Esperando el 38 Festival de Nuevo Cine Latinoamericano

By Irina Echarry

Ilustración por Carlos
Ilustración por Carlos

HAVANA TIMES — Los amantes del cine ya están contando los días para el inicio de la 38 edición del Festival Internacional de Nuevo Cine Latinoamericano a celebrarse en la Habana del 8 al 18 de diciembre.

Muchos han dejado sus vacaciones para esa fecha, así tendrán tiempo de disfrutar una mayor cantidad de películas. Otros aprovecharán los momentos que la escuela o el trabajo les deje libres para acudir a la sala oscura.

Cada año el Festival convoca a los Concursos de Ficción, Documental, Animación, Óperas Primas, Guiones Inéditos, Carteles y Postproducción. En esta ocasión la cita cinematográfica estará dedicada al fallecido realizador cubano Julio García-Espinoza Romero, autor de obras como El Mégano, Cuba Baila o Reina y Rey; y también reconocido guionista y ensayista.

Según la página web del Festival, al cierre de la convocatoria de inscripción cerca de tres mil obras habían sido presentadas al Comité de Selección de la Casa del Festival. Brasil, México, Chile y Argentina destacaban con gran variedad de obras. Ahora el Comité trabaja en la revisión de las propuestas para determinar cuáles serán aprobadas definitivamente para participar en el evento.

La reparación de los cines Yara y La Rampa, será un detalle importante a tener en cuenta para este diciembre, pues la mayoría de los cines de la capital presentan dificultades ya sea en la climatización, la iluminación, las butacas, etc.; y algunos cines de barrio han desaparecido por completo.

Aún así, el público cubano no ha perdido la pasión por el cine. Otra vez las calles habaneras se llenarán de personas que corren de un sitio a otro buscando las películas más recientes hechas en el continente o las producciones de otras latitudes que se exhiben en la muestra contemporánea. Solo nos queda esperar unos días para disfrutar de esta fiesta del cine.

One thought on “Esperando el 38 Festival de Nuevo Cine Latinoamericano

  • Es bueno que los lectores sepan que la desaparición de los cines en la capital de la Habana es grandiosa.
    En 1959, La Habana existían 358 cines, en una ciudad de un millón de habitantes para una media de un cine por cada 2793 habitantes.
    !Actualmente solamente funcionan 15!
    Hasta que “se acabó la diversión, llegó el comandante y mandó a parar”. Tenía razón el cantante Carlos Puebla. Se apagaron los proyectores. Se confiscaron las películas. Las productoras abandonaron la isla. Las salas fueron intervenidas por el Instituto Cubano del Arte e Industria Cinematográficos (ICAIC). Casi un tercio cerró los primeros años.
    ¡Prefirieron que se depauperaran los cines antes de dejarlos en las manos de sus propietarios!
    Otro resultado maquiavélico del sistema.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *