El papel de la Policía en los sitios Wifi en La Habana

Por Luis Rondón Paz

Conectados a la Wifi por pago en La Rampa.  Foto: Juan Suárez
Conectados a la Wifi por pago en La Rampa. Foto: Juan Suárez

HAVANA TIMES — El pasado jueves gasté mi última hora de Internet. Hacía varios días no encontraba trabajos bien remunerados en la rama de la informática, por lo que no tenía cómo conseguir más horas.

Para colmo, en el parque donde hay Wifi cerca de mi casa venden las tarjetas de Internet por encima del prohibitivo precio establecido por el Estado cubano (2 CUC) en 3 CUC ($3.50 USD) y los cupones de recarga de 2 CUC están desaparecidos. Debe ser por la alta demanda existente por la población (y los revendedores) y la incompetencia del monopolio de la Empresa de las Telecomunicaciones de Cuba (Etecsa).

Entonces me pregunté: ¿Por qué no te llegas al Vedado y contactas con uno de esos muchachos que venden ilegalmente la conexión Wifi al precio de 1 CUC la hora? Y como realmente necesitaba conectarme por asuntos de trabajo, no lo dudé y resolví hacerlo.

Sobre las 7:00 pm me trasladé desde Santiago de Las Vegas en un ómnibus articulado de la ruta P16 hasta la Rampa, en el Vedado. “Bueno, para lo que necesito hacer en la red hoy, es mejor pagar la mitad del precio que el triple”, pensé.

Llegué a mi destino aproximadamente las 8:45 pm. Me percaté que había mucha gente aglomerada en los espacios comunes que tenía identificado para obtener una conexión más barata. Encontré dos, pero había demasiada gente. Así que caminé un poco la Rampa en busca de un sitio donde no hubiera tantas personas conectadas, ya que si hay más de 7, la velocidad se pone un poco más lenta, pues es 1MB/seg de ancho de banda dividido entre esa cantidad.

Llegando casi al Malecón identifiqué a un joven que en otras ocasiones me había conectado por 1 CUC. Le pregunté si tenía conexión y me dijo que si, y me advirtió que fuera discreto, ya que la policía estaba rondando el lugar y estaban decomisando los equipos a quien atraparan poniendo la Internet.

Así hice, y a los cinco minutos, por 1 CUC me conecté a la red de redes a una velocidad bastante aceptable. Había pasado casi media hora y me percaté de que dos agentes del orden escoltaban al joven que me había puesto la conexión. Se me ocurrió transmitir en vivo a Internet lo que estaba sucediendo, pero no tenía suficiente velocidad para hacerlo.

“Qué frustración” -le comenté a otro joven que  también se dedica a conectar y junto a mí presenciaba el diálogo que tenían los dos policías con el muchacho de la Internet.

A los 10 minutos los policías determinaron marcharse y no conducir al chico en cuestión, entonces me acerqué y le pregunté qué había pasado.

“Uno de ellos me amenazó con confiscar todos mis equipos y cargar conmigo para la estación de policía ubicada en la calle Zapata y C, en el Vedado. Entonces yo hablé con él con la esperanza de que ellos razonaran.”

“¿Y entonces?”

“El tomó mis datos personales y no me detuvo, pero dijo que había que ayudar al prójimo. Supongo que él quería un salve”.

“Este país está muy jodido” -dijo el otro muchacho.

“Loco, no es el país, es el sistema” -replicó el chico de la Internet. “Yo estudio en la CUJAE, y tú sabes cuál es la meta de todos los jóvenes que estudian allí después de graduarse?”

“Me imagino, pero me gustaría confirmar mi hipótesis”, le respondí.

“Irse del país, porque esto no hay quien lo cambie ni quien lo aguante” aseveró.

Le comenté que buscara cómo protegerse jurídicamente y que si le decomisaban todo, que exigiera un acta donde estuviera documentado y firmado cada uno de sus pertenencias, a lo que él me respondió que se iba a desaparecer por un tiempo. Yo le transmití la pena y vergüenza que sentía ante la actitud de ese agente del orden, y el mal sabor que me dejó haber presenciado ese suceso, porque al final, esas personas son un eslabón importante que tributa a la imagen pública del sistema cubano y el país en general.

Luis Rondón

Luis Rondón Paz: Activista, Queer, informático, actor, fotógrafo, estudiante y aprendiz de periodista. Original de Santiago de Cuba. Creo que las personas somos proyectos de vida en constante transformación. Soy consecuente y responsable de mis actos. Comprometido con las causas justas y amante de las buenas acciones. Hoy escribo sobre Cuba en el exilio, libre de la tortura psicológica y persecución de la dictadura cubana.

Luis Rondón has 46 posts and counting. See all posts by Luis Rondón

2 thoughts on “El papel de la Policía en los sitios Wifi en La Habana

  • Señor de verdad ha mescladotantas cosas que al final no entendi la idea… perdo quizas sea problema mio… de verdad no se que te ahorraste llendo de Santigo de la Vegas a conectarte al vedado… no se si cirticas los revendedores que al principio le hechas plomo pero despues son las victimas, no se si quieres denunciar la extorcion y corrupcion policial… de verdad no entendi la esencia de tu articulo…

  • El papel es entonces extorsionar.Muy avanzado el país con la represión contra Internet libre!!!!!.
    El delincuente es la autoridad.El país al revés.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *