Los cubanos y el barrio más peligroso de la Ciudad de México

Daisy Valera

Comerciantes en el barrio Tepito.  Foto: milenio.com

HAVANA TIMES — El albur mexicano es un tipo de humor que podría acercarse a lo que son los chistes de doble sentido en Cuba. Pero no hay que engañarse, el “pánico” de los mexicanos a ser directos y un sofisticado uso del lenguaje, así como la entonación hacen que el albur sea mucho más ingenioso y, de paso, indescifrable para los extranjeros.

Así que no será difícil imaginarme en la lela cuando alguien de mi grupo de amigos hizo el siguiente chiste: ¿Cuál es el barrio más peligroso de la Ciudad de México?

Final del chiste: Es Tepito.

Respuesta mental de Daisy: Oooooohhhh, ya había escuchado algo así.

Risas de todos y calificativo de grosero para el humorista de turno.

Pero más allá del chiste, quizás Tepito no se lleva la medalla al barrio más peligroso (es solo uno de los más peligrosos) pero vendría a ser como el barrio chino-cubano del Distrito Federal.

Es una vencindad de negocios y, como en muchas otras partes del centro de la ciudad, la mayoría de los establecimientos tienen dueños chinos. Y digamos igualmente que es un barrio cubano, porque es el lugar donde se pueden encontrar más cubanos por metro cuadrado en todo México.

Tepito te atrae como un imán de una forma u otra si eres de la Isla. Los chinos vendedores de baratijas ya te reconocen por el acento y hasta te informan sobre aquellos productos que son más comprados y vendidos en nuestro país.

Es fácil identificar a un cubano en Tepito, y no solo porque derrochan decibeles al hablar, sino porque andan en manada arrastrando diablitos donde amontonan grandes bolsas de plástico blanco.

Es lógico que los compradores de Tepito son la respuesta a la incapacidad del Estado cubano de abastecer de productos básicos el mercado nacional.  Las ventas prosperan, los cubanos compran miles de productos. En ese barrio mexicano puedes encontrar lo que sea y mis coterráneos compran de todo. Porque todo se vende en un país tan ridículamente desabastecido.

Mientras, los chinos-mexicanos sueñan con lo fácil que les sería hacer dinero en Cuba si les permitieran poner sus puestecitos digamos que en Centro Habana.

Se compra desde champú hasta trajes de 15 años. Se compran miles de tenis copias de marcas famosas, zapatos, y mucha ropa. Porque al cubano le gusta vestir bien y saca el dinero de debajo de una piedra. Imagino que en Cuba se viste al estilo tepiteño: mucho brillo y colores neón.

Los cubanos que exploran Tepito buscando lo bueno bonito y barato se las ingenian para evadir las normas de la aduana y seguir surtiendo al país.

Se compran teléfonos, computadoras, tabletas y cuanto equipo electrónico se pueda revender.

El negocio marcha bien para los que vienen a comprar en México y el mercado negro sigue siendo el verdadero mercado en Cuba; de paso, los que están en el poder se benefician de esta válvula de escape que sirve para camuflar su ineptitud.

Pero qué pasaría si una mañana cualquiera el Estado cubano logra poner en las tiendas pasta de dientes, maquinitas de afeitar y todas esas cosas básicas de las que depende el pan de estos arriesgados cuentapropistas.

¿Qué pasaría con tantos cubanos que tienen como único empleo la importación ilegal, si el Gobierno cubano logra romper milagrosamente casi 60 años de inercia?

Daisy Valera

Daisy Valera: Edafóloga y Blogger. Escribo desde la Ciudad de México, donde La Habana a veces se hace tan pequeña que llega a desaparecer; pero en otras, la capital cubana es una ciudad tan pasado y presente que te roba la respiración.

Daisy Valera has 187 posts and counting. See all posts by Daisy Valera

7 thoughts on “Los cubanos y el barrio más peligroso de la Ciudad de México

  • Bueno te puedo decir yo que soy cubana que a nadie le gusta viajar para cargar se hace x negocio o nesecidad si en cuba estuviera abastecida y el cubano de apie tuviera acceso a productos de 1era nesecidad no creo que viajaran llenos de bultos y con Dolores de espalda para matar la nesecidad pienso que a todos les gustaría reunir y una vez al año como en todos los países comprarse unas vacaciones y viajar x eso solamente y con tanta carga es mi criterio

  • porque la droga, el tráfico de armas y la trata de mujeres es la mayor cortina que tiene el cartel de ahí que le brinda protección a los chinos y coreanos, y esos sí manejan números grandes… suficientemente grandes para pagar candidaturas políticas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *