Verdades y mentiras sobre sexo

Irina Pino

Pareja de enamorados.
Pareja de enamorados.

HAVANA TIMES — En una pareja se suele mentir en asuntos de sexo, nada es lo que parece, veo a matrimonios que se mienten entre ellos, sin embargo, proyectan para los demás un estatus de felicidad que no poseen. Claro que, los altibajos prevalecen, la rutina es más fuerte que el amor, y los sentimientos se transforman.

Todos tenemos secretos, que no decimos a nuestro compañero, deseos que nos gustaría llevar a cabo con otra persona; fantasías, realizables o no.

Una amiga me comentaba que solía mentirle a su novio cuando le preguntaba si había tenido un buen orgasmo, luego del acto sexual. Entonces, ella le aseguraba que había sido maravilloso, pero a escondidas se masturbaba y sentía un orgasmo mucho más explosivo. Ella miraba en ocasiones, una película donde se desarrollaba una escena de lesbianismo, y eso lograba excitarla más. Nunca se lo confesó, le daba vergüenza que él pensara que le gustaban las mujeres. Esta mujer decía amarlo, sin embargo, le costaba ser franca.

A los hombres les cuesta decir que tienen problemas cuando no tienen erección, la mayoría de las veces se lo achacan al estrés. Conocí a un muchacho que me decía que cuando se colocaba el preservativo, su pene se ponía blando, por lo que era imposible introducirlo. Me repetía constantemente que lo dejara hacerlo sin el condón y vería el resultado. Por supuesto, que nunca lo dejé, me exponía a cualquier enfermedad, ya que él tenía mantenía otra relación.

Hubo un joven que padecía algo similar, solo que perdía la erección dentro de la vagina. Lo insté a visitar un médico. Tenía una fuga venosa en el pene. Algo que más tarde le fue corregido con una intervención quirúrgica. Para el bien nuestro, el asunto se solucionó felizmente.

Hace unos años, me encontré con un compañero de estudios, que había sido un amigo cercano. Me invitó a tomar un café, para darme las nuevas sobre su vida, contándome luego, que se había casado con una mujer de gustos similares a los de él, ambos eran desprejuiciados; coincidían en que a los dos les encantaba compartir lo sexual con alguien más, y que solo un trío los satisfacía. “Esa mujer es la horma de mi zapato”– confesaba–. “Siempre estamos buscando gente para tener sexo”. Los fines de semana salían de caza. Cierta vez, hasta compartieron con un travesti. A él no le entusiasmaba la idea, pero lo hizo porque a ella le despertaba la curiosidad de cómo sería.

Laura, una vecina mía, que ya tiene más de cuarenta años, me explica que sus deseos sexuales no son los de antes, y que cuando su marido tiene ganas de sexo, ella finge para salir del paso, y así él la deja tranquila. Lo que hace es fingir orgasmos. Y también le hace sexo oral, sin quererlo. Expresa: “complacer a un hombre es muy fácil”

Sé de hombres que les encanta que le metan el dedo en el ano, aunque no se atreven a pedírselo a una mujer, porque temen que los tilden de gays. Una vez se lo hice a un ex novio para joder y ver cuál era su reacción, el chico lo asimiló bien, incluso eyaculó más rápido. No obstante nunca hablamos de “lo que sucedió”.

Mentir, solo es un acto de engaño con nosotros mismos. Muchas veces se edifica una mentira por miedo, para no herir al otro, o para conservar cosas.

Irina Pino

Irina Pino: Nací en medio de carencias, en aquellos años sesenta que marcaron tantas pautas en el mundo. Aunque vivo actualmente en Miramar, extraño el centro de la ciudad, con sus cines y teatros, y la atmósfera bohemia de la Habana Vieja, por donde suelo caminar a menudo. Escribir es lo esencial en mi vida, ya sea poesía, narrativa o artículos, una comunión de ideas que me identifica. Con mi familia y mis amigos, obtengo mi parte de felicidad.


5 thoughts on “Verdades y mentiras sobre sexo

  • el 15 enero, 2016 a las 2:47 pm
    Permalink

    ufff, solo un paseo por internet y uno ve cientos de artículos iguales. Parece que la autora se quedó sin tema y decidió calentar comida vieja

  • el 14 enero, 2016 a las 3:21 pm
    Permalink

    Irina cuando el viagra se venda en las farmacias cubanas se acabaron las justificaciones por falta de ereccion. Es que hasta en eso estamos atrasados respecto al mundo. Aqui afuera hasta un viejo de 70 años le saca un susto a una pepilla alardosa, tiene que tocar el colchón como en el UFC, jajaja.

  • el 13 enero, 2016 a las 9:21 pm
    Permalink

    “coincidían en que a los dos les encantaba compartir lo sexual con alguien más, y que solo un trío los satisfacía”

    Déjame adivinar, el tercero usualmente era otra mujer, a juzgar por la satisfacción de tu amigo.

  • el 12 enero, 2016 a las 10:05 pm
    Permalink

    Irina con todo respeto ya te pones mas interesante …. coincido con acuartelao… tus ultimos articulos son mas interesantes que llorar miseria desde miramar con internet

  • el 12 enero, 2016 a las 1:24 pm
    Permalink

    esa cara tuya con esa sonrisa de medio lado, esconde un monton de misterios, lo sabia !

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *