Me refugio en el fitness

El pres de banco rústico que utilizo donde un vecino.

Por Pedro Pablo Morejón

HAVANA TIMES – En medio de numerosas adversidades y de la frustración que genera vivir en Cuba, donde hasta lo más simple se hace difícil, uno tiene que aplicar sus propias estrategias para sentirse bien.

Yo, por ejemplo, evito en la medida de lo posible estarme comparando con algunas personas que, teniendo las mismas condiciones humanas o menos, viven más holgados en otros lugares de este mundo.

Si no puedes irte de aquí y tampoco cuentas con los recursos para cambiar la sociedad, es fundamental crearte una burbuja protectora para no desequilibrarte.

Por eso intento llevarla de la mejor manera, disfrutando de las cosas sencillas, es decir, viviendo la vida de un modo minimalista.

Quizás en otros sitios mi estrategia fuera diferente, pero este es el que me tocó para vivir, ya sea por el azar, una deidad, un karma malo o por lo que sea. Nací en Cuba y es muy posible que aquí deje mis huesos.

Y para sobrevivir dispongo de varios refugios, uno de ellos es la escritura, el otro es el fitness, que no es más que la búsqueda de un estado general de salud y estética a través de la actividad física y alimento saludable.

Si les dijera que es algo que me proporciona más felicidad que escribir, de seguro muchos se sorprenderían. Pero es así, ha llegado a mi vida como una de las mejores experiencias de los últimos tiempos.  

Al principio, hace poco más de dos años, lo hacía para “verme bien”, ahora lo hago, principalmente por mi salud física y mental.  Lo único que lamento es no haber comenzado mucho más joven.

Cuando me siento preocupado o triste por cualquier situación, en vez de quejarme me refugio levantando pesos y todo empieza a cobrar sentido para mí. Las ideas se aclaran y las endorfinas que libera mi cerebro me transportan a un estado de inmunidad frente a las adversidades.

Malas noches, alcohol, tabaco y comida chatarra es algo en lo que nunca incurrí y ahora menos. Entrenar el cuerpo y cuidarlo es eso que abrazaré mientras viva, es la mejor manera de cuidar el alma.

El único obstáculo es la alimentación. Dicen los expertos que para desarrollar masa muscular resulta necesario ingerir determinadas cantidades de proteínas que fluctúan entre un gramo por kg de peso, hasta casi dos gramos.

Es decir, si mi peso es de 77 kg necesitaré un mínimo de 77 gramos. Simplificando demasiado, las proteínas son las que se encargan de reparar esos músculos que después del entrenamiento han sido dañados con la finalidad de hacerlos más grandes y fuertes. Es así como el músculo crece.

¿Y dónde se encuentran las proteínas? En alimentos como las carnes, los lácteos, huevos y legumbres, entre otros. Son los alimentos con los mayores porcentajes de este importante nutriente.  

Como dije, el gran obstáculo para la vida fitness en Cuba se encuentra en la alimentación. Sé que no lo tengo fácil, pero yo persevero ahí, notando los buenos aunque lentos cambios de mi apariencia física y desarrollando músculo.

Como un refugio ante la realidad.

Otros, lamentablemente lo hacen con el alcohol, el tabaco y otros vicios, así que cuando escucho a algunos decir que todo eso es una pérdida de tiempo, pienso que comparado con ellos no debo estar tan loco.

Lea más del diario de Pedro Pablo Morejón aquí.



Pedro Morejón

Soy un hombre que lucha por sus metas, que asume las consecuencias de sus actos, que no se detiene ante los obstáculos. Podría decir que la adversidad siempre ha sido una compañera inseparable, nunca he tenido nada fácil, pero en algún sentido ha beneficiado mi carácter. Valoro aquello que está en desuso, como la honestidad, la justicia, el honor. Durante mucho tiempo estuve atado a ideas y falsos paradigmas que me sofocaban, pero poco a poco logré liberarme y crecer por mí mismo. Hoy soy el que dicta mi moral, y defiendo mi libertad contra viento y marea. Y esa libertad también la construyo escribiendo, porque ser escritor me define.

Pedro Morejón has 132 posts and counting. See all posts by Pedro Morejón

3 thoughts on “Me refugio en el fitness

  • Muy conveniente tu adaptación a lo que tienes. La escritura te alimenta el espíritu y el ejercicio te cuida el físico y libera tu mente. Hay deportistas veganos. He visto varios documentales. Seria bueno los vieras y rompieras la tradición de comer carne.

  • Estimada Irina, convertirme en vegano viviendo en Cuba sería un locura, al menos desde mi punto de vista. Además, las proteínas con más valor nutricional son las de origen biológico. Más allá del debate es lo que está demostrado por la ciencia. Por otra parte no veo ningún problema moral en consumir carnes u otro alimentos derivados de los animales. Saludos.

  • IMPORTANTE: En el periódico Tribuna de la Habana, el 12 de junio salió un artículo sobre la anemia en embarazadas. Se dice que el 70% de las embarazadas en Cuba tienen anemia, y eso que fijan como límite de anemia tener 11 de hemoglobina. La OMS recomienda 12, así es que por debajo de 12 están mucho más del 70% de las embarazadas.
    VEGANOS: El debate de ser vegano no se aplica a Cuba, la falta de alimentos es tanta que hay que echarle mano a lo que se pueda. En el primer mundo hay veganos (no consumen ni leche, ni huevo, etc.) porque hay otras ofertas para sustituir los alimentos básicos, pero en Cuba es vivir en la cuerda floja.
    VEGETARIANOS: En Cuba hay muchos vegetarianos por imposición del gobierno, la poca carne que hay es carísima, el que quiera ser vegetariano solamente debe renunciar a la cuota de pollo, que además, poco alimenta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.