Mike Porcel: desenterrando el pasado

Por Irina Pino

Mike Porcel, guitarrista y compositor cubano. Imagen tomada de la página en Facebook del documental Sueños al pairo.

HAVANA TIMES – Cuando se escucha a Mike Porcel hay una transferencia de emociones entre cantautor y oyente. Invariablemente, se siente la carga poética. Sus composiciones tienen influencia de la música barroca, melodías que deleitan el oído, por eso es tan agradable.

Es normal que las generaciones más jóvenes no lo conozcan, Mike es un trovador cubano de la época de Silvio Rodríguez y Pablo Milanés. La gente mayor de 50 lo recuerdan como integrante de la banda de rock Los Dada y director del grupo Síntesis.

Su vinculación al teatro data desde Teatro Estudio, bajo la dirección de Raquel Revuelta. Aún desarrolla esa labor, como compositor, en Miami, donde reside actualmente.

Sus canciones Ay del amor, Diálogo con un ave, En busca de una nueva flor, Diario…, han sido defendidas por Jesús del Valle y Amaury Pérez, Argelia Fragoso, Beatriz Márquez, Elena Burque, y la argentina Nacha Guevara.

Se ha hecho visible a partir del documental Sueños al pairo (título de una de sus canciones), de los realizadores José Luis Aparicio y Fernando Fraguela.

Todo comenzó cuando los estudiantes de la Famca decidieron hacer su tesis de grado con la figura de Mike Porcel. Acaso alguien les habló de él o escucharon sus canciones. Los cierto es que consiguieron su correo electrónico y le hicieron la propuesta. Porcel recibió un cuestionario, y posteriormente fue grabado en Miami.

En el material cinematográfico se cuenta su trayectoria musical, los sucesos que lo convirtieron en un “apestado social”, así como la traición de sus compañeros, a raíz de los sucesos del éxodo del Mariel, en la década del 80, cuando intentó marcharse del país con su esposa y no lo dejaron.

La embarcación que su familia envió desde los Estados Unidos la ocuparon personas ajenas. Nunca le explicaron el porqué de esa retención en contra de su voluntad. Solo le dijeron: “No te vas a ir nunca”.

Lo peor fue el acto de repudio de sus colegas trovadores, con una carta que le echaron por debajo de la puerta, donde se le hacían acusaciones de traidor. Los actos de repudio se le hacían a los “gusanos” (gente que se iba del país), e implicaba gritos, improperios, huevos contra las fachadas, e incluso, agresiones físicas.

Mike Porcel vivió en un limbo, los trabajos que encontraba no tenían nada que ver con su condición de artista. Gracias a un sacerdote pudo conseguir empleo como músico de iglesia para sobrevivir y mantener a su familia.

Transcurrieron años, su esposa logró irse en 1986. Él se marchó en 1989. Estuvo cinco años en España. Una fractura familiar irreparable. Solo hablaban por teléfono. Se reencontraron en 1994, en Miami.

Error garrafal de funcionarios del Icaic, al no permitir la exhibición del documental en el evento Muestra joven Icaic, alegando que no habían autorizado las imágenes de archivo para el montaje del documental. Dichas imágenes muestran las salidas de embarcaciones por el Mariel, y hechos violentos entre ciudadanos.

Esto provocó que concursantes del evento, en un acto de protesta, retiraran sus películas, y la fecha del programa se pospusiera.

En una entrevista en el espacio televisivo, Esto no tiene nombre, de Miami, Porcel relató que durante la época de su ostracismo, a cada rato venían funcionarios de “Inmigración”, a presionarlo para que dejara su trabajo en la iglesia. Pero como él ya no tenía nada que perder, ni se molestaba en hacerles caso.

Expresó, además, que no guarda rencor a los que le dieron la espalda. Su actitud revela que aún le duele, pero comprende que en ese momento nadie podía ser su amigo, a riesgo de ser tildado de traidor a su país.

Dato curioso: el cantautor solo tiene un disco grabado en Cuba, los poemas juveniles de José Martí, en la voz de Amaury Pérez, con su música y arreglos.

Es extraño, ¿por qué nadie nunca se preocupó por grabarle un disco, a pesar del valor de sus textos y la riqueza de su música? Algún día se le hará justicia y volverá a formar parte del panorama musical de la cultura cubana.

Convido, pues, a los jóvenes a buscar sus canciones, a todo el que guste de letras poéticas y música para el alma, sinónimo de Mike Porcel.

 



Irina Pino

Irina Pino: Nací en medio de carencias, en aquellos años sesenta que marcaron tantas pautas en el mundo. Aunque vivo actualmente en Miramar, extraño el centro de la ciudad, con sus cines y teatros, y la atmósfera bohemia de la Habana Vieja, por donde suelo caminar a menudo. Escribir es lo esencial en mi vida, ya sea poesía, narrativa o artículos, una comunión de ideas que me identifica. Con mi familia y mis amigos, obtengo mi parte de felicidad.

Irina Pino has 272 posts and counting. See all posts by Irina Pino

One thought on “Mike Porcel: desenterrando el pasado

  • Iri, lindo homenaje al maestro Mike Porcel!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.