La ciberdisidencia y “los cambios en Cuba”

Dariela Aquique

Mural.  Foto: Juan Suárez
Mural. Foto: Juan Suárez

HAVANA TIMES — Los llamados ciberdisidentes han criticado muchos aspectos de la vida social, económica y política del país.

Mientras que los oficialistas fundamentalistas (como yo les llamo) tocan la herida por la superficie y siempre tienen una excusa para intentar explicar lo inexplicable, los oficialistas independientes (la intelectualocracia on line), acomodados a ciertas ventajas que les proporciona el sistema, palpan la lesión pero se cuidan mucho de causar algún dolor.

Los ciberdisidentes (como el gobierno denomina a todo el que no se supedita al discurso oficial) son los que ponen el dedo en la llaga. Las crónicas, artículos, entrevistas y fotorreportajes de los que con derecho abogamos por una Cuba mejor han sido la vía de mostrar, reprochar  y ¿por qué no? hasta denunciar los males que agobian a nuestra sociedad.

Creo que mucho se ha servido el Estado cubano de esto. La opinión real de la población está mejor ilustrada en cualquier post que en las decenas de actas de reuniones y reuniones “con las masas” donde todo se queda por las ramas y se aprueba por unanimidad.

Cada uno de los cambios que se han implementado en el país ha sido de algún modo respuesta a los reclamos que a través de sus blogs esa ciberdisidencia ha sacado a la luz.

Matando dos pájaros de un tiro, el gobierno luce un poquito mejor ante la opinión pública internacional promulgando nuevas leyes y medidas que pretenden hacer ver que se quedan atrás los absurdos. Y de paso, imaginan que van dejando sin argumento a los blogueros independientes.

Pero como ya hemos dicho veces anteriores, esos “cambios” recientemente aprobados en Cuba, son alivio y no cura.

-El libre acceso y el derecho de hospedaje a los nacionales en los hoteles.
-La venta liberada de teléfonos celular y de líneas móviles.
-La entrega de tierras en usufructo.
-La apertura del cuentapropismo.
-La autorización de compra-venta y/o donación de automóviles y viviendas entre naturales.
-La ley de la vivienda que permite a las familias adjudicarse las propiedades de parientes, salidos del país de forma legal o no y con carácter definitivo.
-La  nueva reforma migratoria.
-Las facilidades aduaneras para la entrada al país de equipos electrodomésticos comprados en el exterior.
-El acceso público a Internet.
-La venta liberada de automóviles
-Y la anunciada eliminación de la doble moneda.

Todas y cada una, o tiene acápites que las hacen aún dificultosas o las tarifas de las mismas son excesivamente altas, y en algunos casos hasta impagables para el ciudadano de a pie.

Por eso la ciberdisidencia seguirá teniendo tela por donde cortar y quizás continúe incidiendo un poco más en los cambios reales que los cubanos merecen y esperan.

Dariela Aquique

Dariela Aquique: Recuerdo mis años de estudiante como Bachiller, aquella profe que interrumpía la lectura de obras y con histrionismo sorprendente hablaba de las posibilidades reales de conocer más la verdad de un país por sus escritores, que por crónicas históricas. De ahí mi pasión por las letras, tuve excelentes profesores (claro, no eran los tiempos de maestros emergentes) y la improvisación y el no dominio de la materia quedaban descartadas. Con humildes pretensiones y la palabra de coartada quiero contribuir a mostrar la verdad de mi país, donde la realidad siempre supera a la ficción, pero donde un estilo novelesco envuelve su existencia.


9 thoughts on “La ciberdisidencia y “los cambios en Cuba”

  • el 9 marzo, 2014 a las 12:48 pm
    Permalink

    Hay que tener cuidado con las palabras que utilizamos si pretendemos debatir seriamente sobre cualquier asunto.

    la palabra fundamentalista es un palabra que tiene fuertes connotaciones, si bien existen algunos voceros del sistema con notables actitudes fundamentlistas, no todos los periodistas oficialistas lo son de manera absoluta. Hay que tomar en cuenta que las actitudes fundamentalistas se pueden encontrar en cualquiera de los dos lados. La adjetivización nos ha costado mucho a lo largo de estos cincuenta años, decir que toda persona que pensara distinto al pensamiento oficial es gusano es una muestra de la dicotomía dañina, ese término englobaba a aquellos simpatizantes incluso que no comulgaban con ciertas ideas. En lógica informal existe una falacia que se llama el “argumento del hombre de paja” que consiste en caricaturizar los argumentos o la posición del oponente, tergiversando sus palabras o cambiando su significado para facilitar un ataque lingüístico o dialéctico: Por ejemplo si yo digo que entiendo la posición de los EEUU con respecto al régimen norcoreano, entonces sale uno y dice que yo soy un gusano y un traidor de la revolución. Pero existe otro argumento falaz que se denomina: argumento de la generalización apresurada que se comete al inferir una conclusión general a partir de una prueba insuficiente, o sea, ser oficialista no significa ser fundamentalista, aunque puedas asegurar que existen unos cuantos

  • el 7 marzo, 2014 a las 10:16 pm
    Permalink

    Y quien le dijo a Usted que el gobierno norteamericano financia a la Izquierda democrática y socialista cubana? Nosotros no tenemos ni donde caernos muertos, nuestas jubilaciones y salarios no nos alcanzan para nada, vivimos como todo el pueblo humilde de Cuba.

  • el 7 marzo, 2014 a las 2:15 pm
    Permalink

    … reformas politicas como reformar ley electoral y que se permitan otras organizaciones politicas es una cosa irreal mientras el gobierno de los usa sea el financiador de las organizaciones y movimientos opositores o disidentes actuales…asi que la cosa esta dificil….

  • el 7 marzo, 2014 a las 1:15 pm
    Permalink

    Hay muchas propuestas de soluciones a los problemas de Cuba, que no provienen de esa ciberdisidencia, sino desde la izquierda nacida y criada dentro del procpio proceso revolucionario, muchos aun militantes del PCC, que el gobierno no tiene en cuenta o o lo hace de odo sesgado y parcial. Se ha propuesto para mejorar la producción que se le de a los trabajadores participación en la dirección, la gestión y parte de ls ganancias. Se propuesto que se permite el libre cooperativismo sin ataduras burocráticas estatales. Se ha prpuesto que se libere todo el trabao por cuenta propia, que se permita a todos ejercer libremente en forma individual sus profesiones. Se ha propuesto que se reforme la ley electoral y se permita el surgimiento de otras organizaciones politicas, que se elija diretamente por el voto directo y screto al Presidente, al vice, a los representantes populares a todos los nieles sin predeterminaciones de las comisiones oficiales de candidaturas. Se ha propuesto que se libere internet comoelemento basico para el desarrollo del concocimiento y la demoratización de la sociedad. Se ha propuesto que se ratifiquen los pactos de derechos humanos y se adecuen nuestras lesyes a los mismos. Y todo eso por la izquierda mucho antes de que la ciberdisidencia hiciera a algunas referencias a ellos. Y que pasa? Desde el IV Congreso del PCC en 1991 estamos pidiendo muchos de estos cambios desde dentro del PCC y que ha pasado?

  • el 6 marzo, 2014 a las 4:25 pm
    Permalink

    Dariela , viendo la lista tetrica , recuerdo como la implantaron – ” Al pueblo hay que explicarle siempre” – te explicaban sin derecho a replica, como debias poner el cuerpo para aguantar el trancazo que te iban a dar y sin llorar.

  • el 6 marzo, 2014 a las 4:14 pm
    Permalink

    …los ciberdisidentes ponen el dedo en la llaga porque la mayoria a eso se dedican y por eso son reconocidos y premiados …critican todo lo que sucede en cuba pero… dan alguna solucion realista que beneficie a todos los cubanos???…para muchos ciberdisidentes todos los problemas de cuba se resuelven con internet libre,rapido y barato en todos los hogares cubanos…para otros la solucion es que pase lo mismo que en ucrania y venezuela pero “sin derramamiento de sangre”…para casi todos la solucion es el desmantelamiento del sistema actual y que los inversionistas del exilio lo arreglen todo segun su experiencia democratica…hay otras muchas soluciones,tantas como los muchisimos grupos ciberdisidentes que hay en cuba…alguna se preocupa realmente por un futuro digno para TODOS los cubanos???’…

  • el 6 marzo, 2014 a las 10:39 am
    Permalink

    Dariela,

    Simplemente Cuba se democratiza algo gracias a la libertad de opinión, una libertad de opinión que no es un regalo del gobierno sino una imposición de la tecnología.

    Pero, no nos engañemos, queda el elemento más imprescindible para una verdadera democracia: la libertad de poder elegir quienes gobiernan.

  • el 6 marzo, 2014 a las 9:11 am
    Permalink

    Dariela coincido contigo.
    No hay peor sordo que el que no quiere oír.
    Pero a mí los discursos de los dirigentes y en primer lugar del presidente, me dejan boquiabierta siempre por dos cosas: la cantidad de disparates que dicen y en segundo lugar toman por imbéciles a los ciudadanos. No ponen una.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *