El Primero de Mayo en Cuba

Obreros-unidos-Granma
Foto: granma.cu

Elio Delgado Legón

HAVANA TIMES — Como cada año, este primero de mayo ha sido una oportunidad más que ha tenido el pueblo revolucionario de Cuba para reafirmar su respaldo a la Revolución y a sus líderes, pero esta vez con el incentivo adicional de tener ya en la Patria, y encabezando el desfile, a los Cinco Héroes, luchadores contra el terrorismo, que cumplieron injustas sanciones en Estados Unidos y por cuya libertad se luchó durante 16 años.

Digo que una oportunidad más, porque recientemente se celebraron las elecciones parciales (municipales), que contaron con una participación cercana al ciento por ciento de los electores con posibilidades de asistir, ya que al ser municipales, todos los que están viajando, fuera del país o fuera de su municipio no pueden votar, y con una votación válida de más del 90 por ciento, lo que constituye otro respaldo al sistema político cubano.

Los desfiles y actos por el Día Internacional de los Trabajadores se efectuaron en todo el país, especialmente en todas las capitales provinciales, pero también en todas las ciudades cabeceras municipales.

Por la Plaza de la Revolución José Martí, en La Habana, desfilaron, frente a la tribuna donde se encontraban los principales dirigentes del País y un considerable número de invitados, entre ellos el presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Nicolás Maduro Moros, cientos de miles de trabajadores y sus familiares, portando banderas cubanas y pancartas de apoyo a la Revolución.

El desfile en la capital estuvo encabezado por un bloque de cinco mil trabajadores de la salud, al frente de los cuales estuvieron los internacionalistas de la brigada Henry Reeve que lucharon contra el Ébola en África Occidental, donde salvaron muchas vidas y contribuyeron, junto a otros colaboradores, a detener el avance de esa mortal epidemia, con lo que demostraron un alto sentido de altruismo, humanismo y solidaridad.

Un aguacero que comenzó unos minutos después de iniciado el desfile, no afectó el colorido del acto, y al grito de aquí no se rinde nadie, continuaron desfilando hasta que la lluvia cesó, pero nadie abandonó el desfile.

Una participación destacada tuvo la juventud, que con su entusiasmo característico ratificó su fidelidad y compromiso con el socialismo cubano y su apoyo a la República Bolivariana de Venezuela, con lo cual enviaron un claro mensaje a los que piensan que pueden confundirlos y tienen puestas en la juventud las esperanzas para destruir la Revolución y darle marcha atrás a la historia.

También participaron más de dos mil extranjeros de más de 70 países, tanto sindicalistas invitados a la Fiesta de los Trabajadores, como otros visitantes de movimientos de solidaridad con Cuba que no quieren perderse, según las propias palabras de algunos entrevistados, el entusiasmo con que los cubanos celebramos la fecha más importante del proletariado, pues en la mayoría de sus países, el Primero de Mayo es una fecha que se aprovecha para luchar por reivindicaciones que en Cuba están garantizadas, y muchas veces esos desfiles terminan siendo reprimidos por la policía.

Ahora vendrán los detractores y los mercenarios de siempre a tratar de explicar que todos esos millones de trabajadores que desfilaron, con sus familias y hasta con niños pequeños, lo hicieron obligados para no perder el empleo. Sin embargo, cualquiera que viera esos desfiles, tanto el de La Habana, como los de las provincias y constatara el entusiasmo y el colorido y alegría de los desfiles, puede refutar esa afirmación ya manida. Nadie que desfile por obligación expresa ese entusiasmo y ese apoyo incondicional a la Revolución y a sus líderes y enarbolando el lema central: Unidos en la construcción del socialismo.

 

Elio Delgado Legon

Elio Delgado Legón: Soy un cubano que ha vivido ya 80 años, que conoce bien la etapa anterior a la Revolución porque la sufrió en carne propia y en la ajena y a quien le duele que se escriban tantas calumnias sobre un gobierno que lucha a brazo partido para darnos una vida mejor, y si no lo ha podido hacer a plenitud es por tantos obstáculos que se le han puesto en el camino.


42 thoughts on “El Primero de Mayo en Cuba

  • el 10 mayo, 2015 a las 10:21 am
    Permalink

    Atila,tu lo que eres un guatacon,yo trabajada en la UH y el dia antes del desfile,nos citaban por la madrugada y CADA MEDIA HORA PASABAN LISTA,para controlar que nadie se fuera,tu vives en otra Cuba.

  • el 8 mayo, 2015 a las 2:29 pm
    Permalink

    Así mismo es como debió haber sido Isidro, una vez mas vemos que para este gobierno es mas importante el Circo de la pachanga, y venderle al mundo las imágenes de aceptación y lo conforme que el pueblo esta con la gestión de sus políticos.
    Por cuánto en una ciudad de los EU acabado de ocurrir una catástrofe se tiene la osadía de estar festejando?, y muchas veces ha pasado, y el llamado ha sido: a posponer los festejos para “solidarizarnos” con tal-y-mas cual desgracia, y ahí ves a cientos de ciudadanos, con la participación del Gob y de entidades privadas donándoles lo que han perdido, limpiando, edificando, y hasta el mas pobre se siente conmovido y lleva hasta una almohada o un poco de agua fresca.
    Y esto es sin animos de estar comparando este país con aquel, yo sé que en este país existen las condiciones, pero creo la comparación sea válida cuando ves a Cuba como país, “donando” toneladas de cemento, mandando brigadas de rescate, han tenido hasta el cinismo de ofrecerse para “ayudar” en el Estado de New Orleans, un regimen que despilfarra el dinero del pueblo en su afán de protagonismo,. Y un pueblo sin la oportunidad de decir si los apoyan o no.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *