¿Lectura para cuándo y para quién?

Yusimí Rodriguez

vivir-sin-dios
Foto de portada: tribuna.co.cu

HAVANA TIMES — El sueño de cualquier escritor desconocido es publicar su primer libro para saltar del anonimato al primer peldaño de la escalera a la fama. Cuando al fin ve publicada su primera obra, descubre que esto no cambia absolutamente nada. No basta la publicación del libro para desprenderse esa pesada costra del anonimato.

Se requiere además un trabajo que no corresponde al autor: la publicación de críticas y reseñas que estimulen la lectura en un país donde, a pesar de las ferias internacionales del libro y la Noche de los libros en cada verano, las personas leen cada vez menos. Los escritores escriben cada vez más para sus amigos, escritores también casi siempre.

Así ha sucedido a Michel Perea Enríquez (Nonardo) (La Habana, 1973), autor del volumen de cuentos para adultos “Vivir sin Dios” (Extramuros, 2010). A este escritor el reconocimiento le ha sido esquivo por mucho tiempo, pero los infortunios le han creado una costra de paciencia más gruesa que la del anonimato.

El libro concebido por él originalmente permaneció engavetado en la Editorial Extramuros, después de ser aprobada su publicación, un tiempo record de diez años. En este intervalo la misma editorial publicó libros de autores más conocidos. Lo que habría desalentado a otros escritores noveles, fue una ventaja para Nonardo.

Aprovechó esos diez años para madurar y mejorar su escritura gracias al Taller Literario de la Galería Fayad Jamís en Alamar, Habana del Este, y al Centro de Formación Literaria Onelio Jorge Cardoso. Su madurez se reflejó en premios y menciones en concursos como el de Encuentro de Talleres Literarios del 2004 y el Ada Elba Pérez (2005). Transcurridos diez años, tenía arsenal más que suficiente para sustituir aquel primer volumen por cuentos más logrados, reunidos bajo el título “Vivir sin Dios”.

Michel Perea Enríquez (Nonardo)
Michel Perea Enríquez (Nonardo). Foto: cubaliteraria.cu

El libro finalmente vio la luz en el 2010, y fue presentado en espacios como la Tercera Jornada contra la Homofobia. El tema homoerótico es recurrente en la obra de este autor que es también artista visual.

Hasta el domingo 15 de junio, se habían publicado dos artículos sobre el volumen… en Internet, a la que no todos los cubanos tienen acceso. Pero la página cultural de la edición del Tribuna de la Habana del 15 de junio contiene una reseña sobre el libro. El artículo, firmado por María Esquerro, aparece en la sesión “Lectura para ti”. Una sesión que promueva la obra de autores nacionales solo puede verse como algo muy positivo, y un autor a cuyo texto se le dedique una reseña, solo puede considerarse afortunado.

Excepto por el hecho de que “Vivir sin Dios” ya no se encuentra las librerías. El libro solo tuvo una tirada de 500 ejemplares, agotados durante el 2010, año de su publicación. ¿Dónde podrán adquirirlo quienes se sientan estimulados por la reseña de la periodista María Esquerro? ¿Para quién se publica esta reseña?

A Nonardo no le sorprenden estas ironías del destino y trata de ver un posible efecto positivo. “Quizás, la editorial decida hacer una reedición del libro”, me dice, aunque lo sabe difícil. Mientras, acaba de publicar su segundo libro, la novela “Donde el Diablo puso la mano”, ganadora del premio Félix Pita Rodríguez 2012.



2 thoughts on “¿Lectura para cuándo y para quién?

  • Le ronca los mameyes, ¿diez años? ¡Se muere de hambre el escritor!

    Y no existe la posibilidad de patrocinar la tirada con fondos propios? He visto que eso hacen los escritores y luego en la venta recuperan

  • En realidad, Nonardo tiene más razones para celebrar que para la queja. Puede que su obra no esté en los anaqueles de la Moderna Poesía, o en la Feria del Libro de La Habana, pero al menos en HT y otros ciberportales se puede acceder a sus cortos audiovisuales, a sus composiciones fotográficas y a algunos de sus textos. En tiempos de cibercompetencia, no hay que ceñirse al papel impreso.

    Y le noto cierto parecido con Warhol P….¿O me engaña la vista?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.