Albertico Pujol a golpes de remembranzas

Alfredo Fernández

Alberto Pujol.  Foto: radiorebelde.cu
Alberto Pujol. Foto: radiorebelde.cu

HAVANA TIMES — Los cubanos con más de cuarenta años pareciera que quedaran reducidos a las remembranzas. Partir, sobrevivir y sobre todo recordar son verbos comunes a todos los cubanos emigrados.

Albertico Pujol no es la excepción. Hace unos días visitó Miami para trabajar en la obra “Oficialmente Gay”, pieza teatral escrita y dirigida por el humorista cubano Alexis Valdez y la ocasión fue propicia para que Albertico visitara el programa “El espejo” que conduce el presentador, también cubano, Juan Manuel Cao.

La entrevista transcurrió a golpes de remembranzas. Albertico se centró en sus inicios en la televisión, justo en aquel boom televisivo cubano que fue el programa “Para bailar” el cual paralizaba la nación de domingo en domingo. Lo acompañó en el programa quien por esos años fuera uno de los rostros más bellos del cine y la televisión cubana, la actriz Lily Rentería, hoy todo una señora, y lejos del esplendor de entonces.

Ver a Albertico y a Lily recordando unos años ochenta, muchos mejores que los noventas, de cierta manera me entristeció y empezaron las remembranzas. Las mías no las de Albertico. Recordé a mi hermana y a sus amigas reunidas terminado “Para Bailar” haciendo el recuento del mismo. “Viste lo que se lo ocurrió al loco de Salvador”, otro presentador del programa. “Viste el vestido de Lily”, y así se pasaban media hora haciendo un resumen del popular programa.

Esos años ya no volverán, pues ni Albertico, ni Lily, ni mi hermana, ni Cuba, ni yo, nos parecemos en nada a los de hace 33 años cuando mirábamos “Para Bailar”. Hoy quizás más descreídos y desconfiados y emulando a ese país, el nuestro, que no parece encontrar su rumbo.

¿Porque siempre estás viendo cosas de Cuba? Me pregunta un amigo ecuatoriano. No le respondo y luego me pregunto por qué lo hago. Algo de masoquista o de enamorado, debe haber en mí. Siempre buscando la isla en todas partes, en cada expresión, en cada suceso.

El hecho no es solo mío ni de Albertico Pujol con su locura de hacer recetas cubanas por Youtube para que el público ideal de estas recetas no las vea, y en caso de que esto suceda, no las pueda hacer.

Joan Manuel Cao no se queda atrás. Ya llevó a su programa “el teté que no cae al piso”, “el sartén que cocina sin grasa” y todos esos mitos que los cubanos nos armamos para tener algo de qué hablar en medio de los apagones de los noventas.

Una isla a cuestas, es lo que nos espera a todos los cubanos, sin importar si vivimos “afuera” o en Cuba, llámese Albertico Pujol, o Juan de los palotes en el municipio Buey Arriba. Si algo ha sabido repartir la Revolución Cubana ha sido la nostalgia, sino que lo diga la inmortal Celia Cruz.
—–

Entrevista con Alberto Pujol en el programa El Espejo de Juan Manuel Cao en www.americateve.com

Alfredo Fernandez

Alfredo Fernandez: No me fui de Cuba, pues uno no se marcha de donde nunca ha estado. Luego de gravitar por 37 años en esa extraña isla, logré pisar tierra firme, sólo para comprobar que no he llegado a ninguna parte. Quizás y nunca perteneceré a sitio alguno. Ahora vivo en Ecuador, pero por favor, no me crean del todo que ando donde digo, mejor localícenme en la Cuba de mis sueños.


27 thoughts on “Albertico Pujol a golpes de remembranzas

  • el 14 junio, 2015 a las 5:50 pm
    Permalink

    Isidro, no pienses que te le vas a escapar. Si cambiaste de estatus a cubano con residencia en el extranjero, solo puedes pagar en pesos cubanos, UNA SOLA VEZ. . De ahí en adelante, pagas en CUC. Un consejo; Envía un contenedor y mete hasta los muebles. Oye, ¿Por que tu crees que los médicos cubanos están alzao y no quieren salir mas fuera?

  • el 14 junio, 2015 a las 1:47 am
    Permalink

    Jaja…buena pregunta, Tony. Bajo presión del “captalismo real”, sus seguidores en China han ido manejando la tasa de cambio del yuan hasta dejarla en 6,2 por dólar, lo cual ha ayudado a compensar un tanto los desbalances en el comercio con EEUU, aunque todo apunta a que este último no estará contento hasta que la paridad alcance algo así como cinco por uno, cuando menos. Pero lo interesante del caso es que cuanto más sube la tasa, mayores son las posibilidades de que el yuan devenga moneda en la canasta mundial de divisas, junto al dólar, el euro, el yen y otros.

    Ya los chinos tienen su base de transacciones bancarias y comerciales directas en yuanes en Brasil y casi todo el planeta acepta los pagos del conglomerado bancario chino Unionpay en sus ATM, Cuba incluida. Así que vete preparando para cobrar tu jubilación con el rostro del camarada Mao.

  • el 13 junio, 2015 a las 5:56 pm
    Permalink

    100% de acuerdo con Gusa e isidro. ¿Nos veríamos algún día en Cuba? Yo por lo menos cobro mi jubilación en dolares. ¿Isidro a como esta el yuan?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *