Pidieron que me convirtiera en El Pajarito

Osmel Almaguer

HAVANA TIMES, 23 abr — Ayer fue la prueba final de Español-Literatura para los alumnos de tercer año de mi escuela. Para ellos, el último paso antes de graduarse. Fue un proceso complicado. Eran casi 200 a examinar y solo tres profesores de la materia en toda la escuela.

Minutos antes nos reunimos en la dirección para tomar los acuerdos de última hora y establecer estrategias. La directora, con el examen en la mano, hizo comentarios acerca de lo difícil que estaba, sobre todo teniendo en cuenta el bajo nivel de los alumnos.

También estaba presente un metodólogo municipal. Entre las orientaciones que recibimos, me llamó mucho la atención que me pidieran trasmitir ciertas informaciones a los alumnos cuando estuvieran examinando. Informaciones que se estaban evaluando en un examen que, por cierto, había sido confeccionado por el Ministerio de Educación del municipio.

“No te pido que les digas la prueba, sino que les facilites un poco las cosas, porque ellos están perdidos y a nosotros no nos conviene que ninguno repita,” me dijo la directora.

El metodólogo estuvo de acuerdo y agregó algunos comentarios acerca de las deficiencias de los alumnos. Me llamó la atención que en las palabras que pronunció no hubo el más mínimo asomo de culpa o responsabilidad por el estado académico de los educandos.

“Vienen con lagunas de la Secundaria,” me dijo, como si todos nosotros no fuésemos parte de un sistema educativo que colapsa.

A la hora indicada hice mi trabajo. Ellos pidieron que me convirtiera en ese pajarito que siempre sopla los secretos y cuya identidad nunca es descubierta.

Yo ayudé a los alumnos cuanto pude, tratando de no cometer fraude alguno, pero era muy difícil oponerse a todo un ciclo de negligencias por parte de las familias, los centros escolares anteriores y la sociedad en general, así como a la propia vulnerabilidad de los jóvenes a la corrupción.

osmel

Osmel Almaguer: Hace poco solía identificarme como poeta, promotor cultural y estudiante universitario. Ahora que mis nociones sobre la poesía se han modificado un poco, que cambié de labor y que he culminado mis estudios ¿soy otra persona? Es usual acudir al status social en nuestras presentaciones, en lugar de buscar en nosotros mismos las características que nos hacen únicos y especiales. Que le temo a los arácnidos, que nunca he podido aprender a bailar, que me ponen nervioso las cosas más simples y me excitan los momentos cumbres, que soy perfeccionista, flemático pero impulsivo, infantil y anticuado, son pistas para llegar a quien verdaderamente soy.

osmel has 206 posts and counting. See all posts by osmel

9 thoughts on “Pidieron que me convirtiera en El Pajarito

  • Isidro, , me alegra que coincidamos en tantas cosas. Me gustaría mucho ver una cuba prospera, donde se respete las libertades y el que luche y trabaje duro obtenga resultados. Donde se de importancia a lo que hace a una sociedad prosperar en todos los aspectos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *