La Bella y La Bestia, el musical cubano

Irina Echarry

HAVANA TIMES, 7 de Agosto – Desde hace un mes se está presentando en el Anfiteatro de La Habana, una versión cubana del musical La bella y la bestia, bajo la dirección de Alfonso Menéndez.  Con un elenco de jóvenes intérpretes del lírico, la obra conmueve a los espectadores por su vestuario y puesta en escena.

No hace falta ser un conocedor de la música para disfrutarla, ese es el objetivo que persigue el director musical Miguel Patterson.  Sin modernismos ni lecturas rebuscadas o extravagantes, se trabajó sobre una partitura compleja, con respeto absoluto del original, sin omisiones ni cortes.

La escenografía, apegada a la versión holliwoodense, acerca a niños y niñas que conocen el animado de Disney.

Personas de todas la edades acuden a este sitio que desde hace un tiempo hace honor a la historia del teatro musical en la Isla.  En el Anfiteatro  se ha estrenado: El fantasma de la ópera, La viuda alegre y El jorobado de Notre Dame.

No importa el calor o la lluvia, las luces se encienden y el publico se hipnotiza.  Es, mayormente, un público acostumbrado a asistir a otro tipo de presentaciones, más populares y los realizadores del espectáculo lo tienen en cuenta.

En la version cubana se preserva la gran dosis de humanismo que contiene la obra: la comprensión del dolor de otros y la posibilidad de valorar la delicadeza del espíritu por encima de los atributos físicos.

Hermoso mensaje que en este siglo es tan necesario, las marcas registradas, los estereotipos de belleza femenina y masculina, la falta se sensibilidad proliferan en el país desde hace algunos años, lo que convierte a nuestros jóvenes en frívolos seguidores de lo externo.

A pesar de no ser un espectáculos con todos los valores artísticos que requiere, vale la pena ver la historia desarrollándose en plena Habana Vieja, a cielo abierto, cerca del susurro del mar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *