Narciso en La Habana

Jorge Milanes Despaigne

Narciso (Caravaggio) Foto: wikipedia.org

La primera vez que oí hablar de Narciso fue en aquel libro de El alquimista, escrito por Pablo Coello. Como la obra nada tenía que ver con la historia del peregrino de Coello, deduje que se trataba de una intertextualidad, de ahí que indagué sobre el mito que da cuentas de la gran belleza de este joven.

Entre las versiones que perduran en torno a la historia de Narciso, la más conocida es la del poeta Ovidio en la que el efebo rechazó el amor de la ninfa Eco… y la diosa Némesis trabó su venganza, que consistió en que él se enamorara de su imagen en el agua.

De esta forma, Narciso aparece representado en la pintura del famoso italiano conocido como Caravaggio de la etapa del Renacimiento que por estos días, junto con otros seguidores del claroscuro, es expuesta en el Museo Nacional de Bellas Artes de La Habana, en el edificio de arte universal.

Me acerqué con un amigo mexicano, residente en Cuba desde hace varios años a ver la pintura. Enseguida me preguntaron si el señor era residente, seguro para cobrarle en pesos convertibles de ser turista, pero mostramos su documentación cubana al comprar la entrada.

No podía imaginar que mi invitación se convertiría en una clase, pues este amigo resultó ser un conocedor de las artes plásticas universales.

Gracias a él comprendí mejor la finura en el cabello de Narciso, la intención en la delicadeza de las manos, la belleza femenina en el cuerpo de un hombre con perfecta forma física, tal como era descrito en el mito de origen griego.

Detenerse frente a esta obra de Caravaggio por unos minutos es ponerse delante de lo trascendente en la cultura de todos los tiempos. La luz que irradia esta pintura vence la relación distópica del hombre con el tiempo y dan ganas de decir gracias o un aleluya.

Jorge Milanes

Jorge Milanes: Soy animador turístico y relacionista público. Hace 45 años que nací en un pequeño pueblo costero del este de la Habana llamado Cojímar. Me gustan mucho los viajes y las aventuras, ya conozco bastante sobre mi país y me gustaría conocer otras naciones. Disfruto leer, cantar, bailar, la alta cocina y hablar con gente interesante, que brinde sabiduría y alegría.



2 comentarios sobre “Narciso en La Habana

  • Jorge,
    muchas gracias por tu articulo sobre esta pintura de Caravaggio temporalmente en el Museo de Bellas Artes. Me encantan las artes plasticas. Ojala que en el futuro haya mucho mas exposiones de pinturas famosas en Cuba, y no solo en La Habana. Al mismo tiempo hay que decir que todas las veces que vengo a La Habana me encanta ver el arte cubano en el Museo de Bellas Artes.

    Respuesta
    • Gracias, Hubert, su comentario estimula a la escritura, a interesarse por las obras de tantos grandes artistas de Cuba y el mundo. Si está interesado por la crítica de arte también podemos hacer intercambios. Saludos, JMD.

      Respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Foto del día

Foto del día
Imagen 1 De 1

Dagmar y Jesús, La Habana, Cuba.  Por Tim Cholowski (Canadá).  Cámera: Canon SX-20

Usted puede participar en la Foto del Día
No tienes que ser fotógrafo profesional, solo envía una imagen (en blanco y negro o color), con un pie de foto indicando dónde fue tomada (ciudad y país), tipo de cámara o celular que usaste y una pequeña descripción sobre la misma.
Para nuestro formato es mejor que las fotos sean de orientación horizontal, ya que tenemos problemas con las verticales.
Envía tu foto, con tu nombre y país natal o de residencia a esta dirección de correo: [email protected]