Importancia de los datos estadísticos en Cuba

Graham Sowa

Uno de los beneficios de la burocracia cubana extremamente centralizada es el predominio de los datos estadísticos en casi todo, a cualquier nivel gubernamental. Esto va desde el nivel central hasta los Comités de Defensa de la Revolución (CDR).

Las buenas estadísticas cubanas son las que hacen que la economía estatal funcione como lo hace.  Supuestamente con una estadística precisa y segura, tanto los que realizan esta política, como los trabajadores, deben ser capaces de tomar mejores decisiones.  Pero, obviamente esto no siempre es así; la realidad no es siempre reflejado en los números, o viceversa.

Reflejando la realidad o no, en Cuba, todo, desde el pienso para pollos hasta los servicios médicos están rodeados de estadísticas. Es normal entrar en la sala de espera del consultorio de cualquier barrio y ver un mural en la pared con la cantidad de personas enfermas y con cuál enfermedad, el número de mujeres embarazadas actuales, o las madres de niños lactantes, igual que el número de accidentes en los últimos seis meses.

En realidad no es raro entrar a cualquier centro de trabajo u oficina y ver ese mismo tipo de mural mostrando los datos de lo que sea que se haga en ese lugar en particular.

Noté por primera vez cómo la necesidad de datos estadísticos ha conformado parte de la cultura cubana cuando comencé a conocer estudiantes universitarios. Parecía que, al menos, la mitad de las personas que conocía estudiaban algo llamado “informática”. Supe que la informática es un término general que abarca todo lo de estadísticas y sus aplicaciones en la Isla.

Una de las universidades más grandes y mejores equipadas de Cuba es la Universidad de Ciencias Informáticas (UCI), ubicada en las afueras de la Habana. Se supone que la UCI forme las generaciones de estadísticos que llevarán los datos del país de los libros mayores y los pedazos de papel a un formato digital.

Mis estudios médicos de este semestre me acercaron al sistema estadístico cubano a través de la asignatura llamada bioestadísticas, que es parte epidemiología y parte estadística. En esta clase he encontrado respuestas de cómo el gobierno cubano dirige su sistema de salud.

He encontrado algunos aspectos comunes entre Cuba y Estados Unidos en cuanto a la asistencia médica: el gran número de adultos mayores que estarán llegando a la edad de retiro, y que en ambos países los sistemas de salud les garantizan atención médica.

En los Estados Unidos el boom de población llegó después de la Segunda Guerra Mundial. Cuba también tuvo un boom poblacional después del triunfo de la Revolución.

La diferencia entre las dos situaciones es que Cuba tiene otros 10-20 años antes de que su boom de población post revolucionaria alcance la vejez. Obviamente habrá un gran incremento en las necesidades y los gastos médicos.

Para lidiar con un problema similar, en el otro lado del Estrecho de la Florida, los Estados Unidos, aprobaron una reforma del sistema de salud.

Pero esta reforma no se acerca a lograr la reducción de los costos y el aumento de los servicios que necesitaba hacer. Además, el controversial ambiente político que creó este proyecto fue un ímpetu clave en la formación de lo que son ahora los crecientes grupos activistas de derecha e izquierda.

Cuba ahora tiene de 10 a 20 años antes de que pueda enfrentar un problema similar. Parece que algunos de los cambios para abrir la economía a las empresas privadas y las ventas de tierras, a largo plazo, a entidades extranjeras, pueden estar motivados por el dilema obvio que enfrentará la economía cubana con un gran aumento de la población vieja.

Probablemente otras soluciones incluirán facilidad de viaje para los cubanos, con la esperanza de que la población vieja elija emigrar y pasar sus mejores años viviendo con la familia en el exterior.

Para los que se queden en el país, el Estado contará con el envío de moneda dura proveniente de los familiares que trabajan fuera del país. Esta inversión de capital devolverá el dinero a la misma economía que también paga por sus servicios médicos.

Se puede asegurar que cualquiera, y cada una de las soluciones del problema serán basados en la gran base de datos que rodea el sistema de salud cubano y la estructura informática. Parece que ahora una buena estadística es más importante que nunca, y habrá pocas posibilidades para el error o la corrupción.

Graham

Graham Sowa: He vivido en Cuba durante tres años. Me gustaría achacar la pérdida de cabello, que se ve claramente en esta foto actual, a los rigores de la vida aquí y a la escuela de medicina, pero probablemente se deba a cuestiones genéticas. Las amistades más fuertes que he hecho durante mi estancia en Cuba han sido con otros autores de este sitio web. La fuerza de esas amistades casi ha restaurado mi fe de que el mundo en la red puede traer cambios tanto fuera de esta como en la vida real. Me he ajustado a utilizar Internet una o dos horas al mes. Mientras tanto he redescubierto cosas tales como pasar páginas de libros, escribir cosas a mano alzada, y tener que admitir que no sé algo en vez de buscar rápidamente la respuesta en Google mientras el profesor no está mirando.


3 thoughts on “Importancia de los datos estadísticos en Cuba

  • el 11 noviembre, 2011 a las 2:33 pm
    Permalink

    Yo dije algo antier y me borraron. Ahora Isbel dice lo mismo. ¿La borrarán?

  • el 10 noviembre, 2011 a las 10:58 am
    Permalink

    lareevolucion: Bueno, en el documental de Moore, el hospital cubano que tomaron, “al azar” fue el Almejeiras… quizás el mejor hospital de todo el país.
    mi papá lleva meses tratando saber por qué le duelen todos los huesos del cuerpo, y ha tenido que hacer sus regalitos y mover sus influencias con amistades, para ver si en algún momento, alguien lo toma en serio…
    De manera que el documental de Moore, que fue muy ilustrativo para mí, me informó muy poco de la realidad de la salud en Cuba. ¿Me habrá dicho la verdad sobre el sistema norteamericano?
    Lo que sí sé es que una amiga mía norteamericana debía operarse los pulmones, y como el seguro no cubría la operación le dijeron que cuando perdiera uno, que fuera, y ellos le operaban el otro… parece un chiste pero no lo es. Es una desgracia.
    Me fío más de mi amiga que de Moore, aunque el tipo me cae super bien. Creo que ha estado apoyando a los indignados por allá.
    Graham: Las estadísticas cubanos no son confiables. Eso es una verdad como un templo.

  • el 9 noviembre, 2011 a las 3:25 pm
    Permalink

    jajaja Permiteme corregirte, NO puedes hacer de tus puntos de vista una realidad, sucede que los estudiantes no son para nada estadisticos, en la UCI se estudia Ingenieria Informatica.. eso no habla de estadisticas y la estadisticas se da solo un semestre en la carrera… alli se crean programas para computadoras o para que las computadoras las usen(Scada). Volviendo al tema princial de tu post, creo que el sistema de Salud cubano tiene problemas, es cierto, pero no creo que deberias compararlo con el de E.U, no se si sabes que la propuesta de modificacion del Sistema de Salud solo fue aprobada en parte, una pequenna parte que no abarcaba la respuesta a las necesidades reales… Si mal no recuerdo fue Hillary Cl quien intento en una ocacion promover ciertos cambios en el sistema de salud… conclusion.. denegada.. Yo se que E.U es donde vives y lo conoces bien .. pero Michael Moore tambien vive en alli e hizo un documental llamado “SICKO” que explica perfectamente como ocurren esas cosas alli.. bueno .. creo que si ves el documental encontraras la resuesta a porque el sistema de salud de Cuba no se puede comparar con el americano.. pero claro …. Siempre se te puede leer cambiando de opinion.. jejeej con todo el respeto del mundo..

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *