Las bondades del comunismo

Erasmo Calzadilla

Alexis Jardines

“Yo sí te conozco de allá, de Cuba. No podía creer tu descaro de negar que eres comunista. Tú eres tremendo sing.. 

Entérense todos que esta mierda de gente es más comunista que los Castro. Todo el descontento de Erasmo y su pandilla reside en que les molesta que la Revolución y sus dirigentes, según ellos, se desviaron del verdadero marxismo y del comunismo. Erasmo era en Cuba uno de los defensores más activos del marxismo y del comunismo”. 

Doctor en Filosofía Alexis Jardines, comentando en El sueño americano de un cubano de izquierda

HAVANA TIMES — Bueno, ya lo ven. Este importante filósofo cubano perdió momentáneamente la sophrosyne que caracteriza a los integrantes de su gremio.

El hombre tiró la piedra y luego ya no supimos más de él, seguro fue a tratar de interpretar algún texto de Hegel y se le olvidó que había dejado un cabo suelto en la web. Y me dejó a mí con esa mala letra que yo, en lugar de negar, voy a aprovechar.

Porque da la casualidad que hace rato me estaba preguntando si el marxismo conserva algún valor en la actualidad, y Jardines me da pie a concentrarme un instante en esa cuestión relegada. Allá va eso.

Parece ser una especie de ley histórica que donde quiera que surge una tendencia a la concentración del poder nace otra en sentido opuesto: llamando a la redistribución, la nivelación y la socialización. En los debates y análisis políticos son comunes los términos que reflejan esa eterna confrontación:

Arriba – Abajo
Vertical – Horizontal
Elitismo – Masas
Genio Individual – Creación Colectiva
Distribución en Redes – Organigrama Piramidal
Movimientos Sociales vs Partidos Políticos
Monopolio – Libre Concurrencia
Soviets Populares – Soviet Supremo
Centralismo – Federalismo…

Existe una especie de pendular histórica entre el momento de la concentración y el de la redistribución. Por un tiempo predomina una y luego, cuando el modelo caduca o llega a su colmo, da lugar a la otra.

Ambas tendencias van evolucionando, cambiando y, lo más interesante, transformándose en su contrario.

El cristianismo primitivo era una especie de comunismo de inspiración religiosa, pero con el tiempo dio lugar a una institución con el poder concentrado en unos pocos decisores. El capitalismo primitivo que dio nacimiento a los EE.UU. fue una tendencia niveladora de inspiración económica, y mira tú en qué vino a parar.

Marx

El marxismo sería otra variante de comunismo, de inspiración filosófica esta vez, nacido en el contexto del capitalismo industrial: El poder concentrado en la clase burguesa debe regresar a manos de los trabajadores por medio de un salto revolucionario impulsado por el progreso de la ciencia y la tecnología.

El marxismo y el socialismo real cumplieron de manera efectiva su función niveladora, al menos, durante un tiempo. Luego de su desaparición la concentración de capital -forma de poder predominante hoy- ha tenido una escalada impresionante, derribando todos los obstáculos que encuentra a su paso. ¿Quién se enfrenta hoy de manera efectiva a esa nociva tendencia?

Detener ese tumor sin perecer en el intento es uno de los más importantes retos que tiene la humanidad ante sí. Para conseguirlo hay que aprender de todos los que alguna vez en la historia se enfrentaron a semejante monstruo: Los anarquistas, los primeros cristianos, los primeros capitalistas, Robin Hood, y hasta los marxistas.

¿También los marxistas?

Claro. Dejando fuera su vocación totalitaria, su aspiración al progreso como impulsor del cambio – porque ya no será posible- y buena parte de su teoría obsoleta, podemos rescatar su vocación de luchar contra todo lo que atente contra la emancipación humana.

Para quienes deseen informarse un poco más sobre el proceso de concentración de riqueza les recomiendo este artículo de OXFAM.

Erasmo Calzadilla

Erasmo Calzadilla: Qué difícil me resulta introducirme en público; lo he intentado muchas veces pero no me sale. Soy más menos lo que aparento en mis post, añada algunas cualidades impresentables y revuelva; con eso debería bastar para un primer acercamiento. Si quiere profundizar un poco más pídame una cita y espere respuesta.


63 thoughts on “Las bondades del comunismo

  • el 2 marzo, 2017 a las 9:18 am
    Permalink

    Javier.
    El muchacho ha navegado con suerte, además de ser listo (los genes, supongo, ja, ja) Habla excelente inglés Gana bien en un puesto gerencial. Tiene, ademas, buena cabeza para las finanzas. Dos de sus propiedades las tiene alquiladas.
    El Lexus lo cambia cada año por el más reciente
    Nada debe, los saca a léase.
    Su esposa también gana buena lana.
    A veces, en broma, le entono la canción del envidioso. Que Casa tan linda, tiene el hijop… Que carro tan lindo tiene el h… Que mujer tan bella, idem.

  • el 1 marzo, 2017 a las 9:49 pm
    Permalink

    “…Esos pobres de que Trump habla -y de que soy testigo a diario-…” Me pregunto como se autoclasifica Erasmo respecto a los que “ve a diario” cuando el estado tiene que alimentarlo y darle techo sin ser ciudadano. Pobre en los USA es la familia de 4 personas promedio que reciba menos de 23 mil al año que en Cuba serian macetas.

  • el 28 febrero, 2017 a las 9:46 pm
    Permalink

    Inagotable,
    Solo un par de preguntas. Cuanto le debe a la tarjeta por las vacaciones inolvidables? Y cuanto le queda por pagar del Lexus? No te pregunto sobre el mortgage por que asumo que sean propiedades de inversion y haya hecho sus cuentas bien si es tan brillante. Tambien tengo curiosidad para saber de donde saco los fondos para todos los down payments. Me avisas cuando dicte sus conferencias de como hacerse rapido para a otarme.

  • el 26 febrero, 2017 a las 11:00 am
    Permalink

    Erasmo, Algunos comentaristas exageran quizas sobre las bondades de la sociedad norteamericana, sobre todo porque la clase media ha ido desapareciendo. Sin embargo, sin embargo.

    Ja Ja Ja, Yo me considero, creo, clase media… Ja ja, pero si me retiro quizas la cosa cambie.

    Mi hijo Randy, en cambio, con poco tiempo aca, ya se ha comprado tres propiedades. Maneja

    un LExus EX, se da vacaciones enolvidables Y efectivamente,

    piensa retirarse millonario con las acciones que recibe del PUBLIX,

    Saludos

  • el 26 febrero, 2017 a las 7:03 am
    Permalink

    Erasmo. Que Trump exagera, es obvio. Nuestras carreteras, por ejemplo, no están en tan mal estado como el dice o dijo. Los mexicanos ilegales tampoco son mas asesinos, narcos o violadores que otras nacionalidades, incluida los anglosajones. Pero lo que más debería ponerte a pensar es en la falsedad de esas teorías catastrofistas que rigen tus acciones. Esa idea de trabajar aca, comprarte una tierrita y regresar al desastre seria, si lo haces, una bestialidad .
    Un amigo tuyo, a quien conocí casualmente, me hablo muy bien sobre el “tal Erasmo” y notarás que no estoy en el grupo de quienes te “tiran a matar”
    Saludos

  • el 25 febrero, 2017 a las 8:02 pm
    Permalink

    Eduardo, no hace falta que te enredes en amargas discusiones, es verdaderamente sencillo. Ateniendonos al discurso del propio presidente Donald Trump hay un gran malestar en EEUU por el retroceso en el proceso de socializacion de las riquezas. Esos pobres de que Trump habla -y de que soy testigo a diario- fueron tan estupidos de no comprar a tiempo acciones en Facebook y Home Depot… Parece que las companias para las que trabajan no quieren compartir con ellos sus inmensas riquezas.
    Lo mas triste de esto es que Trump, el populista, esta dando pasos decididos en el camino de destruir las barreras que obstaculizan el libre desenvolvimiento del Capital, las que quedan en pie.

  • el 25 febrero, 2017 a las 5:38 pm
    Permalink

    Con un poco de suerte, va y a Erasmo se le cumple su profecía de ver un capitalismo en estado apocalíptico.

    Texas es visitado por muchos tornados y a lo mejor sobrevive a uno de ellos

    Sino le toca ese desastre. en suerte,
    que pudiera atribuir al calentamiento global, le auguro contemplar ciudades
    funcionales, modernas. Iluminadas, bien surgidas

    A Cuba no debe regresar a por su finquita, de lo contrario le pueden matar o robar los frutos de su trabajo o el Gobierno decomizarle su hacienda.

    Saludos

  • el 25 febrero, 2017 a las 2:09 pm
    Permalink

    Me partí de la risa. Tienes toda la razón, incluso muchos devolvieron la tierra.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *