Los dinosaurios

Alfredo Fernández

Foto: Nivet Dilman, wikimedia.commons.org

Cuando desperté los dinosauros todavía estaban allí.  Y aunque hay quienes me cuenten que estos antes habían sido  luciérnagas, que sintiéndose tan orgullosas de sus orígenes, se trasladaron de tal manera al pasado que llegaron al mismísimo comienzo de la vida, no me lo creo, pues por lo poco que aprendí de  Darwin, una mariposa nocturna no puede transmutarse en un Plesiosauro, es decir, una especie de dinosaurio.

La difícil circunstancia de encontrarme siempre demasiado cerca de estos peligrosos habitantes del jurásico, me hace vulnerable, pues no soy David, y si por un momento tuviera el arrojo del joven, ¿entonces, dónde encontrar la honda y cómo lanzarla sin que éstos anacrónicos Goliats previamente me devoren?

Como todos los que me rodean, espero una solución biológica a este desfasaje evolutivo.  Algo así como un remake de aquel meteorito que millones de años atrás inauguró esta era, luego de impactar la tierra.

Aunque, ya hay muchos que, cansados de esperar por la estrella fortuita que un buen día haga desaparecer a tan inoportunos reptiles, hoy se juegan el todo por el todo atando “una pequeña piedra” -un blog- a una, aquí, “insuficiente diana” –Internet-.

Como era de esperarse de éstos antiquísimos habitantes del planeta -los Dinosaurios- ahora regurgitan “sobre los mal agradecidos Davides, que –según ellos- más que usar “dianas y hondas” para destruir su hábitat, deberían no solo perpetuarlo, sino que también deberían besar el suelo (destrozado por su enorme peso) por donde los dinosaurios pisan.

Sea a consecuencia de la biología o de la efectividad de las “dianas y las hondas.” ruego a Dios para que pronto este inconveniente mío de soñar con dinosaurios que cuando despierto siempre están allí, se acabe de una vez y por todas, tan a tiempo como para que el hasta hoy inverosímil sueño de ser yo mismo, también se me haga realidad.

Alfredo Fernandez

Alfredo Fernandez: No me fui de Cuba, pues uno no se marcha de donde nunca ha estado. Luego de gravitar por 37 años en esa extraña isla, logré pisar tierra firme, sólo para comprobar que no he llegado a ninguna parte. Quizás y nunca perteneceré a sitio alguno. Ahora vivo en Ecuador, pero por favor, no me crean del todo que ando donde digo, mejor localícenme en la Cuba de mis sueños.

Alfredo Fernandez has 174 posts and counting. See all posts by Alfredo Fernandez

6 thoughts on “Los dinosaurios

  • Alfreeee!!!!! TE QUIERO

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *