Boda gay cubana: Yoani Sánchez saca la victoria del refigerador

Alfredo Fernández

Yoani Sanchez (en rojo) en el primer "casamiento gay" en Cuba el 13 de agosto. Foto: Jorge Luis Baños/IPS

Sacar la victoria del refrigerador es un término que en Cuba usan los narradores deportivos para describir a ese boxeador que luego de haber venido perdiendo la pelea durante cada asalto, en un último momento, y gracias a un golpe demoledor  logra hacerse de un combate que, a todas luces, era del otro contrincante.

Realmente no sé si mi comparación será feliz, pero cada vez que pienso en lo acaecido alrededor de lo considerado en Cuba como la primera Boda Gay, no me viene otra imagen a la cabeza.

Sino, ¿Quién autorizó en el año 2007 a Alexis Iriepa a hacerse la operación de cambio de sexo? Hasta donde conozco, por más que quiera, Yoani Sánchez no tiene poder para decidir algo así, de manera que cuando la transexual Wendy Iriepa le solicitó a su jefa en  el CENESEX Mariela Castro Espín, autorización para casarse legalmente, esta no sin contratiempos pudo coordinar lo que hasta entonces había sido imposible.

Lo anterior demuestra que evidentemente aún Mariela no trabaja -o trabajaba- con toda la  sincronía esperada con los Órganos de la Seguridad del Estado, pues sino de qué manera se entiende que está boda en la que la madrina fue la disidente más famosa de Cuba junto a su esposo Reinaldo Escobar, también opositor, se celebrase el mismísimo día del cumpleaños 85 del Comandante Fidel Castro.

Obviamente lo ocurrido fue un gran desliz, quizás de Mariela o quizás de los Órganos de la Seguridad del Estado que demasiado tarde le avisaron a Mariela que el novio de Wendy, Ignacio Estrada, no era más que un “vulgar contrarrevolucionario.” de manera que al parecer la noticia llegó a manos de Mariela cuando la fecha de la boda ya estaba coordinada e incluso quizás anunciada al mundo.

Y así lo que debió ser una victoria rotunda de Mariela Castro y de paso un sentido homenaje al Comandante que, hace apenas un año atrás, admitió públicamente “que por culpa de la -Crisis de Octubre- desconocía los abusos cometidos contra los homosexuales a principios de los años sesentas”, terminó en derrota.

Por esto, la boda no sólo prescindió de toda la grandilocuencia revolucionaria que exigía la fecha, sino que también la opositora Yoani Sánchez se hizo con una victoria mediática realmente inesperada.

Creo que Mariela Castro por está vez aprendió la lección, “al imperialismo no se le debe dar ni un tantico así” y mucho menos con una operación de cambio de sexo, que según el inefable bloguero oficialista cubano, Yohandri Fontana, cuesta en cualquier país de Europa 30 000€.

Nada, muy mal agradecida que nos salió la Wendy, tan bien que trabajaba en el CENESEX para que nos hiciera esto.

Pero yo al final, cubano maldito, me remonto más allá en el éter y me pregunto si ese señor considerado por los Gay como Santa Marica, Reinaldo Arenas, no haya puesto lo suyo de manera explicita, para hacer una de sus buenas trastadas y hacerse en burlas con lo sucedido allá donde esté, en el cielo o en el infierno.

No sé, yo no suelo creer en los espíritus, pero cuando veo casos como los del último 13 de agosto, realmente me da qué pensar.

Alfredo Fernandez

Alfredo Fernandez: No me fui de Cuba, pues uno no se marcha de donde nunca ha estado. Luego de gravitar por 37 años en esa extraña isla, logré pisar tierra firme, sólo para comprobar que no he llegado a ninguna parte. Quizás y nunca perteneceré a sitio alguno. Ahora vivo en Ecuador, pero por favor, no me crean del todo que ando donde digo, mejor localícenme en la Cuba de mis sueños.


2 thoughts on “Boda gay cubana: Yoani Sánchez saca la victoria del refigerador

  • el 7 septiembre, 2011 a las 9:33 am
    Permalink

    En realidad no fue una boda gay, puesto que se trata del matrimonio entre un hombre y una mujer. Wendy es legalmente mujer, y eso le bastó para que pudiera casarse. En Cuba aún no se han realizado, de manera legal, bodas gays. Eso sí, muchas personas han hecho ceremonias equivalente, pero que carecen de valor legal.
    Tampoco es cierto que sea la primera boda de ese tipo, pues la primera transexual cubana operada en 1988, Mavi Suset, se ha casado ya dos veces. De tal modo que no me queda claro cuál es la victoria.
    Conocí a Wendy en el CENESEX durante un curso que pasé allí. Recuerdo lo muy contenta que se puso el día que Granma publicó aquella entrevista que Fidel dio a La Jornada donde le preguntaron de la UMAP y el acoso a los homosexuales. Siempre me pareció un buena muchacha, muy diligente.
    La última vez que la vi fue marchando junto al resto del equipo del CENESEX en la Plaza de la revolución, con motivo de la Victoria de Girón. Tengo hasta una foto de ella ese día, pletórica de alegría.

  • el 7 septiembre, 2011 a las 9:25 am
    Permalink

    Yo no se si la fecha de la 1era boda “gay ” lo hicieron adrede o no y a decir la verdad ni me interesa, lo unico que se y que me alegro es que 2 personas que se aman pudieron hacer lo que quisieron y en cuanto a Yoani no creo que tenga necesidad de hacerse publicidad mediatica mundial con ese matrimonio ya que ella es famosa en todo el mundo sin necesidad de otras publicidades

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *