Encontrando el lado positivo a la situación

Por Ben Anson

Una calle de El Progreso, Honduras

HAVANA TIMES – Mi intención no es llevar mucho más allá la discusión aparentemente interminable sobre el coronavirus (estoy seguro de que muchos están hartos de escuchar sobre ese tema todos los días), pero me gustaría compartir algo, que siento es cierto modo positivo, si es que se puede sacar algo positivo de esta situación.

Debo explicarme para que entiendan.

La ciudad donde resido es El Progreso, Honduras. Esta es una urbe que no destaca por su belleza. Si le preguntan a la mayoría, les gritarán: “Ay, El Progreso, ¡tan fea!” o “Oh no, no El Progreso, puro caos, desordenada, sucia – pandillas”. Muchos no tienen absolutamente ningún interés en siquiera poner un pie en la cuarta ciudad más grande de Honduras, y mucho menos vivir allí. Estos son individuos que viven en otras partes, especialmente las personas de la costa.

Yo mismo estoy completamente de acuerdo con la mayoría; Si alguien me hubiera dicho hace un año que terminaría viviendo en El Progreso, probablemente no habría sabido si reír o llorar. Allí estaba yo, siempre diciendo que este lugar era horrible, caótico, sucio y poco atractivo. Sin embargo, la vida es peculiar, por decir lo menos, y de alguna manera terminé viviendo aquí, debido al trabajo y a las circunstancias.

Sin embargo, no me estoy quejando. Para decir la verdad, la gente de esta ciudad es, sin duda, la más noble, trabajadora y sin tonterías que he encontrado en todo este país. En general, son muy admirables, amables, serviciales y, como se dijo anteriormente, no juegan.

La costa puede ser mucho más atractiva con sus vibraciones caribeñas, sin embargo, para ser completamente honestos, los costeños son, como dicen los hondureños, “largos”. Eso quiere decir que son capaces de cualquier cosa y harán todo lo posible para obtener lo que quieren. A lo largo de la costa se realizan muchos juegos. En mi opinión, la costa es un juego, un gran juego. Es donde uno debe saber cómo hablar, cómo caminar, cómo mentir, cómo crear una impresión, cómo intercambiar, cómo avanzar, cómo hacer movimientos y tener estilo, etc.

En El Progreso la gente trabaja, gana dinero y hace lo suyo. Nada de tonterías. Una mentalidad diferente.

La cuestión es que en El Progreso hay dos factores que hacen que el lugar sea casi intolerable.

  1. El gran caos y las calles llena de tráfico que traen consigo los tantos vehículos, así como la contaminación a la ciudad.
  2. Los mercados y áreas de comercio en expansión, que ocupan secciones enteras del centro y simplemente acumulan basura y suciedad en general, creando calles terriblemente malolientes y sucias en algunos lugares.

Por estas dos razones, la mayoría de los transeúntes no desean extender su estadía en la ciudad. No hay nada peor que tener que estar constantemente atento a los vehículos que se desvían y que pueden atropellarte en las calles caóticas, llenas de basura y suciedad, como resultado de la avalancha de mercados, puestos, tiendas y negocios.

El Gobierno hondureño declaró un “toque de queda” la semana pasada, lo cual significa que las personas no pueden poner un pie en la calle a menos que realmente tengan que hacerlo. Ya sea ir a un supermercado o una farmacia, por ejemplo. Mientras escribo esto, incluso se fueron y cerraron los supermercados. Todo está cerrado. Todos están encerrados en sus casas.

Una tarde decidí salir y, si la policía me atrapaba, diría que me dirigía al supermercado. No había nadie afuera, excepto, por desgracia, los perros callejeros y las personas sin hogar. Sin embargo, fue durante esta tarde, caminando por la ciudad fantasma de El Progreso, que me di cuenta de lo bonita y agradable que la ciudad es en realidad.

De repente, la desaparición completa de personas y vehículos hizo que las calles aparecieran silenciosas, tranquilas y los edificios, por primera vez, se notaron correctamente. Los edificios de la urbe son bastante atractivos, digamos. Aparecen en todas los estilos y en todos los colores y sombras. Los pájaros volaban por encima de mi cabeza, el calor confortable me acompañó mientras paseaba a mi gusto por las calles relajadas y libres de caos.

El coronavirus y su posterior toque de queda puesto en Honduras y en todo el mundo parece haber dado a las ciudades y a los lugares que normalmente están súper abarrotados algo así como un “respiro” bien merecido y muy necesario.

Entonces comencé a reflexionar. ¿Qué tan terrible suena que las personas son las que hacen que un lugar sea feo?

Todo ese ruido, contaminación, suciedad y caos que traen …

Ben Anson

"En el momento en que salgo (de un avión), noto que todo en mi cuerpo y en mi mente se reajusta para mí". Así lo comentó Gabriel García Márquez, cuando hablaba de su relación con el Caribe. Él sintió la conexión física y mental más fuerte posible con esta parte del mundo, y consideró que era "sepulcral" e inmensamente "peligroso" para él abandonar esa zona. Solo aquí "Gabo" se sintió "bien" con él mismo. Honduras hace eso conmigo -precisamente lo mismo que el Caribe hizo por Márquez. Una nación resplandeciente, pero problemática, de la que decididamente no he podido separarme desde 2014. Por lo tanto, trato de capturar su esencia a través de la palabra escrita.



4 comentarios sobre “Encontrando el lado positivo a la situación

  • Al principio es un poco molesto, pero el desenlace y el final compensan la primera impresión. Me encantó leer lo que escribiste hoy, white boy. SALUDOS

    Respuesta
  • Es alentador poder observar una ciudad tranquila, a pesar de un silencio obligado. Portarse bien en los humanos en una situacion como esta es admirable. Buena suerte.

    Respuesta
  • Muchas gracias brown boy, me alegra que te haya gustado la final! Un saludo compa.

    Respuesta
  • Gracias por decirlo Irina, yo te deseo buena suerte igual, donde estés. Cuídate mucho.

    Respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Foto del día

Foto del día
Imagen 1 De 1

Silueta, Holetown, Barbados.  Por Darric Taylor (Barbados).  Cámara: Samsung Galaxy S8

Usted puede participar en la Foto del Día
No tienes que ser fotógrafo profesional, solo envía una imagen (en blanco y negro o color), con un pie de foto indicando dónde fue tomada (ciudad y país), tipo de cámara o celular que usaste y una pequeña descripción sobre la misma.
Para nuestro formato es mejor que las fotos sean de orientación horizontal, ya que tenemos problemas con las verticales.
Envía tu foto, con tu nombre y país natal o de residencia a esta dirección de correo: [email protected]