Adiós a la universidad

Rosa Martinez

guantanamo
Calle de Guantanamo. Foto: Caridad

HAVANA TIMES — Desde el pasado junio formo parte del grupo de trabajadores cubanos, que por un motivo u otro, han quedado sin empleo.

En mi caso no fue por reducción de plantilla, como se conoce en Cuba al reordenamiento laboral, que en otros países no es más que despido; tampoco fui expulsada, como cuentan otros colaboradores del sitio, por escribir para HT ni nada parecido, al parecer mis posts no son tan críticos o todavía soy una desconocida, de cualquier manera ya eso no importa.

Estoy sin trabajo por voluntad propia, porque me cansé de mi bajo salario, de lidiar con un jefe de departamento prepotente e incapaz y de ver las mismas paredes y la misma gente.

Todavía mis padres se preguntan cómo pude abandonar la universidad, si estaba tan enamorada de mis clases de Literatura, de mis estudiantes; para ellos mis razones no tienen sentido “si en Cuba todos los salarios son malos”, me dicen, en realidad no todos, pero sí casi todos.

Dejé la universidad, bueno a mis estudiantes, porque en realidad a la universidad le importa un bledo un profe más, un profe menos. Ya alguien mejor o peor, debe estar ocupando mi lugar en el departamento de Español-Literatura de la Universidad de Guantánamo, ahora reunificada y con sede principal en el antiguo Instituto Superior Pedagógico Raúl Gómez García.

Se puede decir que renuncié a mis estudiantes, porque solo ellos extrañarán mi voz y mi risa. Solo ellos extrañarán mis historias, generalmente verdaderas, otras veces inventadas para motivarlos a leer algún texto de los que ya ni los profesionales se interesan por conocer.

Extrañarán mis recurrentes quejas por el inevitable adelanto científico (especialmente en la informática y las comunicaciones) que deja tan poco tiempo para la lectura tradicional, los encuentros sociales, la diversión sana y la atención a la familia.

Solo ellos me conocieron en realidad, porque solo ante ellos me mostraba cual soy: alegre a veces, sincera y rebelde siempre, irónica en ocasiones, eternamente guerrera.

Por eso, aunque tuve también excelentes colegas, y viví varios momentos felices entre esas paredes, solo me despido de mis estudiantes, mis fieles seguidores.

Rosa Martínez

Rosa Martínez: Soy una colaboradora más de Havana Times, profesora universitaria y madre de dos niñas bellas y malcriadas que son mi mayor felicidad. Mis grandes pasiones son leer y escribir y gracias a HT puedo cumplir con la segunda. Espero que mis escritos contribuyan a tener una Cuba más inclusiva más justa. Espero que algún día pueda mostrar mi rostro junto a cada uno de mis posts, sin temor a que me llamen traidora, porque no lo soy.


14 thoughts on “Adiós a la universidad

  • el 20 noviembre, 2014 a las 12:26 pm
    Permalink

    Oye, yo me pregunto lo mismo. Yo también soy profesora universitaria, de ciencias que es más frustrante. Mira, yo no tengo hijos, siendo máster en total me pagan unos 760 pesos (que es una miseria al final del día), tengo que lidiar con una burocracia cada día más aplastante, con alumnos que diría que frutos de esta sociedad maltrecha, y otras tantas cosas. Como no tengo hijos, ni perritos, ni gaticos, mis problemas son menores, pero igual no dejo mi trabajo porque la mediocridad te la puedes encontrar en cualquier parte de este mundo, las malas condiciones de trabajo pululan aquí en cualquier lugar, y acá tengo horario flexible (hoy llegué a trabajar a las 11 de la mañana), hago lo que me gusta, tengo acceso a la red (pobre, pero lo tengo), además de correo en casa y cuando tengo que pitar lo hago. Igual pienso que no tendría muchas mejores opciones de empleo en este país. Conformarse no es una buena opción, pero… yo también me pregunto cómo Rosa va a mantener a sus niñas ahora.
    Ojalá que tenga suerte y encuentre algo que le acomode, pero me temo que tendrá que aceptar lo que aparezca.

  • el 12 octubre, 2014 a las 5:10 pm
    Permalink

    Me gustaría saber como Rosa va a mantener a sus hijas fuera de la universidad. Tal vez de profesora privada dando repasos? Dijo Dmitri en un post que estan ganando bien.

    Una pregunta, A quien han despedido de su trabajo por publicar en HT?

  • el 11 octubre, 2014 a las 7:34 pm
    Permalink

    Y aun con la no muy buena experiencia con el sueldo en Ecuador, No regresó para su cultural ciudad, Parece que prefiere el masoquismo extranjero, sabe Dios si esta de mesero o inflando globos en un parque, o seguir dando clases sin estar muy contento con el sueldo, el caso es estar bien lejos. Como el compañero con el trabajo indefinido en Méjico.

  • el 11 octubre, 2014 a las 7:22 pm
    Permalink

    No necesariamente…. puede integrarse a la oposicion y tartar de hacer desaparecer a ese regimen destructor para bien de Cuba y los cubanos.

  • el 11 octubre, 2014 a las 7:21 pm
    Permalink

    Si en Cuba hubiera otro empleador que el regimen pudieramos culpar quizas a ese otro de los desastres, el desempleo, los bajos salaries, el abuso, la ineficiencia, el despilfarro, etc, etc, etc……. pero nio….. solo hay un culpable….. aunque algunos no quieran verlo asi.

  • el 11 octubre, 2014 a las 4:51 pm
    Permalink

    eduardo:

    No, la solución no es esa, sino que se acabe de una vez el sistema de porquería que hay en Cuba, y que los forajidos que la gobiernan se vayan a casa del diablo; que nunca un profesional cunbano tuvo que emigrar a ninguna parte, excepto después del desastre.

    Y no te hagas el dueño de Cuba, que tú no debes decirle a ningún cubano si se tiene que ir o no, ni a dónde se tiene que ir.

  • el 11 octubre, 2014 a las 2:24 pm
    Permalink

    …creo que hay un comentarista por aqui que fue profesor en una universidad en ecuador…creo que su experiencia en cuanto a sueldo no fue muy buena…no todo son los usa….

  • el 11 octubre, 2014 a las 12:51 pm
    Permalink

    ….entonces la solucion para rosa es que se vaya a los usa porque alla trabajando de mesera va a vivir mejor que en cuba….perfecto…asunto arreglado…

  • el 10 octubre, 2014 a las 6:20 pm
    Permalink

    eduardo:
    1- Porque el único culpable de que el salario medio cubano sea de menos de un dólar diario es el gobierno

    2- Porque el responsable de los precios de atraco a los productos de primera necesidad es el gobierno

    3- Porque el culpable de que te vaya mejor casi en cualquier cosa menos trabajándole al gobierno es el gobierno.

    4- Porque el responsable de la ruina económica de la nación es el gobierno.

    5-Porque el culpable de que un profesor universitario en Cuba gane menos que un maletero del aeropuerto. sigue siendo el gobierno.

    Y ya que sacaste a USA:

    – Porque el único responsable de que un profesor cubano gane en un mes menos que otro estadounidense en una hora, es el gobierno cubano.

  • el 10 octubre, 2014 a las 4:23 pm
    Permalink

    Si el gobierno no fuera dueño directo del 90% de los empleos,e indirecto del 10% restante,entonces no se podria culparlo..En que otra institucion educativa puede Rosa Martinez encontrar empleo que no sea propiedad del gobierno y no paguen la misma miseria de salario?

  • el 10 octubre, 2014 a las 3:35 pm
    Permalink

    Eduardo, tú sabes bien las limitaciones del cuentapropismo, como las posibilidades de obtener “materiales” para realizar un comercio, pues el bloqueo interno hace inviable la empresa.

    Aquí ustedes, los oficialistas, olvidaron dirigir para que el pueble prospere y sea libre. Se acostumbraron a someter a tus propios ciudadanos. Por ello, te voy a dejar un escrito de un autor que me gusta mucho, el manco de Lepanto, y dice que:

    “(…) Para ganar la voluntad del pueblo que gobiernas, entre otras has de hacer dos cosas: la una, ser bien criado con todos; y la otra, procurar la abundancia de los mantenimientos, que no hay cosa que más fatigue el corazón de los pobres que la hambre y la carestía.(…)”

    El texto tienes siglos, pero aun así los genocidas que gobiernan el pueblo de Cuba ni siquiera repararon en realizar tan sencilla hazaña…..Los dicho esclavitud y sometimiento eso es tu ideología mi querido Eduardo.

  • el 10 octubre, 2014 a las 3:30 pm
    Permalink

    Rosa Martínez, siento mucho que hayas tenido que dejar ese puesto en la Universidad. La universidad en cualquier parte, menos en Cuba, es un lugar donde las ideas fluyen y se forman personas que pueden mejorar un país con nuevas ideas y nuevos aires de renovación. Es un lugar muy importante para mí, y los profesores que ellas conviven debieran sentirse felices. A veces uno necesita poner las cosas cara afuera y establecer qué cosas queremos que nuestros estudiantes aprendan, y no me refiero al adoctrinaje chamusquero y vasallo que el régimen aplica, me refiero que como profesora, aunque te cueste el aliento, debes “dirigir” con la libertad que tu pensamiento te dicte afrontando a esas ratas que buscan el adoctrinamiento. Sé que en Cuba es difícil, no es menester que me lo digas, he vivido lo que supone “ir por libre” con tus ideas pero a veces tuya es la victoria porque tus alumnos terminan aprendiendo, además de la clase, el coraje del profesor.

  • el 10 octubre, 2014 a las 1:03 pm
    Permalink

    …pero…esta no es la libertad que tanto se proclama y se pide aqui???…la autora no esta contenta con su trabajo ni con su sueldo y decide abandonar su trabajo como hacen millones de gente todos los dias en todas partes del mundo…ahora tiene que buscarse otro empleo que cumpla con sus expectativas…posiblemente no logre combinar las dos cosas…que le guste y que tenga buen sueldo pero asi es la vida…porque nuestros asuntos y decisiones personales siempre tienen que mezclarse con la politica y culpar al gobierno???….si algun comentarista hace eso mismo en los usa….alguien es culpable y es solo que esta ejerciendo su libertad de decidir???….

  • el 10 octubre, 2014 a las 11:14 am
    Permalink

    Rosa, creo que con la información que das la policía política puede identificarte por completo así que no veo razón alguna para que ocultes tu identidad.
    En general tus artículos se limitan a tocar la cadena y nunca son dirigidos al mismísimo mono que es el culpable real de tanto desastre en la Cuba actual. Tu te quejas de salarios bajos y de no poder comprar la muñeca de sus sueños a tu niña pero no nos explicas por que, claro que todos sabemos ese por que. Es el elefante en el cuarto. Este gobierno de más de medio siglo es responsable de todos estos problemas comunes que asumió y que nunca resolvió. Hoy día ese mismo gobierno les llama pichones con bocas abiertas esperando a ser amamantados por el estado. Ahora les da menos que antes pero si siguen con su control totalitario de lo cual se desprende que su objetivo es mantenerse en el poder.
    Ahora que ya no eres dependiente del gobierno debes tener mas libertad para expresarte abiertamente y quizás reconocer que las culpas de muchos de los problemas actuales de Cuba recaen en el mismísimo mono.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *