Blues durante cinco horas

By Irina Echarry (Photos: JLB)

Bobby Carcassés

HAVANA TIMES — Cuando supe del concierto de blues dedicado a Los Cinco en la Casa de la Cultura de Plaza, enseguida me pregunté por qué no dedicarlo a todos los presos del mundo, a cada ser que sufre porque su libertad ha sido coartada por un ser humano. Pero el concierto no era mío.

Bobby Carcassés había declarado a la prensa su deseo de “hacer vibrar nuestra música con un mensaje de amor y un sentimiento de justicia, para que nuestros cinco luchadores por la paz puedan regresar a sus hogares y familias”.

No puedo negar que la propuesta resultaba tentadora: pasar cinco horas ininterrumpidas escuchando blues.

El show man de Cuba, sentado al piano y acompañado de la trompeta de César López, abrió el espectáculo con una composición propia: “Blues para los cinco”. Contrario a lo que casi siempre caracteriza el género no había tristeza ni melancolía en el texto:

Ha pasado el tiempo / y no hay libertad / Para los que luchan por la humanidad / Hora es de que vuelvan / a su isla querida / El blues está diciendo / que la verdad triunfará… Ya resuena el blues con swing y sabor/ y ese sentimiento repleto de amor/

Luego siguió una larga lista de magníficos jazzistas cubanos, pues fue grande y diversa la participación. Entre otros, se pudo escuchar la música de los experimentados Enrique Pla, Oscar Valdés, Pancho Terry o Giraldo Piloto; Afrojazz (agrupación acompañante de Bobby) y la orquesta Jorge Varona dirigida por Rey Montesinos.

También brillaron los jóvenes y talentosos Yasek Manzano, Alejandro Falcón, Kalí Rodríguez o estudiantes del conservatorio Amadeo Roldán; y grupos menos difundidos entre los que estaban Eclipse Cubano, Kubans Blues o Saxofilia.

Pablo Menéndez dio un toque especial con la guitarra eléctrica, William Torres nos trasladó a los clubes famosos de jazz con su scat, y Robertico Carcassés se lució con su Mambo Jam.

Hasta aquí todo está bien, era un elenco de lujo; pero el éxito de un concierto también depende de la tecnología, y los que estuvimos allí sabemos que el audio no fue el mejor y Bobby interrumpió la música en más de una ocasión hasta que se arreglaran los problemas.

Otro detalle que empañó la noche fue la ausencia total de sillas. Para los jóvenes eso no fue problema, muchos nos tiramos en el piso; sin embargo, cómo no tener en cuenta que entre los participantes estarían los Bailadores de Santa Amalia, ancianos que nos transportaron con su baile a las calles de la cuna del jazz, desplegando energía y vitalidad.

Bobby Carcassés, con la sinceridad de siempre ofreció disculpas al público y aclaró que no estaba de acuerdo con pasar las cinco horas de pie: “me prometieron sillas, pero ustedes saben las cosas nuestras…”

A pesar de eso todos pasamos buenos momentos escuchando blues. A través de las canciones conflueyeron en un mismo espacio el espíritu de Miles Davis, Joe Williams y Benny Moré.

Haga clic sobre las imágenes reducidas para ver todas las fotos de esta galería. En tu PC o Laptop, puedes usar las flechas direccionales del teclado para desplazarte dentro de la galería. En dispositivos móviles, utilice las teclas en pantalla.

3 thoughts on “Blues durante cinco horas

  • Irina, no entendi claramente donde estuvo el blues, digo, usted menciona a unas cuantas gentes que se instalan, o los instalan, como “hacedores” de jazz…. voy, que el jazz para que realmente suene, debe guardar algo de blues, cuestion que no siempre resulta una verdad suprema, pero no son lo mismo. Y entendiendo que el blues es “un muy especial sentimiento volcado en ciertas liricas y cierto esquema melodico y armonico” no hay sitio para esa tristeza de la que se han jactado en endilgarle, no tu unicamente. La musica carece de eso, el creador carece de esa clase de estado animico para componer y ejecutar, asi de simple, tanto como le ocurre al escritor, al pintor, al danzante… el blues escurre por la vena de la protesta, primero social, luego muy intima, siempre protesta, de otro modo no contendria esa carga emotiva: denuncia un estado jodido de las cosas, refiere la necesidad de volver a una normalidad que siempre tiene tintes de felicidad. El blues tambien es muestra de intencion, de añoranza, a veces ya de proyecto en curso. Que haya sido la excusa para hacer un llamamiento a las autoridades jurisdiccionales gringas (para que estas no procesen y sentencien a activistas politicos extranjeros en suelo ajeno), da lo mismo, cualquier motivo para hacer musica y reunir a un tanto de personas para disfrutar esta bien, muy loable y plausible iniciativa… que la proxima juerga tenga como motivo la reforestacion y limpia de los parques de la ciudad, por ejemplo, y porque no, que sea el punto calido para exigir en colectivo un mejor servicio de parte de los transportistas.

  • Graziela.
    Lo de ustedes es hablar sin pensar para no decir una barbaridad.
    Aqui en Miami o en New York actuan pero no pueden cobrar un centavo pues es es lo primero que impone el bloqueo y es uno de los requisitos a cumplir para que los buitres que persiguen estos encuentros culturales no tengan como destruirlos. Para tu conocimiento solo pueden recibir un minimo de dinero para hospedaje y alimentacion.
    Por que vienen? Por que no se quedan?
    Vienen por el intercambio profesional y cultural, ademas de darse a conocer en este mercado que algundia les abrira las puertas.
    Sus perseguidores en Miami no atacarian este intercambio si ellos se quedaran a residir en USA, el problema es que desde que empezaron estos es infima la cantidad de los que piden quedarse y para colmo no los complacen en declaraciones politicas cuando son acediados por la prensa cloaca de aqui. Esa es la verdad.
    Tu preguntas por que no vienen a Miami cantar a los 5?
    Tu crees realmente que si lo hacen les duraria mucho el intercambio, no hay que ser injenuo.
    Hace 1 ano se organizo un dia completo de gran concierto de musica cubana en Miami en una pista de carreras con la actuacion de agrupaciones de Cuba entre las que recuerdo a Van Van, Original de Manzanillo, Pablo FG, Charanga Habanara, Buena Fe, Moneda Dura, Pachito alonzo, Osv y su Talisma, etc y por aqui estaban confirmados Manolin el medico, Isac Delgado y un grupo del cual no recuedo nombre radicado en Europa. Se me olvidan muchos pues seria un concierto de mas de 12 horas en vivo y continuo.
    Su nombre ” Festival de musica cubana”
    Que paso?
    Los censores y anticubanos de Miami se limpiaron con el contrato y los gastos ya incurridos en promocion prohibiendo el concierto apolitico donde solo se escucharia musica cubana.
    Pues bien los que dicen que desean cantar en Cuba como Willi Chirino, G. Estefan y Compania que tambien fueron invitados no respondieron ni defendieron el proyecto.
    Si no son capaces de actuar aqui en Miami junto a orquesta cubanas en un mega evento de musica cubana nunca antes visto fuera de Cuba tu crees que tengan el valor de enfrentar a los extremistas de Miami y actuar alla en la isla. No lo creo eso es bla bla bla…..
    Pues bien suspendieron el evento como suspendieron la acuacion de Pablo FG en un parque de la ciudad de Miami solo por que dicen que el personalmente elogia a Fidel.
    Aclaro, no lo prohibio el pueblo de Cuba aqui, no, fueron los extremistas y batistianos que aqui tienen el poder. El concierto de FG seria gratis y el pueblo de Miami llenaria el parque Amelia.
    Tu crees sinceramente que aqui se pueda hacer un concierto con el permiso necesario de las autoridades para la causa de los 5?
    libertad para los 5cooooooooo..

  • Gracias a Irina por la información. ¿Por qué estos mismos intérpretes, asiduos visitantes de Miami, no organizan este mismo concierto dedicado a Los Cinco en La Florida? Es en USA donde este mensaje es mas importante. A los cubanos de la isla no hay que convencerlos de la causa de Los Cinco. Es como si hubiera un “negocio”: voy y toco en Miami, regreso organizo un concierto por Los Cinco, y empiezo otra vez los tramites para el yuma para los “varos”.y no lo digo por el Bobby, que siempre ha sido un luchador con gran calidad humana y artistica. es un modus vivendi demasiado evidente en el ambiente cultural de la isla.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *