia
Hemorraia.  Ilustración por Yasser Castellanos

HAVANA TIMES — Gracias a los lectores por sus comentarios en el post “Irse o no irse de Cuba”. A mi buen amigo René, tan sinceramente preocupado por mí, le pregunto si está ofreciendo sus servicios de psiquiatra. Es halagador que siga mis artículos, aunque también me desconcierta, pues yo no leería a alguien cuya salud mental considere dudosa.

Sí, como dice Luis, la “sofisticada teoría de la evasión” puede ser “producto de medio siglo de privación de libertad”, pero adquirir esa conciencia e intentar ejercer esa libertad indispensable desde ese mismo medio que te oprime, ¿tiene menos mérito que huir de ese medio? Ejercer la libertad se elige, y es posible siempre, desde cualquier circunstancia. Y si un éxodo nacional es la solución a los problemas de Cuba, pobre de nuestra tierra que ni siquiera merece una transición como la que han tenido los países donde se han llevado a cabo experimentos socialistas.

Viajar, y volver o no, al país de origen, es un derecho natural. Por eso prefiero hablar en términos de “los que están fuera de Cuba ahora”, y “los que están adentro”, ya que cualquiera, en algún momento, puede cambiar de lugar, y en eso consiste una parte indiscutible de la libertad humana. Pero me resulta curioso que la mayoría de los que comentan (en español), en este foro: cubanos con residencia fuera de la Isla, consideran que si uno no se ha ido, todo lo que opine sobre el tema son justificaciones por no haber podido irse. En cambio, dan por hecho que las razones que los llevaron a emigrar sí son válidas.

Por qué muchos que tanto hablan de tolerancia y libertad, no respetan la experiencia y las elecciones de los que no apostaron por el exilio. Por qué insistir en evaluar las vidas de otros desde las propias. Alguien dijo: “para demostrar que tu camino es cierto, no necesitas demostrar que el del otro está equivocado”.

Creo, como Marlene, “que las nuevas”, (o incluso viejas) “generaciones tienen toda la razón en intentar tener un presente y un futuro mejor, fuera de la prohibición que el Gobierno cubano le pone a sus ciudadanos en todas las aristas de los proyectos personales y profesionales de cada uno”. Y también creo que cada ola de emigración es responsable del fracaso innegable que es Cuba. Tanto como son responsables quienes se “inxilian” en el silencio, en la cooperación sincera o falsa con un sistema que ha destruido física y moralmente a nuestro país.

Me regocija saber que hay gente que ha emigrado y decide volver para iniciar su proyecto de cambio, como Antonio Rodiles o como Yoani Sánchez, que ya repatriada insistió por años en su derecho a viajar para al fin ejercerlo, su derecho a expresar en su blog sus opiniones libremente y hasta lograr fundar y sostener un medio de prensa independiente. O jóvenes como Eliécer Ávila, salido directamente de las filas oficialistas, con el valor de cuestionar lo establecido, pagar el precio de la inocencia, la decepción, la satanización, y que justo desde el exterior fundó su propuesta “Somos +” para continuarla dentro de la Isla. O como Pedro Campos, que también ha viajado y regresado, para perseverar en defender desde aquí su proyecto de socialismo.

En estos días, cada vez que oigo aumentar la cifra de los emigrantes cubanos varados en Centro América en su itinerario a Estados Unidos, me digo que es apenas la cifra del descontento poblacional, y qué diferencia haría si esas multitudes se estuvieran manifestando ahora mismo dentro de Cuba.

Ocho mil cubanos desbordando, por ejemplo, la emblemática Plaza de la Revolución, pidiendo cambios políticos y económicos que les permitan vivir a ellos y a sus familias una vida digna. Protestando, no por continuar su ruta al exilio, sino por no tener que emigrar, por su derecho a contribuir y a pertenecer en su país de origen.

Hace unos días comenté esto a un antropólogo y él hizo un gesto negativo con la cabeza:

-Pero esos cubanos aquí nunca se habrían manifestado, son de los que tratan de abrirse paso sin hacer nada que los “señale”.

Tuve que admitir que tenía razón. La mayoría en esa cifra que crece alarmantemente, al parecer son profesionales y cuentapropistas, cansados de promesas baldías y límites tangibles. Tal vez aquí sí habrían engrosado las filas de la insolidaridad contra los pocos que se atreven a decir públicamente su desesperanza, lo cual, y por más lamentable que resulte, es también su derecho.

Como lo es la nostalgia y el interés por la realidad cubana de los que comentan en este foro, aunque vivan a millas de distancia y podrían usar ese tiempo para no pensar en Cuba, por ejemplo.

Y me regocija igualmente que prefieran dedicarlo aunque sea a debatir sobre esta tierra “enferma”, y a compartir el sueño común de un renacimiento para nuestro país que incluya la justicia, la prosperidad, la democracia. Y por ello me permito recordar a un amigo que emigró en balsa a los dieciséis años y al que entrevisté hace tiempo para Havana Times, cuando dijo:

“Me gustaría incluso que algún día la palabra exilio se cambiara por preparatoria, ¿no es así que se hacía antes? Algunos se marchaban para regresar después, para establecer caminos. Caminos hacia un mejor entendimiento de esta minúscula temporada que llamamos vida. Jesús, Budha, Moisés… y hasta el propio Martí generaron cambios notables cuando regresaron a su lugar de nacimiento”.

Veronica Vega

Verónica Vega: Creo que la verdad tiene poder y la palabra puede y debe ser extensión de la verdad. Creo que ese es también el papel del Arte, y de los medios de comunicación. Me considero una artista, pero ante nada, una buscadora y defensora de la Verdad como esencia, como lo que sustenta la existencia y la conciencia humana. Creo que Cuba puede y debe cambiar y que sitios como Havana Times contribuyen a ese necesario cambio.


31 thoughts on “El porqué del fracaso de Cuba

  • el 3 marzo, 2016 a las 6:21 pm
    Permalink

    Ja…Llego tarde a este post. Como de costumbre, Vero tocando partes sensibles del día a día cubano, esta vez con particular buen tino. Mucho de verdad le asiste, la cual reconozco en el marasmo social que en la actualidad mantiene en el sopor a buena parte de mi país.

    Sólo me gustaría agregar que en ese exilio tan llevado y traído han ido a parar también unos cuantos que, al menos en mi caso, me hicieron la vida un yogur en mi juventud. Hablo de los que que acá eran extremistas de cuello y corbata, simuladores de casta y oportunistas de puertas cerradas. Me pregunto que vendrán a exigirme o enseñarme – si alguna vez vuelven a la Isla- luego de condenarme en sus conciliábulos por “falta de combatividad”, escuchar “la radio y la música enemigas”, reunirme “con elementos desafectos” y otras joyas.

  • el 15 enero, 2016 a las 1:53 pm
    Permalink

    Cuando era adolecente Cuba era para mi un pais admirable por sus logros en salud educacion deporte y por que era anti imperialista y cuando alguien me decia que alla no habia libertad plena yo decia que lo importante era tener comida aunque sea poca educacion aunque no tuvieses dinero y para mi eso era lo ideal. Pero el tiempo pasa eso fue en los 70 y si UNO Sigue pensando como en el siglo pasado o esta paranoico o se enganchó en el pasado.
    El tema hoy es libertad, desarrollo tecnologico, informacion, libre albeldrio y Cuba y otros paises ..no lo tienen, ni lo tendran si siguen en el poder los zanganos de Siempre.

  • el 14 enero, 2016 a las 8:44 pm
    Permalink

    Igual y no me entendió, acá en México, llamamos “chairos” a los de la izquierda marxista, como en España, llaman “perroflautas” a los PODEMISTAS, y en Cuba, castristas a los comunistas, …ya revisé lo escrito por mí y es lo único que pudiera no entenderse…

  • el 14 enero, 2016 a las 7:57 pm
    Permalink

    Juan Lopez, con el mayor respeto pero los mexicanos de izquierda que conozco aman y defienden al castrismo por los planfetos que se leen, pero tienen muy poca información verdadera sobre la dictadura tiránica que estamos viviendo demasiado años en Cuba. Seguro que no sabes que en Cuba también tenemos 41 asesinados y no por la mafia sino por el gobierno. Los 43 estudiantes de iguala los quemaron, los niños y familias completas cubanas los hundieron con chorros de agua sobre el remorcador 13 de marzo y a diferencia de Mexico a los autores de este crimen los condecoraron como heroes. Eso seguro esto no lo sabias y como mi amiga mexicana te quedarás callado y/o cambiaras la conversacion.

  • el 14 enero, 2016 a las 6:33 pm
    Permalink

    Y si otros no hubieran robado el remolcador 13 de marzo la historia hubiera sido otro. Culpar a los victimas del asesinato, parece una buena estrategía que se utiliza para justificar. Y en este caso, ¡Estamos hablando de 43 jovenes desaparecidos!

  • el 14 enero, 2016 a las 5:06 pm
    Permalink

    No veo que lo justifique pero entiendo que ellos estaban robando buses (por las hipoteticas razones que fueran) y se metieron a robarse uno que trasportaba drogas, y la policía se los entregó al dueño del bus/ o de la droga (actitud previsible en un país como Mexico) y que los narcos les cobraron la trastada a su estilo.

    Es muy doloroso, nadie desea algo así, creo que todos repudiamos ese acto de violencia…PERO… si no se hubieran robado los buses la historia hubiera sido otra.

  • el 14 enero, 2016 a las 4:54 pm
    Permalink

    Juan José, Lea otra vez todas las opiniones para que vea quién ha sido el único en mencionar los 43, saliéndose Ud completamente de lo que trataba el tema. Tampoco está nada nice que nos venga a describir con calificativos despectivos y mucho menos en “idiomas” que no entendemos.

  • el 14 enero, 2016 a las 1:40 pm
    Permalink

    Lo que impide la disidencia generalizada y active en Cuba no es la repression ni la cobardia.Es el estado mental que han logrado despues de 56 anos hacer cecer en los cubanos.Miedo,adoctrinamiento,alcohol.descalificaciones,modos marginales de sobrevivencia,vida promiscua,desvalorizaciones de instituciones,personajes,modos de vida,clientelismo,caciquismo,en fin un modo de vida,falta de informacion,chovinismo y mediocridad esas son las herramientas de que se ha valido el regmen para matar la personalidad,la rebeldia,la imdividualidad.Si Mella,Jose Antonio,Frank Pais,Masferrer,Camilo,hubert matos,Ciro Redondo,Jose Smith,etc hubieran nacido en cuba en el ano1991,hubieran estado yendose de cuba y hablando la boberia que hoy vemos en los noticieros de Miami y el mundo..ese es el “Hombre Nuevo”,el que fabric el Socialismo para construer el “Mundo Mejor que es Posible”..Ja,ja

  • el 14 enero, 2016 a las 1:15 pm
    Permalink

    Circles Robinson, yo no justifiqué nada, yo expuse la información con la que aquí se cuenta, y yo vivo en México, no en Managua con tiempo compartido en La Habana, y si eso te queda claro, y lo digo con mucho respeto, pues no hay nada más que agregar.
    Y para concluir, cuando los crímenes, que si los hay , son de la izquierda, no te enojas tanto, vamos, que llevo años siguiendo la página, y se bien como masca la iguana.

  • el 14 enero, 2016 a las 7:28 am
    Permalink

    Usted es el primero que leo justificar el asesinato de los 43 jovenes. Es la mentalidad que he escuchado de los que aman a líderes como Pinochet y Fujimori. Pierde todo sentido cualquier comentario suyo sabiendo que esta de acuerdo con descuartizar y desaparecer sus adversarios.

  • el 13 enero, 2016 a las 11:27 pm
    Permalink

    De qué hablas, has de ser un lo que llamamos acá , despectivamente “un chairo”, no desinformes, casi nadie quiere acá a AMLO y yo vivo acá , deja el cuento de camino, y sabes porque no lo queremos…porque se parece a los Castros, Iglesias, o Chávez, y eso no queremos acá´…
    Y por favor, no saquen más el banderín de los 43, sí eran jóvenes, pero hacían de todo menos estudiar, eso si eran agitadores , muy agitadores y a la zurda, y coludidos con el narco, hay que decir las cosas tal cual y dejarse de victimismos. También deberías decir que en nombre de esos 43 sus papis, amigos ,arientes y parientes, han viajado el mundo entero, cosa que un mexicano promedio , trabajando no puede hacer, nada, que han sido bien productivas esas memorias.
    México es un país como cualquier otro y la imagen que cierto sector proyecta al exterior , es la que le conviene (por qué será?), problemas, claro que los hay , pero deja de hacer de plañidera, que Cuba, y su “paraíso”, ni te imaginas por un segundo de qué se trata.

  • el 13 enero, 2016 a las 8:24 pm
    Permalink

    Juan López, ese testimonio que expuso el bobo, es el mismo que tenemos el resto de los cubanos cada vez que intercambiamos con gente no-cubana.

    Así es que para Ud es “inaceptable” que un cubano “DISIDENTE” hable de la “realidad mejicana”, o sea que si está de acuerdo con la Dictadura Castrista si puede opinar, pero si disiente no lo puede hacer. También nosotros los cubanos invitamos a los no-cubanos hablar de la terrible “realidad cubana”, ¿acaso AMLO les ha quitado la ciudadanía a los s mejicanos emigrados?, acaso les ha robado sus casas cuando lo han hecho?.

    El problema con Uds los mejicanos es, que lo que no les gusta para Uds, si les gusta para los demás, la mejor muestra de ésto es ver la postura arrogante y despreciable del periodista Jorge Ramos, siempre con sus imparcialidades de querer arreglar a los demás países y a los corruptos de tu país no los toca, pero bueno por eso es que está en Univisión, donde piensan todos como El, o si no ya la hubiesen botado del canal, el problema suyo es: que está viniendo a “molestarse” por puro placer a éste blog que es cubano.

  • el 13 enero, 2016 a las 5:34 pm
    Permalink

    LOGROS, LOGROS LOGROS LOGROS LOGROS LOGROS, BLA BLA BLA BLA BLA . Estoy en Cuba, alguien pudiera prestarme unos espejuelos?

  • el 13 enero, 2016 a las 8:57 am
    Permalink

    Estimado Bobo de Abela. Creo que los cubanos pueden hablar de asuntos cubanos, lo que considero inaceptable es que un cubano disidente hable de la realidad mexicana. Andres Manuel López Obrador es nuestro asunto y nuestro problema. Si AMLO expropia las empresas mexicanas es nuestro problema. Bobo de Abela, te invito a que hablemos sobre la terrible realidad mexicana. ¿Acaso en Cuba el gobierno mata y descuartiza a ciudadanos como en México, desaparece a jóvenes estudiantes, en la flor de su juventud? No mezcles tus problemas de tu País con nuestra terrible realidad en México. !Y no te envío saludos porque estoy muy molesto!

  • el 12 enero, 2016 a las 7:34 pm
    Permalink

    ¿Qué es lo que no ha ocurrido más, según usted…o en qué país vive?
    No sabe qué pasaba en el foso de Los Laureles en La Cabaña, en el Escambray, usted no se enteró de Pedro Luis Boitel, del remolcador 13 de marzo, de Zapata, de Laura Pollán de Payá…dígame que es lo que gracias a Dios desde 1959, no ha vuelto a ocurrir. El cubano sigue derramando su sangre, porque llevamos siglos con el sueño de la emancipación, mil y una vez frustrado, por la razón que sea, pero no diga soseras, por favor, hay que ser serio cuando el tema es serio, y la sangre de los que no han escatimado en derramarla, no es cualquier cosa, en la fecha que sea.

  • el 12 enero, 2016 a las 4:26 pm
    Permalink

    armando:

    Este debiera leerse “El Ingenio”, de M. Moreno Fraginals para que viera la dieta del esclavo, que comía más tasajo y carne de res en un mes, que muchos cubanos en años.

  • el 12 enero, 2016 a las 4:24 pm
    Permalink

    doctora:

    Eso, sin mencionar el montón de forros que hay en las estadísticas del gobierno de Cuba, ni la cantidad de países, no todos desarrollados que pueden presumir de esos índices, sin tener la miseria que reina en Cuba, ni la falta de libertad.

  • el 12 enero, 2016 a las 1:02 pm
    Permalink

    Marlene, lo más triste y penoso que el discurso de Rafael todavía funciona con mucha gente dentro y fuera de Cuba por la brutal desinformacion de la maquinaria mediática castrista. Ayer mismo hablaba con una mexicana profesional y me decía que el problema de Cuba era el embargo de los USA. Cuando le pregunte por que el embargo a Cuba no sabía. Cuando le pregunte si Lopez Obrador ganaba la presidencia y expropiaba todas las empresas extranjeras y la de los mexicanos para convertirlas del estado, me dijo que eso era imposible que pasara. Cuando le dije que eso pasó en Cuba antes del embargo, se quedó callada y cambio el tema de conversación.

  • el 12 enero, 2016 a las 11:50 am
    Permalink

    Rafael,

    Sin ponernos analizar en datalle cada uno de los “logros” que mencionas, la realidad final es que lo que come un cubano promedio hoy es peor que lo que la dieta que les daban los dueños a sus esclavos durante la etapa colonial. Y eso es el mayor fracaso de culquier gobierno.

  • el 12 enero, 2016 a las 10:28 am
    Permalink

    Adhiero 100% a lo que dice el Bobo. Agrego y no me canso de repetirlo que el lavado de cerebro en Cuba ha sido realmente eficaz. Hay una porción de compatriotas que no puede o no quiere emigrar, y tampoco se suma al activismo disidente. Esta parte de la población (no precisamente los más jóvenes) tiene cero capacidad de reacción: están aletargados, maniatados psicológicamente, confundidos y muy dormidos. Aun cuando sufren diariamente las consecuencias de vivir bajo un régimen totalitarista, que reprime, controla y hambrea, no pueden visualizar a su agresor como el único culpable de sus males. Viven y han vivido toda su vida en la total desinformación y carecen desafortunadamente de las herramientas psicológicas y materiales para poder juzgar con objetividad a los verdaderos culpables. No se si puedan ser clasificados como víctimas de síndrome de Estocolmo pero no está muy alejado el padecimiento. La clasificación se la dejo a los psicólogos, sociólogos y afines.

  • el 12 enero, 2016 a las 9:33 am
    Permalink

    Rafael, apretaste con eso del gobierno cubano representando dignamente a los compatriotas emigrantes varados en Costa Rica. Después de esa mentira no creo que seas creíble para nada más.
    Por otra parte el resto de los datos que dices no calzan con la ausencia de un salario que pague el trabajo necesario y el trabajo decente según la OIT.
    A nadie le interesa ni nacer ni llegar a los 80 años viviendo en la miseria.
    La jabita de este mes no te la has ganado.

  • el 12 enero, 2016 a las 9:29 am
    Permalink

    Por que no se quedan a pelear? Oigan a este esbirro. La violencia es el recurso de los tiranos que no escuchan el sentir de sus pueblos. No veo la valentía de golpear a mujeres con gladiolos en las manos.

  • el 11 enero, 2016 a las 11:16 pm
    Permalink

    Y Yo, estoy en total acuerdo contigo.

  • el 11 enero, 2016 a las 11:08 pm
    Permalink

    Un proyecto fracaso que alcanza un 80 años de esperanza de vida donde antes eran 54 años; un proyecto fracasado que de ciento y tantos niños fallecidos por mil nacidos vivos tenemos ahora menos de 4; la mujer compartiendo en plano de igualdad con los hombres; Cuba como país sede para la paz en Colombia; los EE.UU. reconociendo el fracaso del bloqueo de más de medio siglo; los varados en Costa Rica representados digna e internacionalmente por su gobierno cubano y rechazados indignamente por “su gobierno” USA… Solo por decir algo y no extenderme en lo que 11 millones de cubanos sabemos, no importa el miedo de pensar si a favor o en contra… Decir verdades es ser veraz, verdad de perogrullo. Mentir melosamente es de canallas sin verguezas.

  • el 11 enero, 2016 a las 10:57 pm
    Permalink

    En más de ciento y tantos de años tuvimos muchos martires para alcanzar la autodeterminación y una republica de verdad, sobre todo en la dictadura de Batista que derrocó Fidel Castro, más de vente mil victimas entre muertos, torturados y desparecidos; que gracias a Dios desde a partir de Enero de 1959 no ha ocurrido nunca más… Ademas, de corazón, creo que de las personas que habla un respetable por ciento no tienen madera de martires, todo lo contrario… Y si tuvieran muchas razones y en Cuba un proyecto frustrado, ¿porque no se quedan y pelean? Pelear y ofrendar la vida es sólo actitud de Revolucionarios. No se puede pedir peras a los olmos.

  • el 11 enero, 2016 a las 9:57 pm
    Permalink

    Estimada Veronica

    Como siempre sigo al pie de la letra todos sus articulos, considero (sin menospresiar otros) que los suyos son de los mas sinceros, relaes y elecuentes, por cierto hoy vi otro muy bueno en otro medio.
    Perdone, en ningun momento quiero ofenderla, nunca ha sido mi intencion, no me mal interprete, quizas no me he expersado bien.
    Entiendo su insertidunbre, solo le aconsejo en el plano personal que tome una decision, se que es extremadamente dificil, y este donde este nos siga deleitando con sus escritos
    reitero mis disculpas si en algun momento la puedo haber ofendido

  • el 11 enero, 2016 a las 8:02 pm
    Permalink

    Irse o quedarse, una desición muy personal. Nadie, absolutamente nadie puede opinar cual de ellas es la mejor opción, mucho menos orientar cual de ellas aplicar a otros. Cualquiera de las dos variantes lleva consigo una buena dosis de valor y determinación; el que se va de cualquier forma se enfrenta a lo desconocido, en la mayoría de los casos a recomenzar practicamente de cero, y muchísimas veces con el pensamiento y la acción de ayudar a los que se quedaron. Los que se quedan se saben condenados a seguir girando en la suerte de tiovivo que es una sociedad y sistema que cada día inventa una fórmula diferente para seguir en las mismas, ofreciendo curitas de mercuro cromo y aspirina a un enfermo que necesita de cirugía urgente. Considero una actitud hipócrita y oportunista la de aquellos, que desde la seguridad del exilio, azuzan a los que se quedaron a protestar, ellos (salvo contadas excepciones) nunca lo hicieron y algunos se fueron gracias a los trabajos que tenían y ser considerados “de confianza ” para viajar. Oportunista y villana es la actitud de los que desde dentro reprimen a quienes piensan diferente o tienen otra propuesta de proyecto social, oportunista porque en la mayoría de los casos utilizan esto para escalar y ocupar posiciones, villana porque se saben impunes.

  • el 11 enero, 2016 a las 5:58 pm
    Permalink

    Un dia fui a ver a una Sra muy activa en la disidencia politica hace como 20 años y le.dije que queria sumarme al activismo politico, fue en un portal.de una.casa en.la calle Vento municipio de Boyeros en La Habana. Ella me habló mas de una hora no sobre los riesgos que yo correria, sino mi familia pero en especial mis hijos, el rechazo de mis familiares y asi claramente me expreso que la dictadura cubana era un regimen en que no hay justicia y solo se recurre a la venganza cruel contra aquello que mas te duele. De la misma manera me dijo que lo pensara y en una semana fuera a verla. Fue hace 20 años. NO FUI
    Esta historia no se ha acabado, pero hasta ahora ha sido muy triste

  • el 11 enero, 2016 a las 5:53 pm
    Permalink

    El post anterior donde mas o menos se decia “No importa cuantas limitaciones me pongan , yo me siento libre por dentro”, no tiene nada que ver con este ; se trata de callar nuestras respuestas a la evasion con un supuesto altruismo que al final muy pocos ejercen . La mayoria de los que estamos fuera de Cuba, tambien pasamos por la fase de la libertad interior y otras mas cuando estabamos en Cuba. Si esos 9 mil varados en centroamerica fueran a la plaza de la revolucion a manifestarse publicamente, haria falta solo un “cuadro” con un microfono gritando consignas para que todos ellos desmoralizados se vayan devuelta para sus casa; ese es el dilema de Cuba.

  • el 11 enero, 2016 a las 10:32 am
    Permalink

    Vero es cierto que la variante de quedarse y tratar de transformar al país desde adentro sería la mejor opción para la nación, pero entra en contradicción con la realización personal y profesional.Los que así lo hacen dedican sus vidas en las más brutales condiciones, al activismo político y supeditan sus vidas a ese activismo.
    Los admiro respeto y apoyo siempre dentro de mis posibilidades.Los activistas políticos son siempre minoría, son la punta del iceberg de una sociedad “normal” el mérito de ser cientos y cientos de disidentes en el caso de Cuba que es una sociedad cerrada- según Robert Dahl, politólogo estadounidense- es ya un logro mayor.
    Pero coincido con el Bobo que no todos tenemos madera de mártires y el activismo político en Cuba es, -por ser una dictadura militar- un sacrificio en el que se juega la vida todos los días.No todos estamos dispuestos a hacerlo.
    Te mando un beso.
    Marlene.

  • el 11 enero, 2016 a las 8:43 am
    Permalink

    Es difícil exigirle a alguien que cambia la protesta social dentro de Cuba por el exilio. Por eso yo respeto mucho a los disidentes pacíficos que levantan la voz al regimen en nombre de todos los cubanos, pues se exponen a la represión con total impunidad y a largas condenas de cárcel en el infierno del sistema penitenciario cubano.

    Estoy convencido que el cambio a la democracia en Cuba necesitará mártires y que una gran minoría son los que están dispuestos a inmolarse por el bienestar del resto. Siempre ha sido así en la historia de Cuba y hoy no será la excepción.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *