La deuda entera

Osmel Almaguer

HAVANA TIMES, 31 dic — Al cabo de algunos años de la gran revolución energética cubana, las deudas adquiridas por el pueblo cubano con su Estado, para poder acceder a los equipos electrodomésticos de bajo consumo, comienzan a pesar.

Recuerdo que el proceso se desarrolló en medio de la habitual atmósfera contingente. Miles de trabajadores sociales fueron movilizados. Los medios de difusión abarrotados de propagandas que sublimizaban todo aquello como un acto bondadoso de “la providencia socialista.”

El cambio casi obligatorio de un refrigerador por otro, se hacía en transacciones en las que nuestros equipos fueron valorados en cero pesos.

Así, por mi parte, me hice de un refrigerador que por suerte no se ha roto hasta el momento, y del cual he pagado aproximadamente mil pesos, pues hace como dos años quedé sin trabajo en el recorte que se hizo, y desde ese entonces tampoco me ha motivado buscar uno de esos trabajos con el estado que me gusta llamar “de 300 pesos.”

Mi saldo pendiente a pagar asciende a casi cinco mil pesos, que normalmente hubieran sido descontables en unos diez años de trabajo asalariado.

Hace unos días recibí una citación en la que se me amenazaba con quitarme mi casa si no me presentaba a pagar lo que debo en un término de 72 horas.

Dice mi primo, que trabajó en la sucursal bancaria a la que pertenezco, que eso lo hacen usualmente para atemorizar a los morosos. Por suerte pronto recibiré algún dinero por concepto de colaboración que alcanza para saldar mi deuda pendiente, pero, ¿y los que no pueden pagar?

 

osmel

Osmel Almaguer: Hace poco solía identificarme como poeta, promotor cultural y estudiante universitario. Ahora que mis nociones sobre la poesía se han modificado un poco, que cambié de labor y que he culminado mis estudios ¿soy otra persona? Es usual acudir al status social en nuestras presentaciones, en lugar de buscar en nosotros mismos las características que nos hacen únicos y especiales. Que le temo a los arácnidos, que nunca he podido aprender a bailar, que me ponen nervioso las cosas más simples y me excitan los momentos cumbres, que soy perfeccionista, flemático pero impulsivo, infantil y anticuado, son pistas para llegar a quien verdaderamente soy.


4 thoughts on “La deuda entera

  • el 2 enero, 2012 a las 8:50 am
    Permalink

    Hola amigo Grady,se que utilizas un “servidor”como google.que te ayuda como “interprete”pero vale lo que escribe,aunque a veces no se que significan tus palabras,pero existen los “paises emergentes”vas a una tienda y quieres comprarte un paar de zapatos,te gusta la marca Adidas Rebook,etc etc,cuando mira la etiqueta MADE IN CHINA ..indonesia,hoy se ve MADE IN VIET NAM—ya no son “originales!significa ,mano de obra barata,menos empleo,pero la empresa sigue “creciendo”ganando dinero,estos paises “emergentes”se apropian de la tecnologia tambien crean puestos de trabajo en sus paises,

    Todo producto ,tiene una caducidad,si fuera “eternos” las empresas quebrarian,y no es el objetivo..te escribo ,un ejemplo,se vende,un shampoo “anticaspa”y a la franca te “quitan “las caspas” llega que te dice..no lo utilizo mas… despues que te salen mas caspas,y vuelve a utilizarlo.la fabica no se va a la ruina….es el mercado,y la gente que cree en el!! saludos—pero en Cuba hay muchos autos de fabricaciion USA—todavia ruedan!!

  • el 1 enero, 2012 a las 1:54 am
    Permalink

    Traduccion de google.translate:

    Me compré una nevera Maytag hace veinte años, y se está ejecutando todavía.

    Por otro lado, me compré dos refrigeradores Frigadaire más de veinticinco años. El compresor roto en uno justo antes de que la garantía se acabó, y el otro justo después de la garantía se acabó.

    Todos los productos fabricados en los EE.UU. son ahora de dudosa calidad. Hasta donde yo sé, que están diseñados para durar un poco más allá del vencimiento de sus garantías. Esta es la degradación del nivel de calidad bajo el capitalismo, los burócratas funcionamiento de las corporaciones calidad de corte con el fin de obtener beneficios a corto plazo y obtener sus bonos. Lo que importa son las ganancias trimestrales para inversores absentistas, no la protección de la reputación de la marca de la empresa.

    No sé lo que ha sucedido con la calidad de Maytag, pero sí sé que se trasladaron sus instalaciones de producción de Newton, Iowa, y abrió uno nuevo en Ohio, un estado de no-unión. Esto devastó la comunidad de Newton. Me pregunto si hay alguna izquierda en la calidad de la marca Maytag?

  • el 31 diciembre, 2011 a las 8:46 pm
    Permalink

    Este es el tipo de cosas de Cuba que a los extranjeros les cuesta mucho trabajo entender.

    ¿Cómo es posible que un trabajador esté pagando durante 10 años un refrigerador?

    En España un refrigerador cuesta unos 500 euros:

    http://www.encuentraprecios.es/categoria.aspx?id=151&libera=refrigerador&sort=Prezzo

    El salario medio de un trabajador es de 21.500 euros al año.

    http://www.cincodias.com/articulo/economia/salario-medio-espana-21500-euros-brutos-ano-mitad-reino-unido-holanda-alemania/20100118cdscdseco_5/

    Por tanto un trabajador en diez años acumularía suficientes ingresos para comprar 430 refrigeradores.

    Todo esto lo cuento para que los cubanos se den cuenta de lo raro que resulta ver que en Cuba la deuda de un refrigerador cause tantos problemas.

  • el 31 diciembre, 2011 a las 7:54 am
    Permalink

    Una casa en cambio de un refrigerador es exagerado

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *