Ante la arremetida neoliberal, no podemos ser ingenuos

Elio Delgado Legón

En la Feria Internacional del Libro 2017. Foto: Elio Delgado Valdés

HAVANA TIMES — Cuando leemos cierta prensa internacional, que responde a los intereses del imperialismo estadounidense, notamos inmediatamente el tufo contrarrevolucionario, aunque muchas veces lo hacen disfrazados de progresistas y hasta de socialistas, pretendiendo dar recetas para “salvar a Cuba de una catástrofe económica”.

La Revolución Cubana está cambiando todo lo que debe ser cambiado, como señaló su líder histórico Fidel Castro Ruz en su Concepto de Revolución; pero no está cambiando ahora, porque lo pidan sus enemigos históricos. Está cambiando desde su mismo triunfo en enero de 1959, pero como los cambios afectaban a muchos capitalistas, incluyendo los de Estados Unidos, que se habían apoderado de la mayor parte de las tierras productivas del país y eran dueños de las principales industrias y controlaban los servicios básicos, esos cambios no eran bien vistos.

Claro que en el afán de construir una sociedad más justa, con igualdad para todos, se cometieron errores, porque la Revolución la hacen seres humanos, y no hay obra humana perfecta, sobre todo, si se trata de construir una sociedad nueva de la cual no había antecedente, porque las revoluciones socialistas anteriores tuvieron otras características y en pueblos con otra idiosincrasia.

Para ser objetivos, no podemos perder de vista que la cubana ha tenido que enfrentar las constantes agresiones de todo tipo: económica, financiera, comercial, militar y hasta terrorista, con la finalidad de derrotarla para que no pudiera servir de ejemplo a otros pueblos y entonces proclamar, como tratan de hacerlo ahora, ¡La Revolución socialista es un fracaso!

Algunos de esos periodistas, que consciente o inconscientemente opinan que Cuba debe hacer exactamente lo que quiere el imperio: restaurar el capitalismo, no tienen en cuenta o no lo dicen, el daño que le hace a nuestra economía el bloqueo estadounidense. Es más, pretenden hacernos creer que complaciendo los deseos del gobierno de Estados Unidos, desaparecerá el bloqueo y comenzará un desarrollo capitalista que mantendrá los logros de casi 60 años de luchas. Solo los ingenuos podrían creer eso.

Para plantear tales recetas afirman que la economía cubana es un desastre, con lo cual dan una idea totalmente tergiversada de la realidad. Un desastre es la economía mundial hace más de 20 años y no es precisamente el socialismo quien lo ha creado.

Solamente un dato sencillo puede refutar esa afirmación: en América Latina y el Caribe existían al cierre del año recién terminado, 25 millones de desempleados; sin embargo en Cuba no hay desempleo, más bien hay escasez de fuerza de trabajo en muchos sectores. Además, algunos países de la región están entre los que más altas cifras tienen en pobreza, desocupación, analfabetismo e insalubridad, y ninguno de ellos tiene un sistema de gobierno socialista. Por lo tanto, no es el socialismo el que lleva a los pueblos al desastre, sino todo lo contrario.

Algunos tratan de esgrimir el hecho de que Cuba tuvo un ligero decrecimiento del PIB el pasado año 2016; sin embargo no expresan la realidad de que ese hecho tuvo causas externas, principalmente por bajos precios de las materias primas que exportamos y por dificultades creadas a nuestros principales socios comerciales, sobre todo, Venezuela, que está siendo víctima de una cruel guerra económica.

No obstante, las producciones internas y para la exportación no decrecieron, con la excepción del azúcar, que debido a las condiciones climáticas no pudo cumplir el plan. Muy por el contrario, en todos los renglones de la economía se nota un avance sostenido, que podría ser mucho mayor si no existiera el cruel y genocida bloqueo.

Pero no será restableciendo el capitalismo como nos quitaremos ese fardo de encima, sino resistiendo como lo hemos hecho hasta ahora y demostrándole al imperio que esa política obsoleta no nos hará cambiar de rumbo, pues no somos ni podemos ser ingenuos.

Elio Delgado Legon

Elio Delgado Legón: Soy un cubano que ha vivido ya 80 años, que conoce bien la etapa anterior a la Revolución porque la sufrió en carne propia y en la ajena y a quien le duele que se escriban tantas calumnias sobre un gobierno que lucha a brazo partido para darnos una vida mejor, y si no lo ha podido hacer a plenitud es por tantos obstáculos que se le han puesto en el camino.

Elio Delgado Legon has 237 posts and counting. See all posts by Elio Delgado Legon

17 thoughts on “Ante la arremetida neoliberal, no podemos ser ingenuos

  • Porqué no dejas que esa ” cierta prensa internacional” que Ud. lee, la lea tambien el pueblo de Cuba.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *